Obsesión y saturación mental para que Guardiola haga al Bayern campeón de clubes
  1. Deportes
  2. Fútbol
SERÍA EL PRIMER EQUIPO ALEMÁN QUE LO GANASE

Obsesión y saturación mental para que Guardiola haga al Bayern campeón de clubes

Guardiola vuelve al Mundial de Clubes con la posibilidad de convertir al Bayern en el primer equipo alemán campeón con el quinto título de la temporada

Foto: Guardiola charla con Dante durante el entrenamiento en Marruecos (Reuters).
Guardiola charla con Dante durante el entrenamiento en Marruecos (Reuters).

Amante de la perfección y de controlar hasta el más mínimo de los detalles. No deja nada al azar. Sabe qué ocurre en cada momento. A Pep Guardiola no se le escapa nada, ni cuando estaba en el Barcelona ni ahora en el Bayern de Múnich. Y cuando se marca un objetivo, pone todo su empeño para lograrlo. Hace cuatro años, el Mundial de Clubes se convirtió en una obsesión para un entrenador que estaba a un título de los seis; tanto que sus jugadores acabaron agotados mentalmente. Guardiola vuelve al Mundial de Clubes y lo hace con la posibilidad de convertir al Bayern en el primer equipo alemán campeón… en lo que sería el quinto título para los de Baviera.

En 2009 consiguió algo que nadie había podido y que, difícilmente, podrá repetirse. Pep Guardiola diseñó un Barcelona que era una máquina de ganar. Competición a competición fueron sumando victorias hasta levantar seis títulos y el Mundial de Clubes fue la guinda al mejor pastel que se ha saboreado en el Camp Nou. Hace cuatro años la hazaña estaba tan cerca que se convirtió en auténtica obsesión y Guardiola llevó el trabajo mental al límite. Muchos apuntan a este agotamiento como el principio del fin de los días de vino y rosas en el vestuario del Camp Nou.

“Preparar bien la final mentalmente es muy importante, pero sobre todo la semifinal. Quiero hablar con el equipo y acabar de prepararlo todo bien”. A Guardiola no se le escapa todo el ruido mediático que acompaña al Bayern de Múnich en marruecos. Si el próximo sábado sus jugadores levantan el título de campeones del mundo de clubes, el club bávaro será el primer alemán que lo hace. Además, supondrá el quinto título de 2013. Jupp Heynckess fue el encargado de poner las bases conquistando Bundesliga, Champions y Copa de Alemania. Tres trofeos que fueron la llave para que Guardiola tropezase ante el Borussia en la Supercopa de Alemania, ganase la de Europa y pueda hacer lo mismo con el Mundial de Clubes quedándose a una conquista de su histórico Barcelona.

Favoritismo frente a los de Lippi

El único lujo que parece haberles permitido es dormir hasta avanzado el lunes antes de su primera toma de contacto en suelo marroquí. Aunque Ribéry recordó que “todavía hay que ganar dos partidos” no dudó a la hora de reconocer que son los principales candidatos al título. Una condición que también comparte su técnico: “El Bayern es favorito, pero el rival es muy, muy complicado, más teniendo a Lippi como rival”.

Pep Guardiola Bayern Múnich Mundial de Clubes Marcello Lippi