Es noticia
"Lo sentimos, España, fue injusto y vergonzoso". Alemania se arrepiente de los pitos a Cucurella
  1. Deportes
  2. Fútbol
'Kicker', el más contundente

"Lo sentimos, España, fue injusto y vergonzoso". Alemania se arrepiente de los pitos a Cucurella

El lateral izquierdo del Chelsea fue una de las novedades de la lista y se ha convertido en una de las revelaciones del torneo. Los alemanes volcaron la ira de su eliminatoria en él

Foto: Cucurella, el lateral izquierdo del torneo. (Reuters/Leonhard Simon)
Cucurella, el lateral izquierdo del torneo. (Reuters/Leonhard Simon)

Seguramente, durante el partido contra Francia, usted no entendió por qué la grada del Allianz Arena pitaba a Cucurella en cada balón. Era descarado. No tenía sentido que fuera la afición española. Tampoco la francesa, salvo que lo hiciera con cada jugador de la Roja (y no lo hicieron). Solo quedaba una opción: la afición alemana. ¿Y por qué? Por la polémica mano en el encuentro de cuartos de final ante la anfitriona.

La imagen era, cuando menos, sorprendente. Y bastante vergonzosa. Duró todo el partido y Cucu, una vez más, completó un partidazo e hizo, nunca mejor dicho, oídos sordos. Secó a Dembelé y se incorporó varias veces al ataque con el sentido que le caracteriza.

¿Quién se esperaba tras la lesión de Gayà que Grimaldo no sería titular? Sobre todo, tras la temporada que ha hecho en el laureado Bayer Leverkusen de Xabi Alonso. Tal vez no ha tenido nada que ver. Igual, De la Fuente ya tenía en mente no convocar al capitán del Valencia y sí a Cucurella.

Foto: Lamine Yamal y Dani Olmo celebran un gol de España. (EFE/EPA/Clemens Bilan)

El perdón de la prensa

La reacción de los pitos al lateral catalán han abierto los principales diarios alemanes. Kicker ha sido el más contundente, definiendo la actitud de la grada alemana como "vergonzosa y contraria a la idea de juego limpio". Era comprensible que, con Alemania de anfitriona, las entradas neutrales más cercanas a la final fueran adquiridas por alemanes. Pero no para hacer eso.

"Es parte del deporte tanto celebrar las victorias como reconocer las derrotas", sentencia Kicker, en lo que ha sido una de las imágenes más bochornosas de la Eurocopa. También la cadena televisiva NTV y el redactor jefe del diario Welt, Ulf Poschardt, se disculparon ante la actitud de sus compatriotas. "Fue antideportivo e injusto", opinó.

Con la actitud risueña y alegre que caracteriza a Cucurella, seguramente los pitos de este martes le entraron por un oído y le salieron por otro. Sabe que está siendo uno de los mejores jugadores del torneo y que es pieza clave en la Selección española. Así que es el momento de que pase el siguiente.

Seguramente, durante el partido contra Francia, usted no entendió por qué la grada del Allianz Arena pitaba a Cucurella en cada balón. Era descarado. No tenía sentido que fuera la afición española. Tampoco la francesa, salvo que lo hiciera con cada jugador de la Roja (y no lo hicieron). Solo quedaba una opción: la afición alemana. ¿Y por qué? Por la polémica mano en el encuentro de cuartos de final ante la anfitriona.

Eurocopa Selección Española de Fútbol
El redactor recomienda