Es noticia
Menú
Paco Alcácer deja en evidencia a Diego Costa, que suma 6 partidos sin marcar
  1. Deportes
  2. Fútbol
el che ha marcado dos tantos en 108 minutos

Paco Alcácer deja en evidencia a Diego Costa, que suma 6 partidos sin marcar

Con pocos minutos en los tres partidos que ha jugado, Paco Alcácer ya ha anotado dos tantos como internacional. En cambio, Diego Costa suma seis encuentros y sigue sin ver puerta. Los del hispano-brasileño son los peores números de un debutante

Foto: Alcácer celebra con Diego Costa el gol del empate (Reuters).
Alcácer celebra con Diego Costa el gol del empate (Reuters).

Una vez más, ha resultado dolorosamente claro que Diego Costa sigue sin estar cómodo en la dinámica de la Selección. O visto de otro modo: la Selección sigue sin hacer que Diego Costa se sienta cómodo. Sea como fuere, lo que es evidente es que el jugador del Chelsea ya ha tenido un margen de error que ha superado con creces sin cumplir las altísimas expectativas creadas sobre su incorporación a la Roja. Desde que debutara con su país de acogida, España, en marzo contra Italia en el Calderón, Costa ha sumado con el de este miércoles seis partidos como internacionaly todavía no sabe lo que es marcar un gol.

Semejante estadística, impropia de un jugador que ha marcado 9 goles en los siete partidos de Premier League que ha disputado, contrasta con los números de otro de los delanteros recientemente incorporados a la dinámica nacional, Paco Alcácer. En muchísimo menos tiempo, el delantero valenciano ya ha demostrado las características que le han llevado a la Absoluta. Ha disputado un total de 108 minutos (sin contar los descuentos de los partidos que ha disputado) y ha anotado ya dos goles. Es decir, un tanto prácticamente por partido. El jugador che ha entrado en la Selección sin el ruido mediático del hispano-brasileño, pero sus números avalan la apuesta de Del Bosque.

La realidad para Costa es ciertamente preocupante. El juego colectivo de España no se adapta ni por asomo a sus necesidades. En un ataque posicional como el que practica Del Bosque, Diego se enreda inútilmente entre los centrales del equipo contrario, sin el más mínimo espacio para aprovechar su característica velocidad y desborde. Tampoco tiene opción de luchar cuerpo a cuerpo con sus oponentes, puesto que los balones apenas le llegan en condiciones. De hecho, uno de los principales problemas de España es la disminución de ocasiones por partido. ¿Cuántas ocasiones claras tuvo España contra Eslovaquia? Realmente pocas y concentradas al final del primer tiempo y al comienzo del segundo.

Y no es porque Diego Costa no lo intente, al contrario. Puede que este partido contra los eslovacos haya sido uno de sus encuentros más completos. Trató de participar más cuando se tenía el balón, y también se le buscó en alguna ocasión con balones largos, donde sí puede demostrar sus cualidades. Incluso generó oportunidades, pero lo que cuenta en estos casos siguen siendo los goles, y estos siguen sin llegar. Desde Italia hasta Eslovaquia, pasando por Holanda o Francia… Todas las selecciones a las que se ha enfrentado el 19 español han sabido cómo frenarle, cómo limitar los daños que ha demostrado tanto en el Atlético como en el Chelsea que puede causar.

Los peores registros de un debutante

Siempre se ha dicho que para un recién llegado a un sitio, la adaptación no siempre tiene por qué ser fácil. Pero si cogemos los números de los delanteros más importantes que han debutado con la Absoluta, los de Diego Costa son, de largo, los peores de todos. No hay ninguno que haya tardado tanto en ver puerta, ni uno. Si comenzamos el recuento desde Carlos Alonso Santillana, el delantero del Real Madrid tardó tres partidos en anotar su primer gol con España. Pero hay otros ejemplos de jugadores que llegaron y besaron el santo desde el primer día. Son los casos de Emilio Butragueño, Julio Salinas, Manolo Sánchez o Fernando Morientes. Todos marcaron en su debut.

Curiosamente, son los últimos tres grandes atacantes de la Selección los que más tiempo necesitaron para estrenarse como goleadores. Raúl González debutó con España en 1996 contra la República Checa, pero tuvo que esperar otros dos partidos (es decir, a su tercero), para marcar con España a Yugoslavia. Posteriormente, Fernando Torres jugaría con España y estaría sin ver puerta los primeros cinco choques que jugaría con la Roja hasta que por fin se desvirgó. Y en el caso de David Villa fueron cuatro los partidos que le llevaron hasta la portería rival. Es decir, que Diego Costa ya lleva, por ahora, un partidomás sin marcar que cualquiera de estos buenos delanteros que mencionamos. Luxemburgo parece un rival propicio para romper el maleficio que le corroe.

Una vez más, ha resultado dolorosamente claro que Diego Costa sigue sin estar cómodo en la dinámica de la Selección. O visto de otro modo: la Selección sigue sin hacer que Diego Costa se sienta cómodo. Sea como fuere, lo que es evidente es que el jugador del Chelsea ya ha tenido un margen de error que ha superado con creces sin cumplir las altísimas expectativas creadas sobre su incorporación a la Roja. Desde que debutara con su país de acogida, España, en marzo contra Italia en el Calderón, Costa ha sumado con el de este miércoles seis partidos como internacionaly todavía no sabe lo que es marcar un gol.

Diego Costa Eslovaquia
El redactor recomienda