EL REAL MADRID GANA 0-3 A LA JUVENTUS

La mofa tras cada chilena de Cristiano Ronaldo: quien ríe el último, ríe mejor

Cristiano Ronaldo consigue, por fin, hacer el gol que tanto se le resistía en un espectacular remate de chilena para firmar su doblete y una victoria que casi le mete en las semifinales

Recuerden esta fecha: martes, 3 de abril de 2018. Es el día en que Cristiano Ronaldo marcó su gol más deseado. Parecía imposible y ya es real. Una espectacular chilena, el segundo tanto de la noche (Juventus 0 - 3 Real Madrid), que le quita las angustias y desvelos. Ya lo puede poner en su colección de goles más increíbles y nadie se podrá reír o mofar de que no tiene la habilidad, elasticidad, coordinación ni calidad para lograr este remate acrobático. Porque si algo tiene CR7 es su cabezonería, orgullo y constancia por superarse. Uno de sus retos era marcar un gol de chilena. Lo llevaba buscando hace años y lo ha conseguido, ni más ni menos, en la Champions y en el campo de la Juventus. Vamos que no es ante un rival menor o una competición de baja audiencia. Que va a dar la vuelta al mundo el gol que le estaba desprestigiando. Cuando no le salía un costalazo, daba una patada al aire o la acción quedaba en una pedrada. Pero ha llegado. El de Turín está a la altura de lo que es un 'crack', porque engancha el balón con la precisión de un fenómeno. Una barbaridad.

La goleada del Real Madrid queda casi eclipsada por la chilena. Más cosas enterró el portugués, además de a la Juve con sus dos goles. Como la suplencia de Bale, que dará que hablar. El galés ha caído en el olvido. No jugó ni un minuto. Los cambios fueron Lucas, Asensio y Kovacic. La suplencia de Bale traerá cola. Pero es el momento de disfrutar del que sigue amortizando su fichaje. Los números asustan. CR7 lleva 24 en los últimos 13 partidos de la Champions y 14 en los nueve partidos de esta edición. Marca, para sus críticos, en los momentos importantes y suele ser el primer gol, que tiene más valor. Cada gol que sube a su casillero suma para que Florentino, atónito en el palco de Turín, tenga que aflojar al final de temporada con la revisión de contrato. Porque si el portugués sigue marcando con esta facilidad y esta espectacularidad, ya no digo si gana la Champions, no tengan dudas de que va a pasar de los 21 millones que gana a más de 30. Por lo menos, al escalón de Neymar, porque es difícil alcanzar los 40 de Messi. Cristiano está poniendo la carne en el asador para justificar que su edad (33 años) no es argumento para no tener la subida salarial.

Cristiano Ronaldo celebra su chilena ante la Juventus en Turín.
Cristiano Ronaldo celebra su chilena ante la Juventus en Turín.

Zidane se entrega a Isco

La chilena de Cristiano también solapa a otro gran triunfador. Isco fue titular. El próximo que vuelva a decir que Isco ralentiza el juego, que se ponga la primera parte de Turín u otros partidos como el España-Italia o el Real Madrid-PSG del Bernabéu. Isco aceleró y revolucionó al equipo en el inicio del partido para dar la asistencia, en el minuto 3, a Cristiano y romper el cerrojo de los juventinos. Isco dinamitó el encuentro con una salida fulgurante y convirtió lo que era un guion para la especulación del juego en un correcalles peligroso. Divertido para el espectador, odiado para los entrenadores tácticos y rácanos que buscan rentabilizar un gol de visitante que es un tesoro. No doy nombres. Pero no es el caso de Zidane, que se vino arriba y le costó manejar el exceso de atrevimiento y riesgo. Sufrió, pero mereció la pena por el resultado y, cómo no, la chilena.

El Madrid tiene que sufrir un descalabro para no estar en semifinales. La eliminatoria la han encarrilado Cristiano y el tercer gol de Marcelo. Para la vuelta no estará Sergio Ramos, que vio una amarilla y cumple ciclo, pero se compensa con la expulsión de Dybala por doble amarilla. El Messi de la Juve marcó las diferencias arriba en el acoso a la portería de Keylor Navas. El costarricense, otro de los que salen reforzados de Turín, por un paradón a Higuaín a escasos metros y demostrando que sus reflejos están intactos y dando más argumentos a Zidane para mantenerle. Dejar la portería a cero es un logro en un partido que tuvo fases de correcalles, y el Madrid se partió por su aceleración y planteamiento desbocado. En este intercambio de golpes siempre suele ganar el Madrid, y más ahora que Cristiano es el amo del área y hace goles que parecían imposibles para sus condiciones. El escultor del portugués ya puede sustituir el busto por la chilena.

El colofón al golazo de chilena y la repercusión que va a tener lo puso Zidane en la sala de prensa: "Esta chilena de Cristiano puede ser uno de los goles más bellos de la historia del fútbol, pero el mío en Glasgow fue más bonito". Interesante comparación, porque el del hoy entrenador del Madrid fue una obra de arte que valió una Champions y que ha dejado el listón muy alto a todos los que vienen detrás y quieren superarlo.

Ficha del Juventus vs. Real Madrid

Juventus: Buffon; De Sciglio, Barzagli, Chiellini, Asamoah (Mandzukic, m.69); Douglas Costa (Matuidi, m.69), Khedira (Cuadrado, m.75), Bentancur, Álex Sandro; Dybala, Higuaín.

Real Madrid: Keylor Navas; Carvajal, Varane, Sergio Ramos, Marcelo; Casemiro, Kroos, Modric (Kovacic, m.82), Isco (Asensio, m.75); Cristiano Ronaldo, Benzema (Vázquez, m.59).

Goles: 0-1, m.3: Ronaldo; 0-2, m.67: Ronaldo; 0-3, m.72: Marcelo.

Árbitro: Cuneyt Cakir (TUR). Mostró cartulina amarilla al local Bentancur (m.26) y a los visitantes Sergio Ramos (m.55) y Kovacic (m.88). Expulsó por doble amonestación a Dybala (m.45 y m.66).

Incidencias: partido de ida de los cuartos de final de la Liga de Campeones disputado en el Juventus Stadium de Turín ante 40.849 espectadores.

Champions

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios