Jaume tapa las grietas del Valencia
  1. Deportes
  2. Fútbol
el joven portero mantiene a flote a su equipo

Jaume tapa las grietas del Valencia

El Valencia, de más a menos, se impuso al Olympique de Lyon gracias a un gol de Feghouli, pero sobre todo a las estelares apariciones de Jaume Doménech. El equipo de Nuno sale a flote en la Champions

Foto:

Sigue vivo en la Champions League. El partido era crucial para el Valencia, en la misma medida que debía servir para que las grietas que aparecieron alrededor de la figura de Nuno comenzaran a ser tapadas. Grietas que estaban golpeando la estabilidad del equipo y que en tierras francesas se cerraron un tanto. Así sucedió gracias, fundamentalmente, a la figura de su joven guardameta. Jaume, desconocido hasta hace unas semanas, dio un vigoroso paso al frente en Lyon, siendo el protagonista con dos intervenciones al final que evitaron el empate. Figura indiscutible en un partido en el que el equipo valenciano se fue diluyendo y casi lo paga muy caro.

El debate de la portería del Valencia queda abierto de par en par. Mathew Ryan ya está de vuelta una vez recuperado de su lesión, pero en su regreso se ha encontrado con un compañero que de un día para otro ha dado un estirón tan imponente que no será fácil que su entrenador le siente en el banquillo. Sus actuaciones hablan por sí solas hasta la fecha, y en Lyon volvió a mostrar categoría cuando tuvo que entrar en acción. Sobre todo al final, cuando evitó el empate con apariciones estelares. Lleva jugados seis partidos y en cuatro de ellos mantuvo su marco a cero.

Notable primer tiempo del Valencia, controlando el balón y el partido. Superó con nitidez a su rival, dando ese paso adelante que exigía su afición. El Olympique no encontró la manera de desconectar a un rival que entró por las bandas, sobre todo por la izquierda, y que por encima de todo no perdió el norte en ningún momento. Sólo en los últimos momentos padeció el equipo de Nuno. En el centro del campo manejaba el juego con Parejo al frente, mientras su rival no encontraba en Valbuena la brújula para cambiar el panorama. El capitán terminó completando un notable encuentro, bien secundado por el Enzo Pérez.

Poste y larguero

En varias oportunidades se salvó el Olympique de milagro de encajar el primer gol. Abdennour fue el primero en aparecer amenazante en un córner, pero su buen cabezazo no encontró premio por centímetros. Poco después era Piatti el que la tenía, pero un pie del guardameta galo evitó el gol. Apenas generaba peligro el equipo local, aunque Jaume apareció a tiempo para salvar, con la ayuda de un poste, al Valencia tras una falta sacada por Valbuena. Primer destello salvador del portero.

El equipo de Nuno, con personalidad, daba más pasos adelante. El poste y el larguero jugaron a favor de la escuadra de Lyon tras remates de Abdennour y Feghouli; el Valencia cada vez se sentía mejor fue éste último el que por fin encontró el premio buscado. Una falta sacada con pícara rapidez generó un fulgurante ataque que liquidó con tino -y algo de ayuda del portero- Feghouli con un perfecto derechazo. La superioridad del Valencia merecía el gol, aunque a última hora el larguero evitó el empate de Lacazette igual que poco después perdonó Ferri.

El habitual paso atrás

El segundo acto fue otra cosa. El Valencia, algo muy habitual con Nuno, dio un paso atrás. Y claro, acabó padeciendo más de la cuenta. Tiró de físico para salirse con la suya. Y poco más. El Olympique acabó rematando hasta en veinte oportunidades, la mayoría tras el descanso, gracias al paso defensivo dado por su rival. Una vez detrás de otra llegó el equipo al área rival, que se libró del empate de casualidad. El Valencia se olvidó del buen trabajo realizado antes, con personalidad y eficiencia, y en este período se la jugó a mantener a buen recaudo el botín ganado en el primer tiempo.

La defensa del Valencia se tuvo que multiplicar hasta el infinito, con un rival que apretaba sin parar. Impecable trabajo de Abdennour -mientras estuvo en campo- y Mustafi, que achicaron sin parar el agua que entraba en sus dominios. El Valencia se la jugó a la ruleta rusa en esta oportunidad; se olvidó de la portería rival y al final la jugada le salió bien. Gracias por encima de todo al joven portero, que en la recta final apareció providencial en dos oportunidades, una por arriba y otra por abajo, para mantener a flote a un equipo que se vuelve a enganchar a la Champions League.

Ficha técnica:

Olympique de Lyon: Lopes; Jallet, Bisevac, Umtiti, Morel (Ghezzal, min.78); Darder (Ferri, min.42), Gonalons, Tolisso, Valbuena; Kalulu y Lacazette (Beauvue, min. 74).

Valencia CF: Jaume; Cancelo, Abdennour (Aderlan Santos, min. 60), Mustafi, Orbán; Javi Fuego, Parejo, Enzo Pérez (Danilo, min. 84); Feghouli, Piatti y Negredo (Rodrigo, min.71).

Gol: 0-1, minuto 42. Feghouli.

Árbitro: Milorad Mazic (SRB). Amonestó a Fuego (min.52), Enzo Pérez (min.63) y Jaume (min.90), por el Valencia, y a Gonalons (min.61), Kyatengwa (min.67) y Ferri (min.90), por el Lyon.

Incidencias: Asistieron cerca de 30.000 personas al partido correspondiente a la segunda jornada de la fase de grupos de la Liga de Campeones disputado en el estadio de Gerland.

El redactor recomienda