Es noticia
Menú
Marco Asensio sigue la táctica utilizada por Isco: avisa al Real Madrid que puede irse libre
  1. Deportes
  2. Fútbol
la opción de agotar el contrato

Marco Asensio sigue la táctica utilizada por Isco: avisa al Real Madrid que puede irse libre

Marco Asensio adopta una posición de fuerza en las negociaciones preliminares de su nuevo agente, Jorge Mendes, con el Real Madrid para dejar claro que puede apurar su contrato

Foto: Marco Asensio celebra un gol mostrando su nombre en la camiseta. (Efe/Chema Moya)
Marco Asensio celebra un gol mostrando su nombre en la camiseta. (Efe/Chema Moya)

Marco Asensio ha mostrado sus cartas en la concentración de la Selección española. El balear deja al descubierto su estrategia. Le queda una temporada de contrato y no descarta cumplirla para marcharse libre. Es la opción que más perjudica al Real Madrid, pero la mejor baza con la que Jorge Mendes, su nuevo representante, puede sentarse a negociar con ventaja ante José Ángel Sánchez (director general ejecutivo del club y mano derecha de Florentino Pérez).

La postura que adopta Marco Asensio es impopular y peligrosa, aunque desde su punto de vista es beneficiosa. Lo que tiene que hacer Jorge Mendes es defender los intereses del futbolista en lo deportivo y en lo económico. El argumento que da Asensio es que quiere tener más confianza y jugar con más continuidad. No le vale con unos meses. No le gusta aparecer y desaparecer. Quiere ser más titular que suplente y adopta una posición firme, como si fuera innegociable. Puede renovar, ser traspasado o quedarse para cumplir el contrato y marcharse libre. Lo ha confirmado en la concentración de España con estas palabras: "Hay una tercera opción, que es quedarme y cumplir el año de contrato que me queda". Es una maniobra de presión. Suena, incluso, a amenaza.

placeholder Marco Asensio en un partido contra el Atlético de Madrid
Marco Asensio en un partido contra el Atlético de Madrid

Las declaraciones no son las más oportunas para empezar una negociación que se va a alargar este verano. El club las interpreta como una manera de mostrar que tiene una posición de fuerza en la negociación. Es el mismo camino que siguió su amigo Isco. El malagueño, cuando tiró la toalla, no hizo nada por renovar y buscar un traspaso que le dejara unos millones en la caja al Real Madrid. Isco, por no hacer nada, no abrió ni la boca. No hablaba con nadie, excepto con su círculo más cercano. Entre ellos se encuentra Marco Asensio. Ahora Isco busca equipo con la ventaja de que puede elegir un buen contrato porque llega a coste cero. Este es el camino que parece seguir Asensio.

Quiere jugar más

La táctica que elige es, desde todos los puntos de vista, impopular. Si finalmente renueva, quedará la sensación de que está exigiendo tener privilegios para tener más minutos en los planes de Carlo Ancelotti. Si no renueva y se queda, la última temporada se le va a hacer dura. Tendrá en contra al público. Jugará cada vez menos, como le sucedió a Isco. Caerá, definitivamente, en desgracia un jugador que enamoró en sus dos primeras temporadas por su frescura, descaro y facilidad para hacer goles y que ahora está endureciendo su postura en los preliminares de la negociación con el club.

Foto: Florentino Pérez en los festejos de la Champions en la Comunidad de Madrid. (Efe/Luca Piergiovanni)

Lo que pide Marco Asensio, deportivamente, no se lo puede garantizar el Real Madrid. Pocos futbolistas tienen asegurado un puesto en el once, a no ser que seas Courtois o Benzema. Ni Modric, que renueva una temporada más y sigue demostrando que es uno de los más determinantes, es fijo. El croata, como otros compañeros, entran en las rotaciones y hay muchos partidos que no los acaba. El caso de Asensio no es nuevo. Quiere continuidad, pero todos los entrenadores que ha tenido han destacado de él su irregularidad.

Es un futbolista con talento, un buen golpeo, pero es intermitente. Esto lo han dicho Zidane, Ancelotti y también Luis Enrique, que lo ha vuelto a convocar para estos partidos de la Liga de Naciones con España. El seleccionador dijo de él que "no nos podemos engañar. En su posición hay muchas bajas". Luis Enrique le llamó como segundo o tercer plato.

La competencia de Rodrygo

La estrategia de Marco Asensio es fácil de entender. Esta temporada no ha jugado todo lo que esperaba y se ha llevado decepciones. En la final de la Champions no disputó un solo minuto. La siguiente, aunque no haya venido Mbappé, puede ser igual porque la progresión de Vinicius y Rodrygo es positiva y se cuenta con la recuperación definitiva de Eden Hazard. Pero es que a Asensio también le ha restado minutos y partidos la presencia de Fede Valverde en encuentros importantes y el joven Eduardo Camavinga, utilizado por el entrenador como revulsivo y jugador que tiene más energía y carácter.

Foto: Jesé sentado en el césped en un partido con la UD Las Palmas. (@JeseRodriguez10)

Marco Asensio parece estar cansado de ser un eterno aspirante y, a sus 26 años, ha contratado a Jorge Mendes para que le saque un buen contrato en el Real Madrid, si renueva, o le busque un equipo que le dé galones y un mejor sueldo. En el Real Madrid, su ficha está en los 3,5 millones de euros netos y no va a ser indiscutible si no tiene una actitud más competitiva. En otro equipo, de los muchos que maneja Mendes, puede llegar con cartel de estrella y asegurarse un mejor salario. Si ya aguanta y se va libre, puede cobrar hasta una prima de fichaje. Asensio puede pensar que está haciendo lo que debe y defiende sus intereses. No es nada malo porque al Real Madrid han llegado libres David Alaba y Rüdiger. Y libres se van Marcelo, Isco y Bale. Cada vez es más habitual que los jugadores apuren sus contratos, se aprovechen de ellos. Como hacen los clubes para reforzarse.

"Al final de la concentración se hablarán las cosas", dice Marco Asensio. Hay mucha tela que cortar entre José Ángel Sánchez y Jorge Mendes porque la postura del club es la siguiente. Asensio está considerado como un jugador importante y ha tenido protagonismo. Esta temporada ha disputado 42 partidos y ha marcado 10 goles. De todos los encuentros, en 24 ha sido titular. Esta es la queja de Asensio, pero también está la parte económica.

Marco Asensio ha mostrado sus cartas en la concentración de la Selección española. El balear deja al descubierto su estrategia. Le queda una temporada de contrato y no descarta cumplirla para marcharse libre. Es la opción que más perjudica al Real Madrid, pero la mejor baza con la que Jorge Mendes, su nuevo representante, puede sentarse a negociar con ventaja ante José Ángel Sánchez (director general ejecutivo del club y mano derecha de Florentino Pérez).

Marco Asensio
El redactor recomienda