Es noticia
Menú
De ser el peor portero del mundo a no salir del gimnasio: la nueva vida de Loris Karius
  1. Deportes
  2. Fútbol
AÚN PERTENECE AL LIVERPOOL

De ser el peor portero del mundo a no salir del gimnasio: la nueva vida de Loris Karius

El portero alemán, mundialmente conocido por su doble fallo en la final de la Champions de 2018 ante el Real Madrid, pasa su condena al olvido en el Liverpool levantando hierro

Foto: Karius, tras el gol de Benzema. (Reuters/Kai Pfaffenbach)
Karius, tras el gol de Benzema. (Reuters/Kai Pfaffenbach)

El 26 de mayo de 2018 algo cambió para Loris Karius. El meta alemán, tras dos años en el Liverpool, se convirtió en el portero indiscutible del club y en uno de los grandes responsables de que el equipo 'red' llegase a la final de aquella Champions... un día en el que el mundo del meta alemán se vino abajo. Ahora, en el más absoluto ostracismo y lejos de los focos, ha encontrado una nueva afición con la que pasar el tiempo mientras llega su oportunidad: el gimnasio.

Real Madrid y Liverpool empataban en una final muy igualada. Corría el minuto 50 cuando Toni Kroos buscó un balón a la espalda de la defensa inglesa que Karius atrapó sin complicaciones... pero, justo ahí, comenzó su calvario. En su intención de sacar rápido para iniciar el ataque, el alemán no se percató de la presencia de Karim Benzema, quien interpuso su pie entre el balón y el destinatario para que, lo que era un saque sencillo, se convirtiera en el primer gol blanco.

Foto: Benzema celebra su 'hat trick' ante el Chelsea. (Reuters/Peter Cziborra)

Pero otro error grosero estaba por llegar: tras el empate de Sadio Mané y el golazo de chilena de Gareth Bale, en el minuto '83 llegaría su condena como portero del Liverpool. En un disparo lejano del galés sin peligro, Karius midió mal, colocó mal sus manos y el balón se volvía a colar manso en su portería. Sus lágrimas al final del choque pidiendo perdón a la afición reflejaban lo ocurrido... y su futuro. Sabía que volver a jugar con el Liverpool sería complicado.

Desde aquella final han pasado cuatro temporadas y no ha vuelto a jugar con el equipo inglés a pesar de seguir en nómina. Dos años cedido en el Besiktas (con 67 partidos a sus espaldas) y otro en el Union Berlín (con solo 5 encuentros) le permitieron seguir disfrutando de minutos en el campo... pero, este año, es diferente. Sin encontrar un equipo en el que jugar, se ha visto condenado al ostracismo en el Liverpool, donde no ha entrado en una sola convocatoria en lo que va de curso.

Los dos fallos de Karius ante el Real Madrid.

Esa situación es la que ha provocado que Karius haya tenido que 'buscarse' un pasatiempo dentro del equipo. Ni en el mercado estival ni en el de invierno ha encontrado club y eso ha provocado que siga en el equipo como tercer portero, tras Alisson Becker y el español Adrián San Miguel. Sin oportunidades sobre el césped, el gimnasio se ha convertido en su gran afición y los resultados no se han hecho esperar: sus últimas imágenes en redes sociales así lo confirman.

Precisamente ahora que tanto se habla de Karius, especialmente tras los 'fallos' de Édouard Mendy y Gigi Donnarumma ante el propio Benzema, el meta alemán no ha dudado en subir una foto a sus redes para mostrar su estado físico, en el que se aprecia un evidente cambio. Mucho más musculado, se puede deducir cómo el arquero del Liverpool pasa sus horas: demasiado lejos del balón y más cerca del hierro del gimnasio, en lo que es su nuevo pasatiempo.

A sus 28 años, es consciente de que está ante su último tren par seguir jugando al fútbol al más alto nivel, aunque para ello deberá de dejar el Liverpool en busca de oportunidades en equipos de menor entidad. Mientras llega esa ocasión, Karius quiere olvidar el pasado y mantenerse en forma, para lo que las pesas se han convertido en sus mejores aliadas. El que fue considerado en su día peor portero del mundo ha encontrado una nueva afición... hasta que pueda volver a disfrutar del balón.

El 26 de mayo de 2018 algo cambió para Loris Karius. El meta alemán, tras dos años en el Liverpool, se convirtió en el portero indiscutible del club y en uno de los grandes responsables de que el equipo 'red' llegase a la final de aquella Champions... un día en el que el mundo del meta alemán se vino abajo. Ahora, en el más absoluto ostracismo y lejos de los focos, ha encontrado una nueva afición con la que pasar el tiempo mientras llega su oportunidad: el gimnasio.

Liverpool FC Karim Benzema Gareth Bale
El redactor recomienda