"Coger el Barça ahora es un marrón": así explican el 'método Xavi' sus rivales
  1. Deportes
  2. Fútbol
Koeman, en la cuerda floja

"Coger el Barça ahora es un marrón": así explican el 'método Xavi' sus rivales

La leyenda azulgrana se coloca como una oportunidad para enderezar el rumbo en el Camp Nou. El catalán coincidiría con seis excompañeros en una plantilla necesitada de cambios

placeholder Foto: Xavi Hernández exhibe la Copa del Rey tras ganar la final frente al Athletic Club, en 2015. (EFE)
Xavi Hernández exhibe la Copa del Rey tras ganar la final frente al Athletic Club, en 2015. (EFE)

“Xavi Hernández está predestinado para entrenar al Barça. Es una leyenda azulgrana y seguro que llegará su momento, pero no hay que quemar balas antes de tiempo”, estas son las palabras del exsecretario técnico y asesor del FC Barcelona, Charly Rexach, al otro lado del teléfono. La llegada del excentrocampista catalán al Aeropuerto de Barcelona-El Prat durante la tarde del lunes junto a 22 maletas desencadenó un estado de alarma entre la afición culé. El actual entrenador del Al-Sadd negó por activa y por pasiva que desembarcase en la Ciudad Condal para negociar con la nueva directiva de Joan Laporta y explicó que venía de vacaciones. Sin embargo, la brumosa situación de Ronald Koeman al frente de la nave azulgrana, con las opciones ligueras sepultadas tras sumar solo 5 de los últimos 15 puntos en juego, ha modificado la percepción del futuro del neerlandés. Hay turbulencias. A Koeman le resta un año de contrato. Pero la respuesta de Joan Laporta gravita sobre el silencio.

placeholder Xavi Hernández rompe a llorar en su despedida del Camp Nou, en 2015. (Reuters)
Xavi Hernández rompe a llorar en su despedida del Camp Nou, en 2015. (Reuters)

"Xavi es una figura enorme en la historia del Barça. Con una manera muy característica de actuar dentro y fuera del terreno de juego. Uno mira esto y solo ve puntos positivos, la duda esta en que...si entra ahora al club, debe hacerlo con todas las garantías de poder hacer funcionar el equipo", valora Josep María Minguella, el hombre encargado de traer a Diego Armando Maradona al cuadro culé. Explosión de júbilo a un lado en caso de producirse en los próximos días, no parece sencillo adueñarse de uno de los banquillos más potentes del panorama europeo en una encrucijada económica que obliga a los clubes a moverse por el mercado con los pies de plomo.

La situación demanda cambios en la plantilla

"La situación actual obliga a renovar a fondo el equipo. Los servicios técnicos del Barça tienen una lista de hasta 14 jugadores para traspasar o ceder; para sacarlos del club, en resumen. Pero si vas a jugar tres competiciones importantes, vas a necesitar sustitutos de calidad. ¿Cuántos podrán colocar? ¿Cuántos de los que tienen contrato en regla querrán salir? ¿Y con qué dinero? Hay muchos interrogantes que hay que responder antes de meter no a Xavi, sino a cualquier entrenador", explica el exagente de futbolistas.

La deuda a corto plazo del Barça asciende a 730 millones de euros y la junta persiste en su empresa de trasladar a largo plazo una cantidad faraónica que estrangula los movimientos de la dirección deportiva. "Jugadores con contratos desmedidos y de rendimiento discreto. Esto es el Barça actual. Si no consigues sacudírtelos de encima, tendrás que seguir con la mayoría de futbolistas que posees. Si no puedes contratar a otros que mejoren lo que tienes...igual te quedas con lo que tienes", apunta Minguella.

Foto: Antoine Griezmann y Philippe Coutinho celebran un gol del brasileño antes de que se lesionara de gravedad esta temporada. (Reuters)

¿Ayudaría un cambio de entrenador? ¿Alquien como Xavi, heredero de Pep Guardiola y admirador de Johan Cruyff? "Es un momento complicado para un equipo que viene de tener años muy duros. Hay muchos jugadores que han compartido vestuario con él y eso es un hándicap. Es difícil imponerse. A Koeman le hablarán de usted, pero a él le tutearán. Si fuese un caso o dos, bueno, pero hay medio equipo", sostiene Rexach.

Los futbolistas son los que deciden

En realidad tan solo son seis jugadores (Marc-André ter Stegen, Gerard Piqué, Jordi Alba, Sergi Roberto, Sergi Busquets y Leo Messi), pero componen la médula espinal de un equipo que cojea en Europa y ya ha perdido el mando en LaLiga por segunda temporada consecutiva. Se comprende el concepto. No obstante, el exrepresentante no lo ve del mismo modo "Esto es menos importante. Son gente experta y que se conoce. Ahora, no sé si luego le costaría más sentar a alguien con el que ha jugado. No hay tantos con los que coincidiera, aunque son los más importantes".

Foto: Leo Messi enfila el túnel de vestuarios al final del encuentro. (Reuters)

En las últimas tres temporadas, el banquillo del Barça se ha convertido en una silla eléctrica donde la cadena siempre se rompe por el eslabón más débil y se cobra técnicos en forma de chivos expiatorios. Sin embargo, la inestabilidad continua y no atiende el factor principal: una plantilla que pide a gritos una remodelación integral. "Si se da este cambio de entrenador, ya sea Xavi u otro, se encontrará con un grupo que está creando problemas a los entrenadores. Nada hace pensar que cambiará todo radicalmente. Mira los números.¡Son tres entrenadores liquidados en tres años -si Koeman acaba saliendo-!", enfatiza Minguella. El exagente sigue: "No digo que los que han dirigido no tengan su responsabilidad, pero los que deciden son los futbolistas. Los que juegan, corren y marcan son ellos".

En esta línea, Rexach valora la función de los entrenadores que han desfilado por el Camp Nou, pero también pone el punto de mira en la plantilla. "Rijkaard, Guardiola, Luis Enrique, Valverde...todos tuvieron éxito en los últimos años. ¿Ahora son todos los entrenadores malos? Igual es que el núcleo del equipo ya no goza de los mismos futbolistas, ha envejecido y los refuerzos (Griezmann, Coutinho, Dembélé...) no han funcionado".

Ante este hecho y las urgencias económicas, parece que La Masia podría cobrar una importancia capital. Algunos futbolistas como Ronald Araújo, Óscar Mingueza, Ansu Fati e Illaix Moriba ya se han asentado en el primer equipo. "Los jóvenes no te van a solucionar los problemas. Cuando entró Guardiola, el Barça tenía a Valdés, Iniesta, Alvés, Puyol, Messi, Eto'o y entonces Pep pone a Pedro y Busquets. ¿Por qué? Porque estaban consolidados, si los pones en una plantilla medio rota como la actual, terminas como el rosario de la Aurora", asevera Minguella.

placeholder Messi y Koeman se cruzan tras la derrota por 1-2 ante el Celta. (Reuters)
Messi y Koeman se cruzan tras la derrota por 1-2 ante el Celta. (Reuters)

"Hay que ir quemando etapas paulatinamente, no disparar balas antes de tiempo. Xavi debería ir viendo posibles fichajes y hacer un equipo que le pueda interesar, no hacerse cargo de un grupo descompensado. Imagina que viene Xavi y no funciona...¿qué hacemos?" Rexach, como la directiva del Barça, no las tiene todas consigo y sabe del riesgo que podría significar utilizar la carta del excentrocampista azulgrana. "Se compara su llegada con la de Guardiola. Pero Pep llegó aquí y cambió dos piezas vitales (Deco y Ronaldinho). Él aquí ha jugado con muchos y hay que cambiar muchas cosas", desliza el exasesor culé. Minguella cree que "Xavi no entrará de cualquier manera. Yo quiero que llegue a ser una referencia en el banquillo del Barça, pero mira Pirlo. La Juve igual no entra en la Champions. Hay que darle los mimbres necesarios".

¿Qué tipo de entrenador es Xavi?

Campeón e invicto en la liga qatarí con 60 puntos sobre 60 en juego, el Al-Sadd de Xavi Hernández ha liderado la liga nacional con mano de hierro en esta última temporada. Con 77 goles a favor (el que más) y tan solo 14 en contra (el que menos), el técnico catalán ha subsanada su primera campaña donde finalizó tercero en el país asiático con un triplete. Ya acumula siete títulos. ¿Pero qué señas de identidad ha tenido su equipo? ¿Cómo encajaría el modelo que ha llevado a cabo en Qatar en el Barça en caso de cerrarse su incorporación? Hablamos con algunos de los que lo han sufrido en sus propias carnes.

placeholder El exazulgrana Xavi Hernández da instrucciones a los suyos en un partido amistoso celebrado en Palamós. (EFE)
El exazulgrana Xavi Hernández da instrucciones a los suyos en un partido amistoso celebrado en Palamós. (EFE)

El director técnico del Al-Ahly y exjugador del Levante y Extremadura, Félix Carvallo, explica algunos de los rasgos más marcados del equipo de Xavi. "Cuando empezó hace dos años implantó el modelo Barça. Un 4-3-3 muy agresivo basado en la posesión de la pelota y una presión tras pérdida extraordinaria". Sin embargo, el dirigente español destaca la capacidad evolutiva del adalid del fútbol de toque: "Este año ha dado un paso más. Ha usado un cuadrado en el centro del campo que le ha permitido tener los extremos muy abiertos y un punta referencia que fija centrales". En esta línea, Carvallo explica que "la novedad es que ha pasado a tener tres defensores -en lugar de cuatro- y ha quitado a uno de ellos para tener más control del juego y situar a su equipo más cerca de la portería rival".

Carlos Alós, exentrenador del Qatar SC, también coincidió con los inicios de Xavi y ha seguido la adaptación del catalán a la liga nacional. "Como entrenador transmite la misma personalidad que tenía como futbolista. Sabe a lo que quiere jugar y ha marcado un estilo muy claro desde el principio". En esta línea, Carvallo destaca que le gusta "estirar a la defensa contraria por fuera para entrar por dentro. Es puro juego de posición al estilo Cruyff." Otro punto interesante es su dirección de campo a través de las sustituciones y los cambios sobre la marcha: "Es muy metódico y te das cuenta rápidamente cuando hablas con él. Lo sabe todo del rival, interviene cuando toca y va a ver en directo a sus rivales", cuenta el director técnico. "¿Una anécdota de Xavi?" Le gusta hablar todo el rato con los árbitros y, del mismo modo, se cabrea mucho con ellos". ¿Y del césped? "Ni una queja, aquí está perfecto", cierra Carvallo.

placeholder Xavi Hernández, en su despedida del Barça. (Reuters)
Xavi Hernández, en su despedida del Barça. (Reuters)

Alós subraya que Xavi quiere dominar desde el pitido inicial. "No le gusta ir a remolque, sino marcar el guion del partido. Esta segunda temporada ha cambiado la disposición de los jugadores, pero no la manera de jugar. Es una persona humilde y sencilla que te trata de ayudar en todo. Huye del tópico de personalidad conocida que marca la distancia". La pregunta es obligada. Especialmente cuando el mito barcelonista se encuentra en su casa y tendrá tiempo de sobra para reunirse con los dirigentes culés durante estas semanas. ¿Es un buen momento para apostar por la carta Xavi?

"Si está preparado solo lo determinarán los resultados. Es obvio que coger el Barça ahora es un marrón y que hay diferenciales abismales con la plantilla que tuvo Guardiola en su día. Messi es 10 años mayor, no están Iniesta, Busquets, Puyol o Pedro...este reto es más apasionante que el de Guardiola", asegura Carvallo. Alós, por su parte piensa que "no existe el momento adecuado para esta oportunidad". El técnico, más bien habla de construir el instante: "El momento idóneo es cuando llega. Entrenar al Barça está al alcance de muy pocos y si alguien reúne los conocimientos, la capacidad y el dominio del entorno que sirve para controlar estas situaciones de viento adverso es Xavi Hernández". Ahora le toca decidir a Joan Laporta. Si forzar el as sobre la manga a riesgo de dinamitar un entrenador de futuro o si dejar correr una opción que una gran parte del barcelonismo ansía.

FC Barcelona Xavi Hernández Joan Laporta