El Madrid se atraganta de nuevo: Zidane tiene 14 días para la expiación o el fracaso
  1. Deportes
  2. Fútbol
La cuesta de enero llega antes de tiempo

El Madrid se atraganta de nuevo: Zidane tiene 14 días para la expiación o el fracaso

Tras la derrota frente al Alavés, el Real Madrid, descolgado en LaLiga, tiene por delante los partidos frente al Sevilla y Atlético de Madrid, además de la clasificación para Champions

Foto: Zidane, en una imagen de archivo. (Reuters)
Zidane, en una imagen de archivo. (Reuters)

El Real Madrid de Zinédine Zidane continúa dando pasos sobre esa delgada línea entre la resistencia y la caída. Valdebebas volvió a ser testigo de una derrota en la visita de un rival a priori factible como es el Alavés y ya van tres encuentros perdidos en su propio feudo en lo que va de temporada. “No tengo una explicación. Y para esta noche tampoco, alternamos buenos con malos momentos”, reflexionó tras el partido el técnico francés. Razón no le falta, pocos días atrás el Madrid había solventado uno de los partidos más importantes de la Champions League sometiendo con rigor táctico a un Inter de Milan incapaz de dar una mínima fluidez a la pelota. La victoria por dos goles a cero en un estadio como San Siro parecía cerrar una nueva crisis en la trayectoria de Zidane como entrenador madridista, experto en apagar incendios, pero el trabajado equipo de Pablo Machín volvió a sacar los colores de los merengues.

Foto: Mariano se lamenta en un ataque del Real Madrid. (Efe)

La polémica arbitral del partido no tapa los problemas de regularidad evidentes que sufre el Real Madrid. De los últimos cuatro partidos que han disputado los de Zinédine Zidane, solo se cuenta como victoria la visita a San Siro. Valencia y Alavés sometieron a los blancos, mientras que frente al Villarreal solo se consiguió un empate. Es decir, el Madrid solo ha conseguido un punto de los últimos nueve posibles en LaLiga. Y como un cohete avanza su vecino, el Atlético, con una inercia de campeón que empieza a recordar a aquel campeonato liguero del 2014.

Emilio Butragueño se mostró resignado a la hora de hablar del partido frente al Alavés, con el tirón al pelo de Marcelo como principal consigna: “Lo del agarrón parece que sí que hay, pero ahí está el VAR. Poco podemos decir al respecto. ¿El penalti de Nacho? Pitó el árbitro y ya está, no insistamos sobre ello”. El tono moderado del director de relaciones institucionales no es el mismo que se transmite desde el club, donde una vez más se habla de enfado por las decisiones arbitrales.

placeholder Mariano lamenta una ocasión fallada frente al Alavés. (Reuters)
Mariano lamenta una ocasión fallada frente al Alavés. (Reuters)

Zidane se enfrenta a un nuevo ciclo negativo en menos de cuatro meses de temporada. El primero lo borró de un plumazo con una contundente victoria de oficio ante el Barcelona (1-3). El Real Madrid se presentó en el Camp Nou tres días después de haber recibido en Valdebebas a un Shakhtar Donest plagado de bajas por el coronavirus, pero que bailó en la primera mitad anotando hasta en tres ocasiones. Ni el maquillaje del 2-3 final pudo borrar la debacle que supuso la derrota en Champions League, bastión madridista. El Clásico fue un golpe sobre la mesa por parte del equipo, pero no un punto de inflexión, poco más de un mes después el crédito de esos tres puntos está dilapidado.

Dos semanas para reengancharse o decir adiós a LaLiga

14 días. Ese es el plazo que tiene el Real Madrid para poder recortar distancias con el Atlético de Madrid. Al final de dicho plazo, el 12 de diciembre, los de Zidane recibirán en Valdebebas al equipo del Cholo Simeone, que a día de hoy y con un partido menos les sacan seis puntos de ventaja. Una derrota en el derbi (y victoria del Atleti en su jornada atrasada) les podría colocar a 12 puntos de los colchoneros y con el gol average perdido. Unas cifras que supondrían, a la práctica, despedirse de competir LaLiga en pleno diciembre.

Para complicar aún más el durísimo calendario al que se enfrenta el técnico francés, en estos 14 días tendrá que visitar el Ramón Sánchez-Pizjuán para medirse al Sevilla de Lopetegui y confirmar su pase a octavos de final de la Champions League frente al Shakhtar Donest y al Borussia M'gladbach, cuanto todavía queda todo por decidir en el grupo en el grupo B.

placeholder Zidane, durante un instante del partido. (EFE)
Zidane, durante un instante del partido. (EFE)

Una cuesta de enero en pleno diciembre que amenaza seriamente la temporada madridista. Se espera que para estos decisivos partidos vuelva al césped Sergio Ramos, el líder que ayer se lamentó en el palco de Valdebebas por el balón al larguero que Isco pegó en los últimos instantes del partido frente al Alavés. Precisamente ambos españoles son protagonistas en la cúpula del Real Madrid y no por un aspecto deportivo. El capitán está inmerso en las negociaciones para extender su contrato con el conjunto blanco, mientras que la continuidad del malagueño está en duda y el club le ha puesto en el mercado.

Foto: Florentino Pérez escucha a Zidane el día de su despedida. (EFE)

Otras bajas sensibles como Karim Benzema o Dani Carvajal podrían volver dentro de poco, aunque tienen complicado estar en el próximo partido de Champions. De momento, no se conoce el alcance de la nueva lesión de Eden Hazard, quien fue sustituido por precaución tras un fuerte golpe frente al Alavés.

Zinédine Zidane Sergio Ramos Emilio Butragueño