"No queremos acabar de cualquier manera"

La cautela de Paco Jémez y el riesgo de que el fútbol sea un "solteros contra casados"

El entrenador del Rayo pide no acelerar el proceso para la vuelta a la acción. Prefiere más días de preparación para preservar la salud de los futbolistas y que los partidos den el nivel que se exige

Foto: Paco Jémez, en el Wanda Metropolitano. (EFE)
Paco Jémez, en el Wanda Metropolitano. (EFE)

Siempre claro, aunque algunas veces le haya costado ciertos disgustos, Paco Jémez, técnico del Rayo Vallecano, tampoco se escondió esta vez y repasó la actualidad del fútbol en tiempos del coronavirus durante una entrevista en Estudio Estadio. "Estamos explorando un camino que nadie ha recorrido. Queremos acabar LaLiga con seguridad y no de cualquier manera. El ritmo lo pone el virus y hay que oírlo, sería un error creer que estamos por encima", comenta. Jémez prefiere no dar por zanjado el campeonato, ha revisado el protocolo de actuación recomendando por LaLiga para la vuelta a la actividad y algunos puntos no terminan de convencerle: "Hay que escuchar a las partes integrantes de este negocio. A mí no me han preguntado. Algunos epígrafes son utópicos. Imagina que arrancamos, hacemos vida normal y uno da un positivo. Las prisas nos pueden echar atrás todo lo avanzado. Si yo me muero, ¿quién se responsabiliza? ¿El autor del protocolo? Hay que perfilarlo bien".

Si el fútbol vuelve tras el parón decretado en marzo, todos los equipos empezarán de cero y las inercias ya no serán una referencia. A este respecto, el canario, que tiene su equipo colocado en undécima posición de la Segunda División (fuera de 'playoffs'), aboga por realizar una pretemporada de tres semanas, siete días mas que los recogidos por el protocoloco de Javier Tebas, y es que la falta de actividad puede haberle pesado a muchos futbolistas. "La gente cree que todos vivimos en una mansión con un jardín de 100 metros cuadrados. Quiero que entres en mi piso, porque para que entres tú me tengo que salir yo. Aquí no hay sitio para entrenar y así están muchos jugadores. Este parón es peor que el de verano porque ahí sales a correr, pasear, celebras una pachanga... Si queréis que esto sea un solteros contra casados nos ponemos a jugar ya, la gente se parará a vomitar en mitad del partido... Vamos a jugar cada 72 horas. Nos vamos a meter en julio y agosto con la calor. No es cuestión de querer más o menos tiempo, sino el necesario. Es preferible esperar y acabar que querer ir con prisa", sostiene con contundencia.

Paco Jémez, durante un encuentro con el Rayo Vallecano esta temporada. (EFE)
Paco Jémez, durante un encuentro con el Rayo Vallecano esta temporada. (EFE)

El técnico no ha sido ajeno a las palabras de Fali, capitán del Cádiz, que se ha posicionado claramente en contra de jugar. "Si las autoridades no son capaces de asegurarnos que no habrá problema, cualquiera está en su derecho a hacerlo", dice. La realidad es que nadie puede prometer nada en el contexto actual. Una vez que los equipos vuelvan a los entrenamientos individuales, siempre según los tiempos que marque Sanidad, se someterán a test diarios, de manera que estarán lo mas controlados posibles, pero riesgo siempre habrá pese a que la situación mejore. "Si pasa algo durante el proceso, ¿miramos a otro lado y seguimos adelante? Al apestado le mandamos a casa. ¿Y si el resto lo tiene? ¿Y si nosotros contagiamos?", esgrime. "Cuando Sanidad nos diga que podemos tirar, tiraremos. El problema es que yo de Sanidad no he oído a nadie poner una fecha, sino de otros estamentos. LaLiga, la Federación, la UEFA... se anticipan. ¿Pero qué autoridad tenéis vosotros?", y se pronunció sobre el debate de los test: "Hay que tener sensibilidad, mucha gente se ha muerto sin poder tener acceso a uno y ahora a los jugadores se los vamos a hacer cada dos o tres días. Si hay test para todos, cojonudo. Como no es así, deben guardarse para quienes verdaderamente lo necesitan".

"Hay que tener dos huevos"

Jémez es consciente de que esta situación cambiará el fútbol tal y como lo conocemos. No habrá animación porque no habrá espectadores. Política de puertas cerradas para evitar la exposición al contagio. "El fútbol sin gente no es fútbol, es una cosa diferente. Si dura meses es un grave problema. Y nos tendremos que adaptar", admitió. Su contrato termina el próximo 30 de junio, como el de muchos otros compañeros y futbolistas de profesión. La FIFA ha recomendado prorrogar las vinculaciones (por las circunstancias) hasta que termine el campeonato doméstico y el canario, que no parece tener ofertas ecima de la mesa en este momento, asegura que no pondrá reparos en ello. Le preocupa más las bajadas salariales y los ERTE y, en este sentido, aprovechó para mandarle un recado a su club: "Legalmente los clubes están en su derecho de ir a un ERTE, pero moralmente no. Un equipo que presenta un presupuesto con 19 millones de superávit y que este año ha traspasado jugadores por 21 millones tiene que tener dos huevos y salir a asegurar el salario de sus trabajadores. No hablo del Barça ni del Atlético, hablo del Rayo, por eso doy esos números. Y sé que hay buena predisposición por parte de los directivos para llegar a un acuerdo, pero me da miedo que no se llegue".

Tajante, como acostumbra, Jémez vuelve a poner el dedo en la llaga sobre algunas de las principales cuestiones que envuelven al mundo del fútbol. Como él, otros muchos se preguntan sobre la idoneidad de retomar la competición ahora, en vez de centrarse ya en la temporada que viene. Holanda ha cerrado, pero LaLiga tiene sus propios intereses, lógicos por otra parte, y no cejará en su empeño de reanudar la actividad. Mayo es clave en este sentido, pero todo hace indicar que el fútbol volverá, aunque sea a regañadientes.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios