el exseleccionador defiende al gobierno

La 'cacerolada' de Vicente del Bosque por las críticas a Pedro Sánchez por el coronavirus

El único personaje del deporte que ha salido a dar la cara por el Gobierno ha sido el exseleccionador. Vicente Del Bosque carga contra los que hacen reproches en un escenario de gravedad

Foto: Vicente Del Bosque, durante una charla en Torrelavega (Cantabria). (EFE)
Vicente Del Bosque, durante una charla en Torrelavega (Cantabria). (EFE)

Entre tanto azote al Gobierno por la gestión del coronavirus, aparece Vicente del Bosque como el abogado defensor de Pedro Sánchez. Habrá quien le califique de insensato con los miles de fallecidos y contagiados que hay en España y, sobre todo, la falta de un plan para anticipar la pandemia a nivel nacional. A Del Bosque (ya ha sido protagonista de la polémica en el inicio del confinamiento) se le conoce como una persona con ideología de izquierdas. Lo que exprese será, para muchos, juzgado como un acto partidista de un votante del PSOE. Aunque lo que indigna al exseleccionador es precisamente esto, que se utilice la crisis sanitaria con fines políticos cuando ningún experto de ningún país del mundo fue capaz de calcular los efectos del Covid-19. Es la ‘cacerolada’ de Del Bosque contra los que critican al Gobierno de España justo en mitad de este huracán.

En este periodo de reclusión domiciliaria que va para cuatro semanas, el único personaje del deporte que ha salido a dar la cara por el Gobierno ha sido el exseleccionador y exentrenador del Real Madrid. En el todos contra Sánchez, hace de contrapeso un Del Bosque que, pese que se exprese con menos vehemencia que otro exseleccionador (Javier Clemente), habla un castellano muy claro y fácil de entender. Igual de directo y contundente que los que castigan a los políticos. Ahí están los duros mensajes de Alfonso Reyes, día sí y día también, o los insultos de García Calvo y otros muchos rostros del deporte (Iván Campo, Salva Ballesta…).

Vicente Del Bosque, en la charla de Torrelavega donde pidió que España esté unida. (EFE)
Vicente Del Bosque, en la charla de Torrelavega donde pidió que España esté unida. (EFE)

Vicente del Bosque, a sus casi 70 años, lo tiene muy claro: la responsabilidad única no es del Gobierno de Pedro Sánchez, como se ha podido comprobar en otros países (Estados Unidos y Reino Unido, por ejemplo) que han tenido que rectificar y entrar por el aro en las fuertes medidas de confinamiento como única solución a corto plazo para hacer descender los contagios. “Desde el más puro sentido común, creo que es mezquino intentar sacar rédito político de esta situación tan grave del coronavirus, con tantas muertes. Nuestros dirigentes han estado a la altura de lo que les decían los expertos”, es una de las tantas reflexiones que hace en una entrevista en ‘Mundo Deportivo’ una persona que prioriza la unión y se pone enfrente de los que pasan factura ante una situación difícil de prever y controlar por la falta de información y, sobre todo, de una vacuna.

Mensaje a Vox

A Del Bosque le indignan los que acusan al Gobierno de irresponsabilidad al permitir la manifestación del 8-M, y pone como ejemplo otros actos deportivos y no deportivos que estaban encuadrados en esas fechas. “Nadie impidió viajar a los seguidores del Atlético de Madrid a Liverpool ni los ingleses dijeron de jugar a puerta cerrada (…) Tampoco se impidió el mitin de Vox en Vistalegre (…) Nadie reparó en el virus para pararlo todo”. Es el paso definitivo que da Del Bosque para ser comprensivo con el Gobierno y la propagación de un virus que, como dice Pedro Sánchez, entra por cualquier frontera y no conoce de colores políticos. “No quiero cargar contra el Gobierno porque creo que no tiene la culpa. Los políticos al final hacen caso de lo que dicen los expertos y nadie en el mundo, ni los expertos, se esperaba esto, al ser un virus nuevo”, es la postura del exseleccionador que, como ya le ha sucedido en otras ocasiones en asuntos deportivos relacionados incluso con el Real Madrid (hay quien duda de su madridismo por su mala relación con Florentino Pérez), le genera polémicas.

La ‘cacerolada’ de Vicente del Bosque es contra los que hacen reproches en un escenario de la gravedad actual, donde tendríamos que estar más unidos que nunca. Es valiente y, sobre todo, mayor e independiente para decir lo que considera oportuno y pedir que se rebaje la tensión con que otros políticos y críticos azuzan a Pedro Sánchez.

Su visión, cuando recuperemos la normalidad, es que España será, todavía más, un país dividido. Esto le duele al exseleccionador. “Siempre he abogado por el diálogo y ahora tengo la sensación de que vamos a salir de esto más divididos como país y sociedad. Las desgracias deben unir y no desunir”, es la enseñanza que empieza a sacar de esta pandemia y la radiografía (dolorosa) que hace de nuestro país. Cuando habla de salir más desunidos, ¿se refiere a la postura del partido de Santiago Abascal? Por ahí van los tiros.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
75 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios