HASTA EL 30 DE JUNIO DE 2020

Odriozola se marcha cedido al Bayern (y por qué tiene buenos padrinos en el Real Madrid)

En el Real Madrid tocó fondo. Le ha resultado imposible arañar minutos en las masivas rotaciones de Zidane. Odriozola se va cedido para recuperar la ilusión y el tiempo perdido

Foto: Álvaro Odriozola, durante el partido del Real Madrid en Mallorca. (EFE)
Álvaro Odriozola, durante el partido del Real Madrid en Mallorca. (EFE)

Hay que darle un empujón a la carrera de Álvaro Odriozola. Lleva demasiado tiempo a la sombra de Dani Carvajal y en el club se han activado los mecanismos para encontrar una buena salida. No es una venta, porque se trata de uno de esos jóvenes talentos por los que apostó la nueva política de fichajes. Reinier Jesus es el último en entrar en el modelo deportivo de Florentino Pérez. Hay que volver a lanzar su carrera con una cesión. A la espera de que coja otra vez vuelo y pueda regresar al Madrid. Por ello, el lateral derecho se marcha cedido al Bayern de Múnich. Nada despreciable. Pasar del Real Madrid a un equipo como el Bayern tampoco se puede considerar un paso atrás. Odriozola lo ha logrado gracias a la gente que tiene detrás o trabaja para él. Una agencia de representación (Best of You) con buenos contactos dentro del club blanco.

Entre todos, han analizado la situación de Álvaro Odriozola. Iba a peor según pasaban los meses. Invisible a ojos del cuerpo técnico. Ni con el regreso de Zinédine Zidane ha sido posible que tuviera más continuidad. Para el entrenador francés, era uno de esos jugadores prescindibles. Está en el grupo de los Mariano y Brahim Díaz. En el caso de Odriozola, la sensación que queda es que no ha estado a la altura de la exigencia del Real Madrid. Su último partido en Liga fue contra el Mallorca (19 de octubre). Expulsado y con derrota. Desde ese día, enterró sus opciones de ganarse la confianza de ZZ. Ahora, se macha cedido hasta el 30 de junio de 2020 al combinado bávaro.

Más de un año y medio después de su contratación, no ha conseguido coger el puesto de titular en el lateral derecho. El problema tiene fácil solución. Odriozola es un tipo afortunado. El guipuzcoano tiene buenos padrinos para recuperar la ilusión por volver a jugar en el fútbol de élite. Se lo tendrá que ganar, como todos. Pero lo que está claro es que en el Real Madrid había tocado fondo. Le ha resultado imposible arañar minutos en las masivas rotaciones de Zidane. Se ha tenido que buscar otro equipo y otro entrenador con el que poder reengancharse a la dinámica de la alta competición. Recolocarlo en el Bayern de Múnich se puede considerar un éxito para el rendimiento tan pobre que ha ofrecido en el más de año y medio que lleva en el Madrid.

Lo duro de quitarle el puesto a Carvajal

La cesión es un nuevo balón de oxígeno para un futbolista que llegó al Real Madrid con el cartel de estrella. Era una época en la que alcanzó la Selección absoluta. Tenía la confianza de Julen Lopetegui y pudo entrar en la lista de convocados para el Mundial de Rusia. Se frotó las manos con el fichaje de Lopetegui por el Real Madrid. Odriozola, que en su presentación tuvo de anfitrión a Álvaro Arbeloa (otro hombre de club y cliente de la agencia Best of You), tenía el camino preparado. Faltaba batirse con Carvajal. No lo consiguió ni con Solari y menos con Zidane. Lo de Carvajal tiene otra dimensión. No le han quitado el puesto de titular dos de los últimos fichajes que venían a hacerle competencia. Ni Danilo (por el que se pagaron 30 millones de euros al Oporto) ni Odriozola (costó 35 millones de euros a la Real Sociedad). El siguiente en probarlo tiene que ser Achraf (cedido en el Borussia Dortmund).

Odriozola, en Son Moix, contra el Mallorca. (EFE)
Odriozola, en Son Moix, contra el Mallorca. (EFE)

"El reto no me da ningún miedo. Tengo mucho respeto por Dani, pero yo vengo aquí a triunfar y a pelear. Al club más grande de la historia no se le puede decir que no. Es como cuando eres niño y tu padre te pregunta si quieres ir a Disney. ¡Por supuesto que quieres ir a Disney!", fueron las palabras con las que se presentó Odriozola, en julio de 2018, con la sensación de que podría convertirse en uno de los referentes del equipo madridista. No lo ha logrado. No es fácil, como se ve, triunfar en el Real Madrid. La cesión es una solución de emergencia para que no se estanque uno de los fichajes que prometían y que no ha funcionado como se esperaba. El aparato de rescate, dentro y fuera del club, hace posible que no pierda la temporada en el Real Madrid y que trate de volver a brillar en el Bayern de Múnich.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios