la pesadilla de belga

El miedo de Eden Hazard, la maldita lesión y cómo en el Real Madrid le levantan el ánimo

El estado de ánimo del belga no ha sido bueno en las últimas semanas. Le ha tocado a Zidane, los compañeros y también a Florentino levantar la moral de un jugador que está tocado por su baja

Foto: Eden Hazard se retira lesionado en el partido contra el Paris Saint Germain en el Bernabéu. (Efe)
Eden Hazard se retira lesionado en el partido contra el Paris Saint Germain en el Bernabéu. (Efe)

No puede regresar con miedo. Este es el único objetivo que se marca Zinédine Zidane con Eden Hazard y una lesión que se califica de maldita. Recuperar a uno de sus mejores futbolistas en plenitud, confianza y energías. El estado de ánimo de la estrella no ha sido bueno en las últimas semanas. Le ha tocado a Zidane, los compañeros y también a Florentino levantar la moral de un jugador que está tocado por su baja. Le costó coger su peso ideal para dar su mejor versión, adaptarse al cambio de equipo, los nuevos compañeros y la competición. Cuando tenía la forma idónea y empezaba a sobresalir llegó el varapalo.

En el Real Madrid no aseguran que Hazard puede estar listo para participar en la Supercopa de España que se disputa en Arabia Saudí (del 8 al 12 de enero). Es la prueba de que el belga se recupera de un percance más grave de lo que pareció cuando sufrió la entrada de su compatriota Meunier, el 26 noviembre, en el partido contra el Paris Saint Germain disputado en el Bernabéu. La microfisura en el tobillo derecho ha sido un quebradero de cabeza para el futbolista, los médicos y Zidane. Se valoró la posibilidad de tener que pasar por el quirófano. Una solución que habría prolongado la recuperación y habría supuesto un duro golpe para el futbolista.

Hazard pugna por un balón ante Icardi en el partido contra el PSG. (Efe)
Hazard pugna por un balón ante Icardi en el partido contra el PSG. (Efe)

No hay fecha para que Hazard esté de vuelta en la competición. Dependerá de su evolución física y psicológica. La primera parte tiene que ver mucho con la fuerza de voluntad y sacrificio del paciente. Hazard lleva semanas esforzándose duro en el gimnasio. Hace un trabajo de fuerza para recuperar el tono muscular después del parón en el que tuvo que estar en reposo y con las muletas. La clave, según los especialistas, es que que cuando tenga el alta médica sienta que está como antes de la lesión (estaba fino, ágil, fuerte y acoplado). Con la seguridad de que puede ir fuerte y sin miedo al balón. Hazard no puede regresar con miedo. Es una lesión que deja secuelas por tratarse de una zona en la que tiene una placa de titanio de una antigua lesión cuando era jugador del Chelsea.

El precio que paga el equipo

Eden Hazard quedó tocado, como no puede ser de otra manera, con la entrada que sufrió en el partido contra el Paris Saint Germain. De esto hace ya un mes y los pronósticos apuntaban a que tenía posibilidades de reaparecer en el Clásico del 18 de diciembre. Sus esperanzas se desvanecieron cuando comprobó que unos días antes sufría molestias y unos dolores cuando seguía el plan de recuperación. Los médicos se curan en salud y aseguran que tiene que ir despacio. Sin prisas, ni fechas. Una postura que sigue al pie de la letra el entrenador del Real Madrid. A Zinédine Zidane le ha roto los planes una baja que se está prolongando en el tiempo y que entiende que puede ser prioritario la recuperación psicológica. Regresará cuando esté convencido de que puede estar fuerte y estable. Cuando no transmita sensaciones negativas y pasé una serie de test físicos que garanticen que no corre el riesgo de una recaída.

Es una mala noticia en el club que Eden Hazard no esté disponible para la Supercopa de Arabia. El Real Madrid juega el 8 de enero contra el Valencia. La otra semifinal es la que enfrenta al Atlético de Madrid contra el Barcelona. El primer partido del año es cuatro día antes, el 4 de enero, en Getafe. Otra cita que se califica de alto nivel. El Real Madrid acabó el año echando de menos la aportación de Eden Hazard en los partidos contra el Valencia en Mestalla, el Barcelona en el Camp Nou y el Athletic de Bilbao en el Bernabéu. La falta de gol, con un solo tanto en los tres partidos (el marcado por Benzema en el minuto 95 en Valencia), dejaron en evidencia los probelmas de claridad, profundidad y efectividad en el área rival. Con Hazard se había encontrado la fluidez. La definición y más colmillo en los metros finales. Sin el belga, volvió el atasco y los ataques más previsibles.

Es el diagnóstico que hace Zidane y con el que tampoco quiere poner excusas por los últimos resultados en los que se habla de los fallos arbitrales en el Clásico y los postes en el encuentro contra el Athletic de Bilbao. Zidane quiere recuperar al mejor Hazard (el de la rabona en Ipurua). No hay fecha de vuelta y esperará el tiempo que haga falta. Se niega a que se hable de un fichaje en el mes de enero, con el riesgo de que el belga no esté de vuelta en su mejor versión hasta principios del mes de febrero (el día 1 es el derbi contra el Atlético de Madrid en el Bernabéu). El mes de enero se puede echar de menos a Hazard en el Madrid, pero en febrero llegan compromisos de altísimo nivel como el derbi y el enfrentamiento contra el Manchester City de los octavos de final de la Champions. Inmediatamente habrá un nuevo Clásico (1 de marzo). Zidane no quiere que Hazard se sienta presionado con su regreso. Bastante ha sido su decepción y le cuesta superar una lesión que se califica de maldita.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios