el solvente lateral francés, la última baja

La crítica que Zidane no acepta y cómo se enciende la alarma con Mendy

Lo del Real Madrid con las lesiones es un calvario. Lo llamativo es que Zidane utilice la baja de Mendy para justificar por qué dio el día libre a la plantilla tras el batacazo en París

Foto: Zidane, en la sala de prensa con gesto de preocupación cuando se le habla de los motivos de las lesiones. (EFE)
Zidane, en la sala de prensa con gesto de preocupación cuando se le habla de los motivos de las lesiones. (EFE)

Son ya 10 lesiones musculares las que suma el Real Madrid desde que comenzó la pretemporada, y aunque Zidane se esmere en justificar que es algo habitual en todos los equipos, resulta complicado entender lo que está sucediendo. En la semana del derbi, se queda sin laterales izquierdos. Al convaleciente Marcelo se une la baja de Ferland Mendy, que tras el exigente partido en Sevilla vuelve a visitar la enfermería. El francés, según el parte médico del club, sufre una lesión muscular en el aductor de la pierna izquierda (¿dos semanas de baja?). Es la segunda lesión en el Madrid de la apuesta de un entrenador que se gastó 48 millones de euros en este lateral del que Florentino Pérez dice que es el mejor de Francia. Sin Mendy ni Marcelo, a Zidane le toca recurrir a Nacho, uno de esos comodines que por su versatilidad y buena actitud juegan en cualquier puesto de la defensa.

Lo del Real Madrid con las lesiones es un calvario. Diga lo que diga Zidane. Lo llamativo es que el entrenador utilice la baja de Mendy para justificar por qué dio el día libre a la plantilla tras el batacazo en París. Una crítica que no le gustó nada y no acepta. Era una cuestión de planificación para dar descanso a los futbolistas y evitarles más carga de trabajo, según ZZ. Por lo que se ve, no ha funcionado, desde el punto vista físico, todo lo bien que se podía esperar porque Mendy vuelve a caer lesionado. A Zidane se le criticó que el equipo no trabajara el día después de la derrota en el Parque de los Príncipes más por una cuestión de mala imagen. Algunos pensaron (incluyendo parte de la directiva) que cómo podía ser que con el caos táctico que se vio ante un PSG sin sus tres estrellas (Neymar, Mbappé y Cavani), el entrenador no reuniera de inmediato a sus jugadores para solucionar los problemas...

Ferland Mendy, durante el partido contra el Sevilla. (EFE)
Ferland Mendy, durante el partido contra el Sevilla. (EFE)

A la vuelta de la esquina estaba otro duro encuentro. El partido contra el Sevilla podía meter a Zidane y su proyecto en crisis. Vista la buena reacción en el Sánchez Pizjuán y la mejoría de un equipo que sacó adelante el triunfo desde una buena defensa, se le puede dar la razón al técnico: los jugadores necesitaban descanso para darse la paliza que se dieron ante el equipo de Lopetegui. Pero cómo se explican tantas lesiones, que Mendy, un chico joven, con energía y una buena condición física, sufra otra. Algo está sucediendo en la planificación y entrenamientos físicos y de recuperación que no se está haciendo bien.

Esta plantilla tiene un déficit en la preparación física que no le permite competir a una altísima intensidad. Cuando lo ha intentado, ha perdido efectivos por lesiones, se ha desfondado el equipo en las segundas partes —como contra el Valladolid y el Levante en el Bernabéu— o ha tenido dificultades para ser un bloque en el que todos trabajen. El triunfo ante el Sevilla se celebra como el éxito de un equipo, pero las consecuencias son otro lesionado.

Fundidos

Zidane quiere restarle importancia cuando, antes de jugar este miércoles contra Osasuna, dice que no está "preocupado", pero a la vez reconoce que le "molestan las lesiones". Como para no molestarle cuando esta plaga afecta a Modric, Marcelo, Isco y también han caído Jovic, Rodrygo, Militao, James... Por una cosa u otra, el principal enemigo del Real Madrid están siendo las lesiones, y esto no deja ser relevante cuando Zidane pide intensidad, sacrificio y mucha energía. No son buenas noticias si hay jugadores que en el inicio del otoño dan síntomas de estar fundidos.

Si el Real Madrid quiere tener un equipo capaz de competir por todo, tiene que revisar lo que está sucediendo en la preparación física, donde se fichó a un especialista francés, Dupont, con fama de científico. Vino a resolver problemas en la prevención de lesiones y poner a los futbolistas como aviones y los resultados no le dan, de momento, la razón. Pese a que Zidane pretenda justificar este calvario por la cantidad de partidos que se acumulan cuando el calendario aprieta. Curiosamente, es Gareth Bale, el jugador con fama de frágil y futbolista de cristal, uno de los que mejor salud tienen. Alguien tdebe asumir la responsabilidad de tantas lesiones.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios