LA ESTRATEGIA PARA DISTRAER

El farol de Zidane con Pogba para distraer con los fichajes en el Real Madrid

En el Madrid no tienen un muro de contención para que la prensa internacional deje de hablar de sus fichajes y los millones que tiene que gastar Florentino. Zidane disimula

Foto: Zidane elogió a Pogba en la rueda de prensa del sábado. (EFE)
Zidane elogió a Pogba en la rueda de prensa del sábado. (EFE)

Zidane entra en el juego de los fichajes para marcar la estrategia que necesita el club y se marca un farol con Paul Pogba. Está el Real Madrid en la pretemporada más larga de los últimos años por culpa de la eliminación en la Champions contra el Ajax de Ámsterdam y se suceden las noticias en el mercado de fichajes. Un día es Mbappé, otro Sadio Mané y en este horizonte sin objetivos deportivos cazan a la mano derecha de Florentino, José Ángel Sánchez, reunido con el agente de Luka Jovic, Pjanic y Koulibaly. Desde la concentración en la Selección francesa llega el descarado guiño de Pogba y Courtois reconoce que a Hazard le gustaría jugar en el Real Madrid.

En el Madrid no tienen un muro de contención para que la prensa internacional deje de hablar de sus fichajes y los millones que tiene que gastar Florentino. Seguir en la competición europea lo tapaba todo. No tienen otra opción que convivir con las informaciones del gasto de millones de euros que se desembolsarán por unos y otros futbolistas, rumores y especulaciones con las salidas y las llegadas en un periodo que se hará interminable. El problema en el que se ha metido el club por culpa de una mala planificación que tiene al equipo sin poder ilusionar a los aficionados y tener en rutina a la prensa en los meses decisivos de la temporada. De finales de marzo a agosto esto se va a hacer muy largo y la postura de Zidane, después de dos semanas de parón por las selecciones y el aluvión de fichajes, es el de seguir la corriente de los fichajes.

La única estrategia que tiene el Madrid o parece entender que le conviene es distraer con los fichajes. Con un descafeinado partido entre el Real Madrid y el Huesca lo inteligente es mirar hacia el futuro y dibujar una sonrisa de esperanza. Para esto Zidane es el idóneo y si, además, se suma al carro de los fichajes puede parecer hasta que escampa. Serenar e ilusionar son virtudes de Zidane para ganar tiempo en un club que trabaja con más tensión que la sonrisa de su entrenador. Y si hace falta, Zizou se marca un farol y le abre las puertas a Pogba. La puesta en escena de Zidane es la lógica de un proyecto acabado en el mes de marzo y del que él también asume su parte de culpa por haberse ido con despecho y sin avisar. Al mal tiempo, buena cara. Así se lo toma Zidane y es mejor verle que aparenta no estar preocupado que serio porque eso significaría que Florentino no le está haciendo caso.

Si Zidane quisiera realmente a Pogba lo peor que puede hacer es abrirle la puerta y alimentar su fichaje. Enfadar al Manchester United con este tipo de declaraciones no es una postura muy inteligente. Desestabilizar a los ingleses es un error. Tienen el dinero como castigo o pueden ser tan peligrosos como el Paris Saint Germain –al que tanto respeta Florentino Pérez– y si le tocas un jugador te pueden devolver con la misma moneda. A no ser que Zidane se tire un farol y su objetivo sea otro jugador y lance el cebo de Pogba para beneficio del club que tiene que presionar para que ese otro fichaje le salga más barato. Si hubiera algo cierto con Pogba sería extraño ver a Zidane sonriendo. Hay que disimular y distraer: así lo han entendido en el Madrid. Es pronto para saber por dónde van los tiros.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios