Es noticia
Cómo la huída de Zidane frustró el fichaje de Ceballos por el Betis
  1. Deportes
  2. Fútbol
LA INTRAHISTORIA DE LA SITUACIÓN DEL utrerano

Cómo la huída de Zidane frustró el fichaje de Ceballos por el Betis

Dani Ceballos, tras pasar un año en blanco a las órdenes de Zidane, cuenta para Julen Lopetegui. El motivo del ostracismo con el francés era por un asunto pendiente con José Ángel Sánchez

Foto: Dani Ceballos celebrando un tanto. (EFE)
Dani Ceballos celebrando un tanto. (EFE)

Si hay alguien que lamentó la marcha de Zinedine Zidane del Real Madrid ese el Betis. El conjunto verdiblanco vio como la salida del técnico francés frustró uno de los fichajes en el que más ha trabajado el equipo sevillano en los últimos meses: Dani Ceballos. Al marcharse Zizou, toda la operación que habían negociado los dos clubes se vino abajo cuando el nuevo entrenador, Julen Lopetegui, comunicó al club que contaba con él.

Ceballos fue víctima de la 'lucha' que mantenían Zidane y el director general del Real Madrid, José Ángel Sánchez. Mientras el presidente se ocupaba de los fichajes 'galácticos', su mano derecha era el hombre encargado de cerrar la llegada de refuerzos de clase media y jugadores de fondo de armario para complementar la plantilla madridista.

Zidane le pidió un central o en su defecto un jugador de mediocampo con aptitudes defensivas para equilibrar una plantilla en la que solo Casemiro presentaba ese perfil en la medular. Sin embargo, Sánchez se encaprichó por Ceballos tras su exhibición con la Sub 21 y negoció su fichaje pese a la oposición del técnico. El enfrentamiento fue muy sonado en las oficinas del club, hasta el punto que Florentino Pérez tuvo que mediar entre ambos porque la situación se hizo insostenible.

Foto: El Madrid sigue sin equipo femenino. (EFE)

Al final se cerró la contratación del jugador verdiblanco contra la voluntad de Zidane, que había advertido que no entraba en sus planes porque esa posición ya estaba cubierta por jugadores como Isco y Asensio y no iba a quitarles minutos en beneficio de un tercero. Así que Ceballos llegó al Madrid con el peor escenario posible: convirtiéndose en causa de enfrentamiento entre el entrenador y el director general. El internacional español no dispuso de oportunidades, como había advertido Zidane durante la temporada, completando un año frustrante que le llevó a buscar una salida en primavera. Y ahí apareció el Betis de nuevo.

Traspaso con opción de compra

Ante la posición inamovible del entrenador, el Real Madrid acordó traspasar al jugador al Betis por el mismo importe que había pagado el verano anterior (16 millones), pero esta vez los blancos se reservaban una opción de recompra porque desde el club se cree en el potencial del jugador. Lo más farragoso de la negociación fue acordar la forma de pago de ese dinero, acuerdo al que se llegó tras rechazar una propuesta inicial verdiblanca. La intención de los dirigentes madridistas era mandar un par de temporadas a Ceballos al Betis para que siguiera creciendo en un entorno más cómodo para él y esperar a que se produjese la salida de Zidane para recuperarlo y evitar una situación parecida a la vivida.

Foto: Kilian Jornet en el campo base del Everest.

El acuerdo era firme hasta que Zidane sorprendió a todos anunciando su marcha del Real Madrid, lo que varió el escenario para el futbolista. El club de Chamartín frenó entonces su marcha, a la espera de la llegada de un nuevo entrenador. Después de cinco negativas (Pochettino, Löw, Allegri, Klopp y Nagelsmann), Lopetegui dio el sí a Florentino Pérez a horas del inicio del Mundial. La llegada del exseleccionador suponía una inyección de moral para Ceballos, al que Lopetegui conocía bien y por el que había apostado siempre en las categorías inferiores. La primera conversación entre ambos confirmó las sospechas béticas: Ceballos no iba a salir del Real Madrid. Lopetegui prometió al jugador protagonismo en la nueva temporada, especialmente tras la salida de Cristiano Ronaldo, y el futbolista dio el visto bueno a seguir en el Bernabéu. Se dio el caso de que el Sevilla preguntó por Ceballos tras perder a Mariano, al que el Madrid repescó del Lyon activando una cláusula de su contrato cuando estaba cerrada su marcha a Nervión.

La operación no llegó a buen puerto y el Real Madrid ofreció al Betis a otros jugadores que tenía en cartera como Omar Mascarell, Borja Mayoral y algún canterano del Castilla. El Betis agradeció el ofrecimiento, pero lo rechazó y se centró en la contratación de otros jugadores como Inui, Canales, William Carvalho, Rafinha o Lo Celso.

Esa es la historia de un fichaje que el Betis acariciaba hasta que Zidane se despidió abruptamente del Real Madrid, haciendo saltar por los aires de paso el regreso de Dani Ceballos al Villamarín en una operación en la que había acuerdo total entre ambos equipos. Un episodio que se lamenta desde la orilla verdiblanca y se festeja desde el lado blanco.

Foto: Sergio Ramos y Luis Enrique conversan antes de un partido. (Reuters) Opinión
Dani Ceballos Julen Lopetegui Zinédine Zidane Real Betis José Ángel Sánchez
El redactor recomienda