vive su peor momento en el banquillo

El señalado Zidane se juega la temporada y su futuro en 12 partidos

El Real Madrid vive un complicado momento. Diferentes grietas empiezan a aflorar en el interior del vestuario que lidera Zidane. El francés, cada día más señalado

Foto: Zinedine Zidane, cada día más señalado. (EFE)
Zinedine Zidane, cada día más señalado. (EFE)

Zinedine Zidane vive su momento más complicado como entrenador del Real Madrid. El mal juego del equipo y las críticas que ha recibido han torcido el gesto tranquilo el francés, que ha llegado a atacar a la prensa por primera vez desde que es técnico del conjunto blanco. "A mí me ha gustado el equipo en el último partido. Hay que escuchar un poco lo que digo. Sí, estoy cansado de oir que el Madrid está mal, pero no lo voy a cambiar y no lo quiero cambiar. Es muy fácil en vuestra posición decir que todo está mal y y tú sabes que no todo es negativo. Es muy bonito hablar en negativo del Madrid, vende más", declaró el francés este viernes.

La mala marcha en la Liga del equipo, que ya ha perdido 19 puntos esta temporada, por los 21 que perdió en toda la pasada campaña, ha provocado que el Real Madrid se haya despedido del título en enero. Con el Barcelona a 16 puntos, la Liga está perdida. Pese a ello, Zidane insiste en ser optimista: "Nosotros no tenemos que mirar y escuchar lo que se dice. Es muy difícil porque hoy en día todo lo que se dice del Real Madrid es negativo. Yo no lo veo así, pero la situación es lo que hay. Hay que sacar lo positivo, que es que estamos vivos en todas las competiciones. Nosotros no estamos tan mal como se dice. Tenemos que buscar la energía positiva y seguir adelante".

Pero lo cierto es que la temporada del Real Madrid, y más con el Mundial a la vuelta de la esquina y los jugadores pensando en llegar en su pico de forma a Rusia, se limita a 12 partidos. Después de ganar las Supercopas de España y Europa y el Mundial de Clubes, el Real Madrid está vivo en Copa y en Champions. Para ganar ambos títulos el cuadro blanco debería jugar 12 partidos, 7 en Champions y 5 en Copa. Teniendo en cuenta que los futbolistas administrarán sus esfuerzos para estar en estado óptimo en junio con sus selecciones, Zidane se juega la temporada y su futuro en el Real Madrid en 12 partidos.

Florentino Pérez, cada vez más distanciado de su entrenador. (EFE)
Florentino Pérez, cada vez más distanciado de su entrenador. (EFE)

Distanciamiento con Florentino

El francés, como adelantamos en El Confidencial el pasado 5 de junio, renovó su contrato hasta 2020 tras la consecución de la Champions. Sin embargo, los últimos acontecimientos que se están viviendo y las declaraciones del técnico invitan a pensar que su salida se producirá antes. La rueda de prensa en la que advirtió, respecto al fichaje de Kepa, que "no necesito el fichaje de un portero", sentó muy mal a Florentino Pérez.

El presidente se había reunido con el técnico en las últimas semanas y había 'pactado' con Zizou la llegada de Kepa en este mercado de enero. El entrenador insistió en su apuesta por la titularidad de Keylor Navas, pero asumió que el vasco ocuparía el puesto de Kiko Casilla en la plantilla. Pero las manifestaciones del técnico han distanciado al banquillo de la presidencia del club. Algo que se ha complicado aún más con la noticia de la lesión del portero, que podría estar de baja tres meses.

Y el problema realmente preocupante para Zidane está en el vestuario. Después de ganar la Liga pasada involucrando a todo la plantilla dando oportunidades a todos con la BBC y el equipo B, esta temporada la marcha de Pepe, James y Morata ha provocado un desequilibrio en el equipo que le ha hecho apostar por mantener siempre al mismo equipo titular. Y esa decisión ha provocado un efecto devastador en el rendimiento del Real Madrid.

Dani Ceballos, durante un partido. (Cordon Press)
Dani Ceballos, durante un partido. (Cordon Press)

Los suplentes, hartos

Los suplentes se han cansado de hacer méritos y no disponer de posibilidades para ganarse un puesto en el once. Los casos de Lucas y Asensio son los más acusados. El gallego y el mallorquín han marcado goles y dado asistencias, pero no han logrado dejar el banquillo. Con los suplentes desmotivados y desconectados, los titulares han bajado su rendimiento, conocedores de que su titularidad no está cuestionada. Los números goleadores de Cristiano y Benzema son preocupantes, la baja forma de Marcelo es alarmante y el cansancio físico de jugadores como Kroos es evidente.

Sin embargo, la temporada del Real Madrid se reduce ahora a 12 partidos que le pueden dar dos títulos más y engordar el palmarés con 5 trofeos más en esta temporada. Si ocurriese así, ¿cuestionaría Florentino la permanencia de Zidane en el banquillo? El tiempo y los resultados dictarán sentencia.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios