pelé, el mejor de todos los tiempos

Cristiano ha estado cerca, pero la estadística aún da a Messi como el mejor en activo

Si el luso hubiese ganado la Copa Confederaciones hubiese estado en disposición de superar a su rival en el modelo estadístico de MDF Family Partners

Foto: Messi y Cristiano. (Reuters)
Messi y Cristiano. (Reuters)

Los aficionados del béisbol pueden saber que Honus Wagner, que es la primera gran estrella del deporte y jugó a finales del siglo XIX, es allgo mejor que Stan Musial, uno de los grandes peloteros de los sesenta, pero algo peor que Hank Aaron, estrella en los 70 y, durante muchos años, el jugador que más jonrones había conseguido con su bate. Obviamente no les han visto jugar juntos, pero lo saben. La estadística está ahí para aclarar conceptos.

En el béisbol el poder de los números es brutal, hasta el punto que incluso los directores deportivos de los equipos se basan en las cifras para ofrecer contratos y salarios, así de buenos son los modelos que hay en el mercado, que permiten proyectar lo que puede dar de sí un jugador concreto y cómo puede ser su adaptación a un equipo. En el fútbol los niveles de perfección que se han encontrado en Estados Unidos están aún lejos de llegar, pero cada vez hay más sistemas que acercan al aficionado la posibilidad de saber si lo que están viendo es mejor o no que lo que hubo antes.

Es el caso del modelo de MDF Family partners, que intenta comparar a algunos de los mejores jugadores de todos los tiempos y ponderarlos en su épocas. Trata de desentrañar el duende de los goles y los títulos que ha conseguido cada uno para poder establecer una jerarquía histórica, una manera de saber quién fue el mejor. Y, aunque a Maradona probablemente le chirríe escucharlo, la primera conclusión es que no ha habido otro como Pelé.

Para llegar a esa certeza, el estudio ha evaluado indicadores como los goles marcados con el club, la selección, los títulos con su equipo y su combinado nacional, la posición en los mundiales o los títulos individuales. También trata de ponderar los equipos y selecciones en los que disputó sus partidos, pues no es la misma dificultad la de jugar con Brasil que hacerlo con una selección menor o hacerlo en la fase final de un mundial que en la previa.

Según este modelo estadístico es Pelé el más grande, con una valoración de 8.12. Pero no puede confiarse, porque los dos transatlánticos aún en activo vienen por detrás de él y no quieren dejarle para siempre en la azotea del fútbol universal. Messi y Cristiano pelean por el segundo puesto, con el argentino ligeramente por delante. Cristiano, de hecho, ha perdido la oportunidad de rebasar a su máximo oponente histórico. Podría haberlo hecho, pero le ha fallado la selección.

Para alcanzar a su rival esta temporada, con datos recogidos después de la final de Champions, hubiese necesitado ganar las dos supercopas que tendrá este verano, el Balón de Oro y la Copa Confederaciones. Los primeros puntos aún son accesibles para él, pero a estas alturas ya sabe que no será campeón de la Copa Confederaciones. Una tanda de penaltis le ha arrebatado esa opción. .Es, quizá, su mejor año como futbolista. Pero la estadística le es esquiva: aún está por debajo de Messi.

Fútbol
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios