no cambian los objetivos pese a la derrota

En el Real Madrid hay poco consuelo: "Se ha perdido una buena oportunidad"

El equipo salió cabizbajo de Camp Nou pese a las buenas sensaciones durante la primera hora del partido. Al final, lo importante, es que se perdió y la derrota condiciona la recta final del año

Foto: Gareth Bale se lamenta tras el gol barcelonista.
Gareth Bale se lamenta tras el gol barcelonista.

Eran más de las tres de la mañana cuando los miembros de la expedición del Real Madrid llegaban a la capital de España y se separaban para tomar cada uno rumbo a su casa, iniciando un viaje hacia la desconexión mental tras la derrota en el Camp Nou. El sabor de boca era amargo pese a que durante una hora de juego se vio al mejor equipo blanco de este 2015, un hecho, sin embargo, que consuela poco a la cúpula merengue: “Se ha perdido una buena oportunidad”, se escucha por los pasillos de la zona noble del Santiago Bernabéu.

El larguero de Cristiano Ronaldo, los cuatro remates a portería, la oportunidad de Bale antes del descanso y el dominio del Madrid durante casi una hora de partido fueron los motivos como para pensar, antes del minuto 56, que el partido estaba para que se lo llevara el equipo de Chamartín: la clasificación hubiera dado un vuelco, la dinámica sería positiva y la recta final de la temporada se afrontaría de manera diferente a la actualidad. Estaba tan cerca, y ahora tan lejos.

En la directiva merengue, pese a la dificultad, no tiran la toalla y continúan con el mismo objetivo: Liga y Champions League. En la competición doméstica, además de mantener el extraordinario nivel de la primera hora de juego, necesitan dos pinchazos del FC Barcelona. En Europa confían en que, con la mencionada intensidad, el Atlético de Madrid podrá ser doblegado (por fin) esta temporada.

Faltan diez jornadas y, como decía Luis Aragonés, “la Liga se gana en los últimos diez partidos”. Dicha sentencia la tienen presente en la directiva madridista y por este motivo confían en dar la vuelta a la situación. Eso sí, pudiendo haber iniciado este camino complejo en primera posición, lo comienza segundo y con cuatro piedras en la mochila.

Lamentos viscerales y normales que deben dar paso al compromiso del grupo para no desviarse del guion marcado por Carlo Ancelotti y que tan bien se representó durante 56 minutos.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios