Cerezo, sobre el traslado interminable: "Si dependiera de nosotros, ya estaría acabado"
  1. Deportes
  2. Fútbol
el atlEti no estrenará la Peineta hasta el 2017

Cerezo, sobre el traslado interminable: "Si dependiera de nosotros, ya estaría acabado"

La mudanza se está convirtiendo en una operación interminable. El último retraso puede ser de uno año o cuatro meses, explica el presidente rojiblanco a 'El Confidencial'

placeholder Foto: Diego Simeone, durante la visita que el Atlético de Madrid hizo a La Peineta el pasado mes de febrero (EFE)
Diego Simeone, durante la visita que el Atlético de Madrid hizo a La Peineta el pasado mes de febrero (EFE)

La temporada 2016-2017 tampoco será la primera en la que el Atlético de Madrid juegue sus partidos como local en el Estadio de La Peineta. FCC, compañía encargada de las obras, anunció el miércoles un cambio en la fecha de entrega de las obras, prevista para antes de dicha temporada. Con el nuevo plazo, el club rojiblanco recibiría su nuevo estadio antes del final de temporada, por lo que podría disponer de él desde el comienzo de la 2017-2018. Este es el enésimo aplazamiento de un traslado empantanado en procesos judicialesque dio sus primeros pasos hace más de nueve años, antes de que Madrid fuera batida por Londres en la carrera por organizar los Juegos Olímpicos de 2012.

En enero de 2005 se firmó el primer protocolo de intenciones para llevar a cabo la operación inmobiliaria, que no se puso en marcha hasta el 2007 con el acuerdo para recalificar los terrenos del Vicente Calderón y los adyacentes de la cervecera Mahou. Por aquel entonces se manejaba la temporada 2010-2011 como la primera tras el traslado. Ha llovido mucho. Tras la firma definitiva del convenio en diciembre del 2008, el traslado se retrasó hasta la 2012-2013. Hace dos años que el Atleti debería estar en La Peineta, pero aún le quedan tres para poder hacerlo. Entre medias, a Madrid le ha dado tiempo ha hacer el ridículo olímpico dos veces más y Gallardón, quién lo diría, ya no está en la política.

"Desde el 2007 ha habido que hacer 50.000 trámites burocráticos que requieren estos organismos, como los ayuntamientos o comunidades. Si dependiera de nosotros, ya estaría acabado. Pero desgraciadamente vivimos en un país en el que la burocracia es complicada y dura, como en casi todos los sitios. Y para hacer un estadio de fútbol, más", se lamenta Enrique Cerezo, presidente del Atlético de Madrid, en conversación con El Confidencial.

El presidente rojiblanco explica que el trato con FCC para el aplazamiento aún no está cerrado, aunque cree que "se llegará pronto a un acuerdo". "El problema es económico. La situación está difícil. Lo que tienen que construir allí en estos momentos no es tan fácil de construir. No porque no sea fácil, sino por la época que es y por el sistema. Estamos buscando una solución. Si hay que retrasarlo del inicio al final de una temporada, pues habrá que hacerlo", comenta.

Cerezo aclara que "no hay ningún problema" más allá de ese retraso, que puede ser "apróximadamente un año o pueden ser cuatro meses". Según FCC, la paralización momentánea de las obras de La Peineta se debe a un "contexto caracterizado por una incertidumbre jurídica que impide el acceso a los aprovechamientos urbanísticos en el Calderón como consecuencia de los distintos procesos judiciales", informó EFE. Las obras del estadio, que cuando esté terminado tendrá una capacidad de 73.000 espectadores, comenzaron en el año 2011.

El presidente del Atlético señala la no concesión de los Juegos Olímpicos como la principal causa de los retrasos en el un traslado que va camino de ser interminable. "Si Madrid hubiese sido olímpica en 2016, indiscutiblemente tendría que haber estado el campo acabado. Si hubiese sido en el 2020, estaríamos en otra fase", dice. "Todos los retrasos perjudican, pero las obras de palacio van despacio. Nosotros estamos con la intención de cumplir nuestros tiempos. En un principio creíamos que iba a poder ser, y creemos que va a poder ser. Pero en una obra de esta categoría, un retraso de un año tampoco lo considero un retraso importantísimo", añade.

Paradójicamente, que no haya Juegos Olímpicos facilita el futuro traslado. Retrasos al margen, el Atlético de Madrid no tendrá que 'exiliarse' y no tendrá que hacer la obra para quitar la pista de atletismo."Si hubiera habido Juegos Olímpicos,habría sido una maravilla.Pero desgraciadamente no ha podido ser, y el beneficio en favor de la causa es que no hay pista de atletismo y que afortunadamente no hay que hacer una obra y no tenemos que estar una temporada jugando fuera de nuestro estadio", celebra Cerezo. No hay pistas de atletismo, pero síincertidumbre: a día de hoy los aficionados del Atlético aún no saben cuándo tendrán que mudarse.

Atlético de Madrid Noticias de FCC Estadio de La Peineta Enrique Cerezo
El redactor recomienda