Es noticia
Menú
Un GP de Hungría donde Sainz y Alonso pueden sorprender, aunque cada uno a su manera
  1. Deportes
  2. Fórmula 1
FERRARI MUY SUPERIOR, BUEN INICIO DE ALONSO

Un GP de Hungría donde Sainz y Alonso pueden sorprender, aunque cada uno a su manera

Ferrari confirmaba su neta superioridad sobre el resto el viernes, en un trazado ideal para el F1-75, pero debe afrontar un sábado que se espera con agua para confirmar la primera línea

Foto: Sainz y Alonso pueden sorprender en Hungría. (Reuters/Christinne Muschi)
Sainz y Alonso pueden sorprender en Hungría. (Reuters/Christinne Muschi)

Tras el fiasco de Paul Ricard, Mattia Binotto elevó la apuesta. "Nuestro objetivo en Hungría no es ganar, sino hacer un doblete". El F1-75 podría encontrar en Hungaroring un guante a medida. La primera jornada parece validar que Ferrari podría no tener rivales. Aunque no sería la primera vez en 2022 en que el resultado se despareja finalmente de las expectativas iniciales...

"Creo que están un poco por delante de nosotros y que será difícil superarlos. Intentaremos reducir las diferencias lo que podamos y veremos el clima este sábado. Pero creo que en seco no podemos competir. En la lluvia, quién sabe". Red Bull —que le pregunten a Mercedes— ha sacado cartas mágicas de la manga en Hungaroring, pero Max Verstappen corroboraba el pronóstico de Christian Horner esta semana con el RB18. Carlos Sainz, en la primera sesión, y Charles Leclerc, en la segunda, dominaron sin problemas a una vuelta, con tiempos más que prometedores en las tandas largas. En el caso de Alpine, volvió a repetir uno de sus tradicionales viernes en los que acaba arriba de la tabla, con Fernando Alonso en sexta posición, aunque los sábados pongan al monoplaza francés en su sitio. Sin embargo, Hungaroring suele ser una pista especial en la trayectoria del piloto español. Solo cabe mirar al pasado.

"Tráfico con este estúpido"

Leclerc confirmó en los segundos libres un ritmo inalcanzable para el resto. Ni siquiera para Sainz, no tan cómodo con los cambios realizados entre la primera y segunda sesión y, especialmente, con un tráfico cabezón que le obligaba a abortar cada intento. Con algún susto incluido, como el de Lattifi pisando huevos en la trayectoria de salida de la curva más rápida del circuito: "Tráfico con este estúpido, el Williams", mascullaba un enfadado Sainz, que normalmente es correcto por la radio con los incidentes en pista.

Leclerc cerró la jornada con 1.18.445, por delante de un invitado inesperado: Lando Norris. El ritmo del McLaren parece genuino, con el británico a dos décimas del monegasco y por delante de Sainz. "El coche está en una buena posición y parece adaptarse un poco más a esta pista. Pero siempre somos un poco más rápidos en los libres dos que donde terminamos el sábado", comentaba el británico. "Normalmente, conocemos a los demás, especialmente Ferrari, Red Bull, Mercedes que, por lo general, intensifican su ritmo en calificación. Pero nos sentimos bien, quizás estemos un poco por delante de donde estábamos en Paul Ricard. No espero luchar por la 'pole', pero espero que podamos estar mejor de donde estábamos en Francia". Malas noticias para Alonso y Alpine...

Al final, casi tres décimas separaron a los cuatro primeros, entre ellos Verstappen. Que McLaren puede dar algún disgusto o sorpresa parecía convalidarse provisionalmente con el quinto de Daniel Ricciardo, aunque a algo más de cuatro décimas de Leclerc. Y justo por detrás, Fernando Alonso

Cuidado con la lluvia

"Ha sido un viernes interesante, el coche se sintió muy bien recién salido del garaje en los primeros libres y pudimos dar muy buenas vueltas". Desde el primer instante, Sainz validaba las sensaciones previas con un F1-75 cuyos principales puntos fuertes —tracción y velocidad en curva media y rápida— se pueden explotar a fondo en Hungaroring. "Para los segundos libres, probamos un par de cambios en la puesta a punto para evaluar qué dirección tomar para este sábado y en la carrera. Perdimos un poco las sensaciones, pero estamos en una buena posición en términos de equilibrio y ritmo del coche. Parece que estará mojado, así que tendremos que adaptarnos a las condiciones".

La lluvia está prevista para los clasificatorios, con el riesgo de neutralizar la superioridad de Ferrari si, como en otras ocasiones en el pasado, se configura una parrilla alocada que desajuste el orden de la parrilla en seco. Porque en Hungaroring la posición de salida es crucial. "Dado que es probable que las condiciones climatológicas sean variables este fin de semana, nuestro enfoque principal fue el trabajo de puesta a punto", explicaba Leclerc al terminar. "También hicimos algunas simulaciones de carrera, ya que es posible que no tengamos la oportunidad de recopilar datos representativos en los terceros libres. Aunque la evolución de la pista siempre es bastante alta aquí, fue más baja de lo que esperábamos. Será clave poner los neumáticos en la ventana correcta". En principio, no se espera lluvia el domingo, por lo que la ventaja de Ferrari el viernes puede ser crucial en condiciones normales de parrilla. Esto es, primera línea, como pretende Mattía Binotto.

¿Y si Alpine pudiera con Mercedes?

Fernando Alonso celebró su cumpleaños con una prometedora sexta plaza. Pero los McLaren se han subido a la chepa de Alpine con más autoridad que la pasada semana en Paul Ricard. Alonso reivindicaba la plena forma de la que presume endosando seis décimas a Esteban Ocon, que parece desconcertado en las últimas carreras. Al terminar la prueba francesa, confirmaba que el A522 se desenvuelve bien en un mayor abanico de circuitos y, sobre todo, ha mejorado con la degradación. Habrá que ver si, como a Ferrari, Hungaroring le sienta bien a piloto y monoplaza este fin de semana.

Queda, además, constatar el bajonazo de Mercedes, que suele recuperarse bien a lo largo del fin de semana. Pero escuchando a un desconcertado Hamilton, la primera jornada fue una pedrada en la frente. Al principio de la segunda sesión, el británico quedaba desconcertado cuando le comunicaban que rodaba a 1,9 segundos de Leclerc con los mismos neumáticos. Al final, Russell terminó octavo y Hamilton, undécimo.

"El coche está complicado, es una locura como cambia tanto de una pista a otra. Solo podemos mejorar, tratando de descubrir cómo podemos hacer que el coche funcione en este momento. Está un poco flojo y no está haciendo nada lo que queremos que haga", explicaba el británico. O mucho cambia el W13 o, de nuevo, Mercedes verá a sus rivales con prismáticos el domingo. "Nada ha cambiado en el coche desde la semana pasada. ¡Es el mismo piloto esta semana que la anterior! Pero, por alguna razón, esta pista no está funcionando tan bien. Una vez que lo solucionemos, la diferencia será de alrededor de un segundo". ¿Podrá entrar por esa rendija Fernando Alonso el domingo?

Tras el fiasco de Paul Ricard, Mattia Binotto elevó la apuesta. "Nuestro objetivo en Hungría no es ganar, sino hacer un doblete". El F1-75 podría encontrar en Hungaroring un guante a medida. La primera jornada parece validar que Ferrari podría no tener rivales. Aunque no sería la primera vez en 2022 en que el resultado se despareja finalmente de las expectativas iniciales...

Fernando Alonso Charles Leclerc Mattia Binotto
El redactor recomienda