Ferrari impresiona en Mónaco a Mercedes y Red Bull y Carlos Sainz da la talla
  1. Deportes
  2. Fórmula 1
rápidos en todos los sectores del circuito

Ferrari impresiona en Mónaco a Mercedes y Red Bull y Carlos Sainz da la talla

Los dos pilotos de Ferrari lograban magníficos tiempos con sorprendente facilidad en un trazado que exige confianza y un monoplaza equilibrado. El equipo italiano llamó la atención de sus rivales

Foto: Carlos Sainz todo toda la primera jornada entre los dos primeros de la clasificación
Carlos Sainz todo toda la primera jornada entre los dos primeros de la clasificación

.Tal y como se anticipaba, Ferrari ha dado un gran paso paso adelante en Monaco. Los coches italianos mostraron una velocidad en los entrenamientos que impresionaron a sus rivales tanto de Mercedes como de RedBull. Sainz estuvo muy sólido toda la jornada. Incluso Lewis Hamilton admitió que en Mercedes quedaron impresionados con la velocidad de Ferrari: “La verdad es que parecen realmente fuertes, -comentó el actual campeón mundial- y sorprende tanta mejora de una carrera a otra, pero esto es bueno pues significará más competitividad aún”, algo que refrendó también Max Verstappen al término de las sesiones de entrenamiento.

Aunque como insistiera en recalcar Charles Leclerc, el resultado de hoy pudiera ser “demasiado bonito como para ser real”. Pero analizando los datos de las dos sesiones de entrenamientos libres se puede afirmar que la ‘Scuderia’ ha vuelto por sus fueros en Mónaco. Que sus dos pilotos encabezaran la lista de tiempos se debiera en parte a un motor en su programa más extremo y muy ligeros de gasolina, como acostumbran a hacer siempre el primer día de pruebas, pero con pista con poca o mucha goma o bien con cualquiera de los tres tipos de neumáticos, los Ferrari siempre rodaron muy rápidos.

La impresionante capacidad de análisis que proporciona la tecnología actual permite a todos los equipos conocer las fortalezas y debilidades de sus rivales. Muchos barruntaban ya que los coches de Maranello iban a adaptarse muy bien al tortuoso trazado del Principado. Tanto es así que el propio Lando Norris mandó hace unos días un mensaje de texto a su amigo y excompañero de equipo Carlos Sainz, diciéndole que creía sus muy buenas opciones, incluso hasta de ganar la prueba.

"Echaba de menos estas calles"

El madrileño ponía mucha cautela a toda esta expectación despertada: “Hoy ha sido un primer día muy bueno para el equipo aquí en Monaco, pero sabemos que sólo son los entrenamientos libres. En este circuito las cosas pueden cambiar mucho del jueves al sabado, así que no bajaremos la guardia”, comentó el piloto español. Sainz salió a la primera sesión con el neumático medio y marcó el segundo mejor crono. En la segunda sesión rodó primero con el duro, para con el blando al final marcaba el segundo mejor crono por detrás de su compañero.

En el primer y tercer sector Sainz fue más rápido que Leclerc, pero en el segundo (desde la curva de Loews, (la mas lenta del mundial) hasta la chicane a la salida del túnel) arrancó tres decimas a Carlos y dos a Max Verstappen, el segundo más rápido en ese sector. Probablemente en esa zona mágica de su compañero de equipo se centre el trabajo del madrileño cara al momento crucial de la clasificación el sábado: “Aunque estoy bastante contento con el coche, seguiremos esforzándonos estos los próximos días para ver dónde podemos mejorar, -insistió el piloto español-. Echaba de menos pilotar en estas calles. Me lo pasaba muy bien en ambos entrenamientos, cada vez un poquito más rápido para buscar el límite. Ahora acabaremos de ajustar a todo para hacer un buen sábado".

Que en las tablas de velocidad punta Sainz no apareciera nunca entre los cinco primeros sea el pequeño as en la manga de la Scudería. Aerodinámicamente el coche está respondiendo muy bien, también con el grip mecánico, y queda la incógnita del rendimiento real del propulsor en el primer sector del circuito, ya que la cuesta que sube hacia el Casino, en donde puedan recortarles diferencia sus rivales.

Mercedes y RedBull toman nota

Carlos Sainz admitió que el actual Ferrari, era una bestia muy diferente en comparación con el McLaren que había conducido la última vez que la F1 estuvo aquí en 2019. "Estaba acostumbrado a un coche muy distinto la última vez que estuve en Mónaco, sobre todo en cuanto equilibrio, -dijo el español-. Tuve que volver a adaptarme, recuperar mis referencias, cambiar un poco el estilo de conducción y aumentar poco a poco la confianza. Lo importante es que cada vez que cruzaba el inicio/final, podía verme siempre en las tres primeras posiciones, luchando allí. Por tanto, definitivamente nos vemos por primera vez muy cerca de ser una amenaza genuina”.

Sainz recordó que pilotos como Hamilton siempre se guardan cosas para el sábado y reconoce que será muy difícil batirle en clasificación, sin embargo, no oculta que es muy alentador para el equipo verse ahí y demostrar que en paso por curva, el Ferrari va muy bien. "Creo que tenemos que esperar hasta la FP3 (la sesión previa a la clasificatoria), porque las cosas luego cambian mucho, concluyó el madrileño tratando de poner cautela a la euforia despertada. En términos similares se expresaban tanto Charles Leclerc, como el resto de miembros del equipo italiano, asumiendo que tanto Mercedes como RedBull aun guardan munición en la recámara.

En definitiva, una excelente noticia si el sábado se confirma que la lucha por la ‘pole position’ se va a disputar entre tres equipos en lugar de dos y que un español tendría una opción real de conseguirla. Quién sabe si Lando Norris pudiera tener razón.

Fórmula 1
El redactor recomienda