sexto tras Racing Point y Renault

Carlos Sainz o por qué un coche de carreras pierde su 'punto dulce' en un par de horas

Tras una magnífica sesión de libres que anticipaba un gran resultado en los clasificatorios, el cambio de condiciones ambientales recuerda la gran sensibilidad de un monoplaza

Foto: Sainz partirá desde la tercera línea en el GP de Rusia (McLaren)
Sainz partirá desde la tercera línea en el GP de Rusia (McLaren)

“El equilibrio del coche era de sueño”. Carlos Sainz se bajaba del MCL35 en tercera posición tras los libres del sábado, y soñando en un día como el de Monza. Los antecedentes del viernes y la progresión en la primera sesión parecían anticipar un día similar al de Monza. Andreas Seidl contaba como sus pilotos habían estado trabajando hasta muy tarde la noche anterior para refinar su monoplaza, trabajo confirmado con el resultado de Sainz. Pero un coche de carreras es una criatura extremadamente sensible, y el MCL35 más todavía en determinadas circunstancias. “Estoy satisfecho, porque ha sido una clasificatoria difícil de gestionar tanto desde el punto de vista técnico como mental, ha sido extraña”.

Tan pronto como Sainz salió a la pista en el Q1 esa sensación se evaporó al sentir que su monoplaza ya no era el mismo. El viento, las nubes y la temperatura. “He tenido un buen día, he hecho unas vueltas buenas, pero el coche era difícil de llevar”. Ya no hubo opción contra Renault y Racing Point. “El viento giró 180 grados, y nos afectó bastante”. Un sexto puesto para el Gran Premio de Rusia que sabía a mucho, pero también a poco.

Como Monza, pero con viento

“Al comienzo de los entrenamientos he cambiado mis expectativas”. Sainz accedió fácilmente al Q2 con un solo juego de blandos, pero el MCL35 había perdido su "punto dulce", como explicaba después, y también esa fluidez de los libres. Al MCL35 le llegó su peor enemigo, que no solo eran Ricciardo y Checo Pérez: el viento de cola, sumado al cambio de temperatura con la llegada de las nubes. Ese equilibrio de ‘sueño’ se descuadró. Sainz ya había explicado en Monza la especial relación del MCL35 con viento de cola, que en los rebufos también produce un efecto similar. “Sabemos que tenemos un problema de sensibilidad al viento, que nos afectó bastante en Mugello, y fue una de las razones de la pérdida de rendimiento allí", explicaba horas después de la sesión, reacio a entrar en detalles sobre las debilidades de su máquina. También Sochi parecía una pista afín al MCL35, como Monza. Pero allí el día estaba más tranquilo.

“Hoy hemos tenido un cambio del 180 por ciento (viento) de los libres a los entrenamientos, y nos ha afectado bastante. Pero no quiero decir que sea la principal razón y que nos haya afectado más que a los demás, porque a todo el mundo le ha afectado el viento. He podido pasar a Q2 con un neumático solo, que era el objetivo y tenía la ventaja de tener dos neumáticos en Q3, y aún así, me ha costado. Estoy contento con el coche y contento con el equilibrio, pero por el cambio de condiciones me ha costado hacer una vuelta entera bien. He podido, pero ha estado difícil". Sainz reconocía que el Renault de Ricciardo había estado todo el fin de semana por delante, "Pérez, según la sesión". Pero en los clasificatorios no tuvo la respuesta que esperaba para ellos.

Lando Norris llevó el nuevo frontal de McLaren, parte de un paquete más amplio (McLaren)
Lando Norris llevó el nuevo frontal de McLaren, parte de un paquete más amplio (McLaren)

Nada de alerón nuevo

El español no utilizó el nuevo frontal, al que había dedicado muy escaso tiempo el viernes tras su accidente. En esta ocasión fue para Norris, que también lo usará en la carrera, ya que McLaren reparte de forma alterna las evoluciones. Aún así, Sainz terminó por delante de su compañero. Según el piloto británico, la aportación del alerón nuevo no fue tan decisiva, porque habrá que esperar a próximas carreras.

"Al final no es un compromiso, no hay una gran diferencia entre los alerones, como si fuera un gran paso adelante, por que es parte de un paquete mayor, y el resto vendrá en las siguientes carreras, y ofrecerá más rendimiento de lo que ha tenido este fin de semana. Hay mas positivo este fin de semana para ver cómo progresar en el futuro hacia el próximo año. Pero para este fin de semana tenemos que explorarlo, y sobre todo en los próximos fines de semana con las partes que viene". Seidl apuntaba que "vamos en la dirección adecuada, podemos ver mucho potencial con los desarrollos que están en marcha este año, pero también para el próximo".

"Veré, camino de la parrilla"

¿Recuperará Sainz para la carrera ese 'punto dulce' del sábado? “En la mayoría de las circunstancias estamos con el Renault y el Racing Point, e incluso estamos por delante, como en Monza, que estaba (el viento) tranquilo. Pero en algunas particulares, según el viento, tenemos más problemas”. Tanto Pérez como Ricciardo saldrán por delante de Sainz, y por lo visto durante las dos jornadas anteriores podría darse una gran pugna entre ellos. Eso sí, dependiendo de las condiciones ambientales y recordando que el MCL35 suele mostrarse perezoso con depósitos llenos al principio de la prueba. De nuevo, la arrancada será crucial, aunque el español sale por la parte sucia de la pista.

“Creo que para nosotros dependerá de las condiciones de la pista. En general diría que si la pista está como en los libres 3 tendríamos oportunidades en la carrera, y si está como en los entrenamientos quizás terminemos donde empezamos. Veremos el coche mañana, ajustaré mis expectativas en las vueltas camino de la parilla, y veremos dependiendo de las sensaciones del coche en las primeras vueltas”.

Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios