cuarto al término de la primera jornada

Carlos Sainz tiene que disculparse con sus mecánicos, pero devuelve el favor en la pista

La primera jornada del Gran Premio de Rusia comenzó con una imagen inusual de Carlos Sainz en estos últimos tiempos: pegando contra un muro. Pero terminó dando otra cara en los Libres 2

Foto: Carlos Sainz durante los entrenamientos libres del GP de Rusia. (Reuters)
Carlos Sainz durante los entrenamientos libres del GP de Rusia. (Reuters)

La primera jornada del Gran Premio de Rusia de Fórmula 1 comenzó con una imagen inusual de Carlos Sainz en estos últimos tiempos: pegando contra un muro. Pero terminó con el perfil de aquellos otros viernes en los que McLaren deja sensaciones de entrar en el Q3 sin grandes problemas.

El equipo de Woking introducía las más visibles novedades en el MCL35, en esta ocasión en el monoplaza de Lando Norris. Al morro ya visto en Mugello e inspirado en el de Mercedes se unía nuevo alerón frontal. El cuarto puesto de Sainz en los segundos libres no dependía de esa evolución que aún está por confirmar para el resto del fin de semana. El español se mostraba optimista tras la jornada, eso sí, después de haber pedido disculpas a los mecánicos por su temprana salida de pista.

"Me pilló por sorpresa"

"En Mugello vimos que el morro funcionó como esperábamos, y como se ve hoy, es algo que todavía está en desarrollo”, comentaba Andreas Seidl antes de comenzar la primera sesión, así que hoy incorporamos la segunda parte de la evolución también con el alerón. Hoy queremos ver si podemos confirmar de nuevo la correlación que hemos visto en el túnel de viento y, por supuesto, también esperamos un avance en prestaciones. Pero primero hay que evaluarlo en la pista”, explicaba el ingeniero alemán.

Afortunadamente para el equipo, era Norris quien probaba el nuevo frontal en el MCL35. Porque Carlos Sainz perdió buena parte de la primera sesión. “Estaba la pista más sucia de lo que me esperaba, me pilló por sorpresa e hice un trompo que ha provocado un poco de estrés a los mecánicos y a los ingenieros, les he pedido perdón”. El alerón trasero quedó medio colgando, y en McLaren tuvieron que trabajar contra reloj para poder devolver el coche a la pista.

Duelo a muerte con Renault

En la segunda tanda, Sainz esperó a mitad de sesión para su vuelta rápida, y marcó un giro que le colocaba en cuarta posición. A pesar de que el tiempo salía con relativa facilidad, el español no se mostraba nada tranquilo respecto a sus rivales, particularmente Renault. Ricciardo y Ocon terminaron tercero y sexto respectivamente, mientras que en la segunda tanda el australiano superaba al español un puesto por delante. Aunque en esta ocasión Norris se quedaba a una décima de su compañero de equipo, e inmediatamente por detrás. Pero Ricciardo había marcado su mejor tiempo con la pista ligeramente más lenta. “Parece que Renault están por delante en las dos últimas carreras, especialmente los viernes”, explicaba Sainz al terminar la jornada "esperamos sorprenderles mañana, pero por ahora parece que están por delante de nosotros”.

Sainz considera que todavía hay margen de mejora para el sábado. McLaren estudiará por la noche los datos acumulados para confirmar si mantiene las evoluciones introducidas en la primera tanda. “Tenía que conducir hoy el coche con agresividad porque tiene algo de subviraje. Estoy contento con el coche, pero aún me falta un poco. Debemos mejorar ese subviraje en las curvas medias del segundo sector, y luego hay que encontrar alguna décima más, cuando llegamos a la clasificación las cosas mejoran, así que estamos confiados”, explicaba el español, quien parecía sentirse relativamente cómodo con el rendimiento de partida del MCL35 en esta pista. Si mañana los dos MCL35 salen a la pista con el nuevo frontal quizás Renault no sea tan duro de pelar como la pista de Sochi ha confirmado hasta el momento.

Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios