SON LOS CLAROS FAVORITOS para china

La incomodidad de Sebastian Vettel en un Ferrari que pide guerra

Este fin de semana Ferrari llega a China. Un trazado hecho a medida para el SF90 y donde tienen que dar un golpe encima de la mesa después de fallar en las dos primeras carreras del mundial

Foto: Vettel obligado a no fallar este fin de semana. (EFE)
Vettel obligado a no fallar este fin de semana. (EFE)

Hacía muchas temporadas que en Ferrari no conseguían hacer una máquina prácticamente perfecta que demostrara una gran superioridad y metiera miedo a sus rivales. En 2019 parecen haberlo conseguido pero la clasificación general refleja todo lo contrario. Este fin de semana, la Fórmula 1 llega a China, un trazado hecho a medida para el SF90 y donde la Scuderia y Sebastian Vettel, como punta de lanza, tienen que dar un golpe encima de la mesa por muchas razones.

Será la carrera número 1000 del campeonato mundial de F1 desde su inicio en 1950, China representará un hito importante en la historia de los Grandes Premios para los cuales la Scuderia ha escrito muchos capítulos geniales. Sin embargo, más allá de las festividades históricas, Ferrari suma once temporadas sin títulos, y ahora, que tienen el mejor monoplaza, siguen por detrás. El primer paso para demostrar que han dado con la tecla es lograr la victoria en Shanghái después de su decepcionante actuación en Melbourne y el resultado truncado en Sakhir, donde Leclerc vio como se le escapaba en las últimas vueltas su primera victoria en el gran circo. Todo lo que no sea una victoria será un fracaso.

Superar a sus rivales en China requerirá una ejecución impecable por parte de Ferrari, desde la fiabilidad de su SF90 hasta el desempeño de sus pilotos y las decisiones estratégicas del equipo. "La tercera ronda de la temporada tiene lugar en una pista que tiene un carácter diferente a los de Melbourne y Barein", dijo el director del equipo Ferrari, Mattia Binotto. "Aquí, tenemos una recta muy larga y curvas que ponen una cantidad inusual de carga en el extremo delantero. Por nuestra parte, queremos verificar que el SF90 también sea competitivo en este tipo de pistas y garantizar que los problemas de fiabilidad que tuvimos en Baréin no se repitan.

Nuevo duelo Vettel - Leclerc

No solo Ferrari como escuderia está en entredicho. Vettel está contra las cuerdas frente a un Leclerc que ha demostrado encontrarse más cómodo al volante del SF90. El joven de 21 años ha sabido aclimatarse a la perfección y ya no se esconde en sus declaraciones como hacía el principio para tratar la rivalidad con todo un tetracampeón del mundo. Sobre todo, después de no hacer caso a las órdenes de equipo en Baréin. "Creo que, como demostré en Australia, los intereses del equipo son extremadamente importantes, pero en esta situación en particular, creo que tenía una gran ventaja en ese momento de la carrera", dijo. "Tuve la oportunidad y simplemente no me vi levantando y quedándome atrás, simplemente aproveché la oportunidad, era un adelantamiento seguro y fui a por ello".

"Ambos queremos ganarnos unos a otros y creo que eso es normal, como en todos los equipos, siempre quieres vencer a tu compañero que tiene el mismo coche que tú", dijo. En China se espera un nuevo duelo y el piloto alemán tendrá una nueva oportunidad de demostrar su valía después de un comienzo nefasto. Superado en ritmo, pero protegido por su equipo, en Australia y humillado en Bahréin con esos fallos que manchan la reputación del alemán. Vettel estará ansioso por silenciar a sus críticos y vencer de tú a tú a un compañero que competirá por segunda vez en China. "No conozco bien la pista de Shanghai, ya que solo corrí aquí una vez, el año pasado", dijo el monegasco.

El de Heppenheim ha reconocido no encontrarse a gusto al volante del SF90 pero considera que este gran premio es uno en los que sabe defenderse. “Históricamente he hecho buenas carreras en este circuito, que es uno de los más técnicos y difíciles del calendario”, explica Vettel. Un Vettel que está en uno de sus peores momentos. La oportunidad perdida de 2018, sus fallos bajo presión y superado por Leclerc en el inicio de 2019.

Curiosamente, el hombre que ha tenido que salir en su defensa después de las duras críticas que ha recibido, sobre todo en Italia, ha sido su máximo rival, Lewis Hamilton. "Igual es el único que no tiene una memoria a corto plazo. Parece que es el único que ve más allá. Creo que llevamos mucho tiempo aquí y obviamente igual que yo quiero vencer a Lewis, él quiere ganarme a mí".

Vettel tiene que demostrar quien es el campeón del mundo a Leclerc. (EFE)
Vettel tiene que demostrar quien es el campeón del mundo a Leclerc. (EFE)

El mejor trazado para el SF90

Que llegue ahora un trazado como el de Shanghái es un bálsamo para los de Maranello. El circuito tiene las características ideales para el SF90. Ya ha quedado demostrado que nadie puede toser en potencia al Ferrari y si en algo se diferencia el GP de China del resto es en las dos larguísimas rectas que contiene. Aquí es donde Vettel y Leclerc pueden marcar los tiempos. En el box de al lado hay más resignación que otra cosa por esto. Lewis Hamilton y Valtteri Bottas siguen impresionados con la potencia del motor Ferrari y las cuatro décimas que perdían en las rectas de Bahréin.

La principal duda reside ahora en saber si Mercedes podrá luchar contra Ferrari por el triunfo sin necesidad de llamar a la diosa Fortuna. Hamilton no despejó ni una sola incógnita. “Las primeras carreras de cada temporada son muy difíciles de juzgar. No esperábamos el rendimiento de la primera carrera, ni tampoco esperábamos ver lo que vimos en la segunda. Es solo la tercera prueba”, expresó el pentacampeón del mundo, que también cree que la recta de Shanghai, de más de un kilómetro, puede beneficiar a los Ferrari por su mayor velocidad punta.

“La segunda recta podría beneficiar mucho a los Ferrari. Espero que no tengamos que depender del factor de la fiabilidad. La clasificación fue buena en Bahrein, pero la diferencia con los Ferrari fue grande en la carrera”, finalizó Hamilton. Bottas siguió la misma línea que su compañero: "Definitivamente puede marcar la diferencia. Es una pista con rectas muy largas y la potencia y la velocidad en línea recta son realmente importantes aquí. Sabemos que van a ser fuertes en este fin de semana. Esperamos que tengamos nuestras fortalezas en otros lugares, pero definitivamente podemos ver el área donde necesitamos impulsar el desarrollo". En Mercedes siguen alucinados con el ritmo de Ferrari y se ven con pocas opciones este fin de semana. Los de Brackley añaden aún más presión a un equipo que tiene a dos pilotos en plena lucha y que está obligado a ganar si no quieren ver como su mayor rival pone tierra de por medio en el campeonato.

opta

Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios