El alemán sigue su tradición con los nombres

'Lina', la nueva amenaza de Ferrari: una historia personal de Vettel

Vettel dio la primicia que muchos esperaban en la presentación de la temporada 2019 de Fórmula 1 donde confesó el nuevo nombre de su Ferrari para continuar una costumbre que empezó en 2018

Sebastian Vettel dio la primicia que muchos estaban esperando. En la presentación de la temporada 2019 de Fórmula 1, al ser entrevistado por su excompañero en Red Bull Mark Webber, el alemán confesó lo que se ha convertido en tradición estos últimos once años. El nombre de su nuevo Ferrari. Este año el SF90 se llamará 'Lina' para seguir una costumbre que comenzó en 2008.

El alemán es un piloto especial en muchos aspectos. Por ejemplo, es el único de la parrilla que no tiene perfil en redes sociales. Este es uno de los motivos por el que pocos seguidores conocen más allá de su vida deportiva. En su época en Red Bull destacaban sus cambios de diseño de casco prácticamente para cada carrera, aunque esto es algo que no solo el alemán hacía y que la FIA tuvo que limitar principalmente por él. Pero poner el nombre de una mujer a sus monoplazas sí que no se había visto y se ha convertido en una de sus peculiaridades más llamativas.

"Todo comenzó con una broma"

Todo empezó con una broma hace once años cuando pilotaba en Toro Rosso. El STR3 fue bautizado como 'Julie'. Esa misma temporada logró en Monza su primera victoria en el gran circo. Un hecho que nunca olvidará y por el que empezó a poner nombre a sus monoplazas, ya que consideró que le dio suerte. Una fortuna que continuó hasta 2013 con cuatro mundiales bajo el brazo y cinco nuevos apodos en sus coches.

Así explicaba Vettel por qué ha seguido haciéndolo todos estos años: "Es importante tener una estrecha relación con tu monoplaza. Como un barco, un coche debe tener nombre de chica, porque es una máquina sexy. Los mecánicos y yo creemos que el coche es algo bonito y por eso no puedes llamarle Dave o algo por el estilo".

Unos llamativos adjetivos

Esta temporada ha vuelto a añadir un adjetivo al nombre de su Ferrari: 'Lina la esbelta', en referencia a lo esbelto de su nuevo monoplaza. Otros de los adjetivos que fue colocando en sus monoplazas fueron un poco pasados de tono y difíciles de olvidar. Por ejemplo, 'Pervertida Kylie' para el Red Bull de 2011, 'Hambrienta Heidi' en el RB9 de 2013, 'Seductora Liz' por la belleza de su RB6 con el que logró su primer título mundial o 'Mandy la cachonda' cuando ese mismo año cambiaron el chasis del monoplaza para el Gran Premio de Mónaco. Pero quizá el apodo que se lleva la palma fue dedicado a su Red Bull RB5 de 2009. 'Kate', un nombre inofensivo que se convirtió en todo lo contrario después tener que cambiar el chasis por un accidente en Albert Park. Entonces llamó al nuevo 'la hermana sucia de Kate'. ​

Esperemos por el bien del alemán que no tengan que cambiar Lina por otro nombre menos apropiado después del Gran Premio de Australia, donde parten como favoritos tras unos brillantes test de Barcelona. El alemán afirmó sentirse completamente preparado y con ganas: "Siempre es similar. Haces pruebas, coges el ritmo y luego vienes aquí y estás listo para correr. Así que estoy deseando ponerme a ello".

Listado de nombres:

  • 2019: Lena (Ferrari SF90).
  • 2018: Loria (Ferrari SF71H).
  • 2017: Gina (Ferrari SF70-H).
  • 2016: Margarita (Ferrari SF16- H).
  • 2015: Eva (Ferrari SF15-T).
  • 2014: Suzie (Red Bull RB10).
  • 2013: La hambrienta Heidi (Red Bull RB9).
  • 2012: Abbey (Red Bull RB8).
  • 2011: Pervertida Kylie (Red Bull RB7).
  • 2010: Seductora Liz/ Mandy la cachonda (Red Bull RB6).
  • 2009: Kate/ La hermana sucia de Kate (Red Bull RB5).
  • 2008: Julie (Toro Rosso STR3).
Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios