Así vivió Hamilton su quinto título: bajo la gloria anidaba la tristeza
  1. Deportes
  2. Fórmula 1
su abuelo FALLECIÓ JUSTO ANTES DEL GP DE MÉXICO

Así vivió Hamilton su quinto título: bajo la gloria anidaba la tristeza

El fallecimiento de su abuelo el jueves anterior a la carrera hizo aflorar en Hamilton las sensaciones vividas a lo largo de su dura infancia para llegar a la cima con su padre

placeholder Foto: Lewis Hamilton, poco después de conseguir su quinto título en el Hermanos Rodriguez. (Reuters)
Lewis Hamilton, poco después de conseguir su quinto título en el Hermanos Rodriguez. (Reuters)

No todo fue de color de rosa para Lewis Hamilton. Bajo las imágenes de gloria y triunfo en el Hermanos Rodríguez también latía una tragedia familiar. Había logrado su quinto título de Fórmula 1 en el Gran Premio de México, pero entre bastidores su familia estaba viviendo un duro golpe: el fallecimiento de Davidson Hamilton, abuelo del piloto, “el patriarca de la familia”. “Esta semana ha sido difícil, me desperté el jueves por la mañana. Mi abuelo estaba en el hospital, y lo primero que pensé: “No sé nada de mi padre””, así que le mandé un mensaje, y mi padre me pidió que le llamara. Su padre había muerto una hora antes”. Solo después de terminar la carrera fue cuando Hamilton reveló la noticia.

Las experiencias vividas la pasada semana han vuelto a sacar a la superficie rasgos clave en la personalidad del británico, quien lleva a flor de piel sus orígenes y una infancia dura. Un sustrato que subyace en su permanente sentido de gratitud ante sus logros en la vida. La muerte de su abuelo pocos días antes de unirse a Juan Manuel Fangio incidía en ese sentido de perspectiva que siempre acompaña al piloto británico.

"Esto nos ha unido más"

Davidson Hamilton era el padre de Anthony, figura esta decisiva en la vida de Lewis. Anthony no estaba presente en el Hermanos Rodríguez ante días tan especiales. el piloto reveló la razón: su abuelo había fallecido justo antes de arrancar el fin de semana decisivo. “En un sentido estoy triste, pero por otro lado estoy contento porque estaba luchando, pero ni siquiera podía reconocer a su hijo. Esto es algo que nunca quiero tener con mi padre, esto me ha acercado a él, porque quiero seguir alimentando esa relación. Solo tenemos una cierta cantidad de tiempo en la Tierra”.

placeholder Cinco de Hamilton. (@LewisHamilton)
Cinco de Hamilton. (@LewisHamilton)

Con el título en la mano, Hamilton agradeció sentidamente el trabajo y la ayuda de todos los miembros de su equipo. Pero el fallecimiento de su abuelo días antes sirvió para reforzar sus vínculos en torno a sus seres queridos. Y expresó sus sensaciones públicamente. “Cuando alguien fallece une a toda la familia, pero él era el patriarca…Mi padre y yo estábamos muy unidos, pero esto nos ha unido un poco más. Siempre recordaré, nunca olvidaré las cosas que hizo para que yo pudiera estar aquí y para que nuestra familia saliera adelante. Aspiro para ser como él, como ese hombre negro fuerte, como padre, como ser humano, por hacer lo que hizo en momentos difíciles y con lo poco que tenía. Esto es testimonio de donde hoy estamos”, reflexionaba con inflexiones de emoción en su voz. “Creo que con todo el trabajo que ha derrochado, mi abuelo estaría orgulloso de él, muy orgulloso de nosotros y de que el (apellido) Hamilton entrará en la historia, algo que parece una locura pensar en ello. Sinceramente, está en el centro de quien soy yo”.

Davidson Hamilton llegó a Londres desde Granada. “Mi padre siempre quiso que su padre estuviera orgulloso de él, y yo también quiero que él lo esté de mí”, explicaba el británico cuyo primer nombre (Lewis Carl Davidson Hamilton) compartía con el piloto. “Esta capacidad para luchar, es un testimonio para mi familia, porque creyeron en mí desde el primer día”. Hamilton volvía a recordar su infancia y la fortuna que le ha acompañado. “Ves estas familias en los karts que también creen en sus hijos, y no les sale bien. A nosotros nos salió bien, y aún hoy, la forma en la que piloto…Cojo la oportunidad con ambas manos, porque mi padre llegó a tener cuatro trabajos, él y mi madrastra sacrificaron todo. Nunca tenían ropa nueva... Nunca imaginaron la vida que tenemos hoy. Si pudierais haber visto lo duro que fue para nosotros desde el comienzo, incluso este año, todavía luchando con todos los obstáculos, y cada año hacerte más fuerte. Me siento como si aún siguiera luchando con ese fuego ardiente que ya tenía con ocho años, y que me encanta. Seguiré hasta que se vaya…”.

"Por eso soy lo que soy"

Padre e hijo vivieron intensamente el duro camino hasta la cima. La fuerte presencia del progenitor resultó decisiva en su carrera y en la personalidad competitiva de Lewis. Asfixiante quizás. Luego el hijo buscó la independencia emocional y vital que no había disfrutado con esa figura paterna severa pero decisiva. Aquellos difíciles inicios son intrínsecos a la personalidad de Hamilton, y dieron forma al piloto agresivo y ambicioso en la pista. Hamilton contó después de la carrera una anécdota que le sirvió para ilustrar lo anterior.

“Siempre recuerdo cuando rodaba en Rye House y mi padre era el único padre que se iba a la pista y se quedaba allí. Tenía ocho años, se quedaba donde estaba el piloto más rápido, un chico que se llamaba Nicky Richardson. Con ochos años, me fijaba en Nicky. Era muy rápido, y yo pensaba “no sé como, tengo que ganarle”. Mi padre se quedaba donde frenaba, y luego se movía varios metros y me decía: “Aquí es donde tienes que frenar”. Ningún otro padre hacía lo mismo. Daba vueltas y vueltas, frenaba en el mismo sitio, pero hacía un trompo tras otro, o me estrellaba. Pero al final lo conseguí. Aquello está en el centro…Siempre he sido un piloto que ha frenado muy tarde. Aquellos momentos clave, aquellos momentos tan especiales, son con los que hoy lucho, y están en el centro de quien soy”.

Lewis Hamilton no nació entre algodones, y tampoco sería el piloto que todos conocemos sin aquella forja. “Lo dieron todo para ayudarme para hacer algo especial. Seguiré pilotando con ellos en mi corazón, y con mi abuelo, y espero que mire abajo y esté orgulloso de lo que hemos hecho como familia”. Su nieto ha alcanzado a Juan Manuel Fangio. De momento.

Fórmula 1 Lewis Hamilton Fórmula 1 - GP de México
El redactor recomienda