El australiano desea que se acabe la temporada

"Odio mi coche". Cómo Ricciardo se ha convertido en la oveja negra de Red Bull

Ricciardo salía desde la pole y tenía todo en su mano para lograr un gran resultado pero su Red Bull volvió a fallar. El piloto australiano suma ocho abandonos y no pisa el podio desde Mónaco

Foto: Ricciardo volvió a sufrir un problema mecánico en su Red Bull. (Twitter: @redbullracing)
Ricciardo volvió a sufrir un problema mecánico en su Red Bull. (Twitter: @redbullracing)

"Ahora mismo odio mi coche. No quiero ni participar en las dos próximas carreras". Así de enfadado y abatido acabó Daniel Ricciardo tras el Gran Premio de México de Fórmula 1. El australiano salía desde la pole y tenía todo en su mano para lograr un gran resultado pero su Red Bull le volvió a fallar. El piloto australiano de la eterna sonrisa la ha perdido este año ya demasiada veces. Suma ocho abandonos, desde su victoria en Mónaco no ha logrado volver a pisar un podio en el gran circo y encima en su propio equipo le dan la espalda, principalmente Helmut Marko.

En las imágenes de la televisión se pudo ver a un Ricciardo realmente desolado y decepcionado con la mala suerte que está teniendo en esta segunda parte de la temporada. Mientras su compañero de equipo lideraba y ganaba la carrera, él volvía a sufrir el lado más amargo de las carreras, el ver a Max Verstappen triunfar mientras a él, su monoplaza lo dejaba en la cuneta mató al australiano y más cuando sabía que no estaba haciendo su mejor carrera después de un mal inicio en el que perdió todas las posibilidades de victoria.

Problemas de todo tipo

El piloto de Red Bull salía dispuesto a batir a Max pero en el inicio ya empezaron los problemas. Ricciardo hizo una salida horrible y vio como Verstappen y Hamilton adelantaban con suma facilidad. El gran premio se complicaba. A pesar de ello cogió el ritmo con su Red Bull y aprovechó el problema de neumáticos del británico para subir a la segunda plaza. El problema era que el joven holandés ya había cogido una ventaja insalvable. A pesar de ello, el doblete estaba garantizado y Daniel no veía con malos ojos el segundo puesto para el equipo. Una posición en la que él mismo había quedado por un error suyo. Pero a falta de tan solo nueve vueltas la mala suerte volvió a llamar a su puerta.

Ricciardo volvía a abandonar cuando el equipo estaba en un escenario perfecto para conseguir un doblete en la carrera. El australiano sufrió un nuevo problema mecánico en su monoplaza. Por lo visto una fuga provocó que tuviera que parar su coche en la escapatoria y terminar antes de tiempo la carrera. Y es que lo más sangrante de todo esto es que de los ocho abandonos de la temporada solo uno fue por accidente. Cuando se chocó en Azaerbaiyán con Verstappen. Desde entonces ha tenido problemas de todo tipo, eléctrico, batería, con el escape…suficientes motivos para desear acabar esta temporada y enfundarse de una vez por todas el mono de Renault.

Por todo ello, ante la prensa desplazada a tierras mexicanas, Ricciardo explotó. Aseguró, sin pelos en la lengua, que actualmente no tenía ninguna gana de afrontar las dos carreras que le quedaban antes de que terminara la temporada de Fórmula 1 después de un fin de semana que dejó dos emociones totalmente distintas en el australiano. Del “éxtasis total” que él mismo calificó tras birlarle la pole a su compañero de equipo a la desolación de un nuevo fracaso.

Ricciardo durante el GP de México. (EFE)
Ricciardo durante el GP de México. (EFE)

La rabia de Helmut Marko

Ricciardo abandona Red Bull al acabar esta temporada rumbo a un equipo en crecimiento como Renault. La escudería francesa todavía está muy lejos de igualar los resultados que la escudería de las bebidas energéticas ha conseguido este año. Por esto, muchos en el equipo austriaco no entendieron la marcha de Daniel y se creyeron que era una broma. Uno de los que no se lo tomó nada bien fue Helmut Marko y aprovecha cada momento para recordar a su piloto el error que ha cometido. Cuando Ricciardo logró la pole en México, Marko fue el primero en darle la enhorabuena, pero luego en los medios le envió una felicitación donde camufla toda su rabia por su marcha al recordarle que esta sea seguramente su última pole en mucho tiempo.

En Renault tendrá que esperar mucho tiempo, así que debería disfrutarlo tanto como pueda ahora”, dijo el asesor del programa de pilotos de Red Bull. Marko todavía está dolido con la marcha de su piloto en un movimiento que considera un traición. El doctor fue el hombre que dio la oportunidad al australiano en la escudería. Es aquí donde reside la rabia de Marko con el piloto y no es la primera vez que hace este tipo de declaraciones. En Estados Unidos volvió a hablar con sorna sobre la situación de Ricciardo quien abandonó por problemas en la batería.

"Me da pena por Ricciardo, ¡pobre, tendrá que vivir con esos problemas dos años más! La próxima temporada, con el motor Honda, creo que podemos luchar por el Campeonato. El proyecto es muy bueno, prometedor y lo digo totalmente en serio”, dijo Marko en una muestra más del poco tacto con uno de sus pilotos. Con relaciones así dentro de tu propio equipo es totalmente entendible la postura del australiano de no querer correr lo que queda de campeonato.

opta

Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios