sale 10º en una mitad de parrilla apiñada

"Hay que estar avispados": Carlos Sainz afila su cuchillo en el GP de Bahrein

El piloto de Renault no se ha sentido cómodo durante el fin de semana, pero a pesar de ello, saldrá ya dentro de posiciones de puntos y con un monoplaza a priori más apto para la carrera

Foto: Carlos Sainz durante la clasificación del GP de Bahrein (EFE)
Carlos Sainz durante la clasificación del GP de Bahrein (EFE)

“En las tandas largas estaba casi igual de apretado que ahora en la clasificación, así que hay que estar listos y avispados”. Los dos pilotos de Renault estuvieron dentro de la Q3 del Gran Premio de Bahrein de Fórmula 1, el único equipo de la mitad de la parrilla en hacerlo, y han estado durante los entrenamientos entre los diez primeros. Pero la calificación les dejó un sabor amargo, un Hass y un Toro Rosso se colaron por delante de los dos monoplazas del equipo francés. Carlos Sainz ha estado peleándose para poner a punto su coche para la clasificación y no ha terminado de hacerlo. Y ni el piloto español, ni Nico Hulkenberg, mejoraron la vuelta que marcaron en la Q2 en el circuito de Sakhir.

Hace falta un empujón más para rematar la faena, para meter de nuevo a los dos coches en los puntos. Y en el caso de Sainz, también para superar a su compañero de equipo. Hasta ahora no se ha sentido cómodo con el coche y ha logrado clasificar en décimo puesto. Pero para la carrera las sensaciones son distintas, así que el piloto madrileño tiene afilado su cuchillo. “Ayer en tandas largas noté el coche algo más equilibrado, así que estoy convencido de que podemos progresar en carrera. Me he sentido mejor con las tandas largas y hay muchas más posibilidades durante la carrera, especialmente con la degradación (de los neumáticos) que hemos visto hasta el momento. Eso abre muchas más ventanas, así que estaremos listos para ello. Estoy convencido de que podemos avanzar en la parrilla”, aseguró.

Renault llegó a la Q3 sobrado

La clasificación confirmó lo que Carlos Sainz venía sintiendo en los entrenamientos libres desde el viernes, no está a gusto al volante del Renault como pasara en Australia: “He estado buscando el mejor balance para el coche durante todo el fin de semana, y no me he sentido 100% cómodo en la clasificación, así que me ha resultado difícil encontrar la vuelta perfecta esta noche”. No obstante, en Melbourne las cosas fueron bien hasta el día de la carrera, el día de verdad. Cuando un problema con la bomba de agua le provocaron problemas físicos. Sacó un meritorio punto. Este domingo puede darse el caso al revés.

A pesar de las dificultades en la puesta a punto con el monoplaza de Sainz, y de lo apretada que está la mitad de la parrilla (apiñados en menos de un segundo), tanto el español como Hulkenberg pasaron holgadamente a la Q3 y en ninguna de las rondas de eliminación estuvieron en peligro. A los puntos, Renault fue el primer equipo de la mitad de la parrilla.

Carlos Sainz no ha estado al 100% cómodo con su monoplaza
Carlos Sainz no ha estado al 100% cómodo con su monoplaza

El español saldrá este domingo justo por detrás de Lewis Hamilton, rival al que no hay que mirar. Pero su cuchillo tendrá el punto de mira en su compañero Hulkenberg, quien le ha superado en todos los entrenamientos salvo en la primera práctica. El alemán clasificó en la séptima plaza gracias a la sanción de Hamilton. Por delante, el Toro Rosso de Pierre Gasly y el Hass de Kevin Magnussen. Tres obstáculos en el camino.

“En las simulaciones de ayer estábamos casi igual de apretados que en la clasificación, así que trataremos de estar atentos para ganar alguna posición. Creo que prácticamente todo el mundo irá a dos paradas. Hay bastante degradación en comparación con otros circuitos y en una carrera a dos paradas siempre pueden pasar cosas y hay que estar atentos”.

El calor, la degradación de neumáticos, la estrategia, los errores, la fiabilidad de los monoplazas… A las mejores sensaciones de Sainz para la carrera con respecto al resto del fin de semana, se suman varios factores para estar delante. Sin embargo, Hass falló en la primera carrera en boxes y en Toro Rosso falló el motor Honda. Cualquier detalle en una parrilla tan ajustada significa la pérdida o la ganancia de puntos. Sainz tiene preparado el cuchillo para aprovechar cualquier error y exprimir su Renault.

Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios