las claves del divorcio entre mclaren y honda

Por qué hay quien piensa en Japón que Fernando Alonso se ha pasado con Honda

El Confidencial abordó la situación de Honda con un grupo de periodistas japoneses en Suzuka. Sus conclusiones no dejan en muy buen lugar al piloto español

Foto: Fernando Alonso, este viernes en el circuito de Suzuka. (EFE)
Fernando Alonso, este viernes en el circuito de Suzuka. (EFE)

"Honda es el principal culpable por su mal motor. De ahí que nunca se vaya a quejar de los comentarios de Alonso. Son correctos y legítimos. Pero...". Y con esta matización arranca el problema. Porque en Japón tienen una versión propia sobre el divorcio con McLaren. Honda asume la culpa, pero por distintas razones su voz no se ha hecho escuchar en el 'paddock'. En el cóctel hay un fracaso deportivo, una cultura japonesa encerrada en sí misma y un futuro aún incierto. Es la historia de un gigante del motor vapuleado como pocos en la historia de la Fórmula 1.

El Confidencial abordó la situación de Honda con un grupo de periodistas japoneses en Suzuka. Sus visiones son fruto de décadas de experiencia en el 'paddock' y un contacto continuo con Honda en estos tres años. Son subjetivas, no todas sujetas a la versión oficial de la marca. Pero haber vivido desde dentro toda la historia ayuda a entenderla de forma más amplia. McLaren, Alonso, Toro Rosso, Red Bull... nadie se salva del análisis. Entre hablar mucho o hablar poco, en Japón siempre se hace lo segundo. Así es su cultura. Pero cuando dicen algo, lo hacen por algo. Quédense con esto.

Fernando Alonso este viernes en Suzuka. (EFE)
Fernando Alonso este viernes en Suzuka. (EFE)

"Si Alonso no fuera tan político..."

Desde 2015, los mensajes polémicos de Alonso por radio han sido el pan de cada carrera. Buena culpa la tiene Honda, a quien ha lanzado 'perlas' como "motor de GP2", "con otro motor habríamos ganado la carrera" o "esto es vergonzoso". ¿Se ha pasado Alonso? "Sí, demasiado", coinciden los periodistas. "Un ingeniero japonés que trabajó con él hace cinco años cuenta que es un tipo muy político. Y que si no fuera tan así, sería en conjunto el más talentoso de la F1. Y tendría más mundiales". A Alonso no le quedaba otra que alzar la voz. Y en Japón lo entienden. Otra cosa son las formas.

¿Cómo reacciona Honda cuando escucha cosas así en boca de Alonso? "A veces, (Yusuke) Hasegawa –jefe de Honda– nos ha dicho: mirad, yo tengo una opinión fuerte sobre Alonso, pero no la voy a decir". Nadie la conoce, pero los japoneses entienden su propia cultura y saben descifrar el mensaje. "En efecto, es algo malo. Pero un japonés nunca lo dirá, así somos... Pero si alguien de Japón te viene con eso, es que es malo". Como piloto, Honda siempre ha visto a Alonso como un fuera de serie. Que fuera para ellos el 'apaciguador' perfecto en la tempestad es algo más cuestionable.

Honda, "muy japonesa"... y muy atrasada

Nada de esto se cuenta en público por el factor cultural. La armonía y la paz en colectivo juegan un papel vital en Japón, y las empresas niponas lo asumen como algo propio. Pero Honda va más allá. Su forma de trabajar en la Fórmula 1 la describen incluso sus compatriotas como "extremadamente japonesa". Y por aquí han llegado varios disgustos.

Uno de ellos, sin duda, es la comunicación. Aún se recuerda en el 'paddock' cuando en 2015 hablaban de ganar carreras cuando ni siquiera las acababan. Eran tan optimistas en parte por una manía japonesa de nunca darse por vencidos en público. Hace tres semanas, con la ruptura de McLaren, dijeron que acabar 2018 "entre los tres mejores equipos" era su objetivo. Es su forma de mostrarse combativos. Pero así no funciona la F1. "Lo que dijeron del top-3 en Singapur mosqueó a mucha gente de Honda. No entienden cómo funciona esto, deben aprender cómo hablar y explicar las cosas aquí". Honda ya lo ha reconocido a su manera... "pero va a ser muy difícil que esto cambie", opinan los periodistas.

"Van a seguir igual. Están muy influenciados por la cultura. A Honda no le importa nada la comunicación. Yo llevo trabajando años en Europa y sé que no están hechos para este mundo. Pero en Japón estas cosas no importan. Honda quiere dedicarse sólo a hacer un buen motor, para ellos es lo más importante". Pero a la vista está que han fracasado en el objetivo. De momento, no hay ni rendimiento ni buena comunicación. Y lanzados a una nueva aventura con Toro Rosso, está por ver si alguno de los dos llegará a corto plazo.

¿Será Toro Rosso la que 'despierte' a Honda?

Su prioridad, en efecto, es mejorar el motor. Como ya ha ido contando El Confidencial, sienten que su única (y gran) tarea pendiente es que funcione el ICE (motor de combustión interna). Es una de las seis piezas que conforman los motores híbridos actuales. En los otros cinco se ven parejos a Mercedes y Ferrari. "Creen que la filosofía del motor es buena, pero no saben sacar más potencia a la combustión...". Y después del reinventar en 2017 todo el motor entero sin éxito, no se preven revoluciones. "Si lo hacen, no sólo pueden perder potencia, sino también tiempo. Y no pueden permitirse fallar de nuevo". Y todo ello conduce a una sospecha: que quizá Honda no vaya a ganar nunca con estos motores. "Están aún muy lejos. Aún hay cosas que no entienden de su propio motor", advierten en Japón.

Honda y Toro Rosso anunciaron su colaboración para 2018 en el GP de Singapur. (Reuters)
Honda y Toro Rosso anunciaron su colaboración para 2018 en el GP de Singapur. (Reuters)


Con el cerrazón cultural, el fracaso de McLaren y todo el dinero perdido, ¿cuál es entonces su rumbo en la F1? De momento ya brota cierta autocrítica. Con la prensa japonesa en Suzuka, Honda abordó un tema capital. "Con McLaren nos respetábamos, pero no éramos amigos", dijo Masashi Yamamoto. "Había una brecha, no había un ambiente de confianza. Nos respetábamos en exceso, era un equipo muy grande. Con Toro Rosso irá mejor y todo será más cercano". Argumentan que el hecho de ser una estructura modesta les llevará a abrir la mente y "preguntar más cosas", sin ignorar las voces occidentales, como hicieron en McLaren. También, según los periodistas, porque ya llevaban tiempo queriendo estar con un socio "más débil, sin tanta política". Porque si Honda llegó ya malherida en 2015, quizá se encontró en Inglaterra más bien un verdugo que una ayuda para resucitar...

"Con Dennis, muy buena relación. Con Brown..."

La pregunta surgió en esa misma conferencia en japonés. Hasegawa dedicó varios minutos a agradecer a McLaren todo su apoyo, pero hubo cosas que no ayudaron. "Honda tenía muy buena relación con Ron Dennis. Sabían qué hacer con él, era alguien que lo controlaba todo de forma sofisticada y organizada. Ahora con Zak Brown no sabían qué hacer. Si hablar con él, con Jonathan Neale (jefe técnico), con Peter Prodromou (ingeniero jefe)... No dicen que fuera a peor, sino que no ayudó a mejorar las cosas". Reproducían lo que contó Hasegawa, en esa misma ambiguedad que con su 'fuerte opinión' sobre Alonso. Recuerden el significado encubierto.


Eso sí, los periodistas coinciden con el diagnóstico. "Zak Brown y Éric Boullier no han trabajado como gente 'racing' (de competición), sino más de negocios". Recuerdan, por ejemplo, lo bien que le va a Red Bull con jefes como Adrian Newey y Christian Horner, cuya trayectoria siempre ha estado ligada a los circuitos. Y a propósito de Red Bull, ¿qué hay de la posibilidad abierta de que Honda le dé sus motores en 2019? Nadie rechazaría semejante posibilidad, pero los tiros se han desviado ya por otro cauce.

"2018 es el año más importante para Honda", apuntan. "La cuestión es que ya han interiorizado que la F1 no es nada fácil. De ahí que ya no digan que van a ganar". Estos tres años dejan a una Honda malherida, pero quién sabe si con los pies más puestos en el suelo. Por aquello de que "no van a ganar con estos motores", el acuerdo con Toro Rosso les permitirá calibrar su nuevo aperturismo, el diseño de este motor y las lecciones aprendidas. Un paso básico para cualquier marca en la F1. De ahí que Red Bull no sea una obsesión. "Honda no está para ganar. Su motor es el peor. Si alcanzan a Renault en 2018, igual se lo plantean. Pero será un problema ya de si Red Bull quiere tenerlo o no". Porque Honda quiso correr cuando no sabía ni gatear. Y ahora apenas parece estar empezando a andar...

Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios