Sainz y Verstappen seguirán en Toro Rosso en 2016 para deleitar a la Fórmula 1
  1. Deportes
  2. Fórmula 1
falta que se confirme la continuidad del equipo

Sainz y Verstappen seguirán en Toro Rosso en 2016 para deleitar a la Fórmula 1

El jefe de equipo de la escudería, Franz Tost, confirmó que el equipo quiere mantener a los dos pilotos para el año que viene. Además, es optimista acerca de tener motores de Ferrari

Foto: Sainz y Verstappen en su debut en la Fórmula 1 (Efe)
Sainz y Verstappen en su debut en la Fórmula 1 (Efe)

“Si el equipo está en la parrilla de salida (en 2016), considero que ambos serán los pilotos de Toro Rosso. Hasta ahora han hecho un muy buen trabajo y, por supuesto, queremos mantenerlos”. Franz Tost confirmó este viernes durante el Gran Premio de Brasil, que Red Bull quiere que Max Verstappen y Carlos Sainz continúen en la escudería de Faenza para el año que viene. La que está siendo una de las “historias positivas en la Fórmula 1”, se podrá seguir viendo el año que viene, y seguramente, con un coche más competitivo.

El fabricante de bebidas suele dar dos años a sus jóvenes pilotos en Toro Rosso, y este año, por el nivel ofrecido de ambos y por la exigencia a la que se han llevado el uno al otro, había pocas dudas o ninguna sobre su continuidad en la escudería. Incluso, se había especulado con un ascenso de Verstappen en sustitución de Daniil Kvyat, pero Christian Horner ratificó al ruso en México.

El único que detalle que falta es que se corrobore que la escudería seguirá en el Gran Circo. Y para ello, a su vez se tendrá que confirmar un secreto a voces: que Ferrari suministrará al ‘hermano pequeño’ de Red Bull. El futuro del equipo “no se ha decidido todavía” según Tost, pero el austriaco está “convencido” y es “optimista” acerca de la situación.

Falta un punto más para la Q3

Carlos Sainz finalizó decimoquinto los entrenamientos libres en Interlagos. El piloto madrileño se quedó a tan solo una décima de su compañero Max Verstappen, aunque asegura que tuvo un inconveniente la hora de usar los neumáticos blandos tras aparecer la bandera roja por la rotura del motor del monoplaza de Alonso. Pero en general, Sainz está satisfecho por haberse adaptado “fácil” a un circuito donde no había rodado nunca, pero que ha disfrutado: “Es de la vieja escuela”, señala.

“Creo que hemos tenido un buen primer día en Brasil. Nos las arreglamos para completar un montón de vueltas, que era el objetivo principal”, asegura Sainz. Toro Rosso fue una vez más el equipo que más rodó sobre la pista, y en particular, Sainz. Trabajo habitual en el equipo, especialmente, cuando ninguno de sus pilotos ha pisado nunca el trazado. Sin embargo, las cosas de cara al sábado pintan un poco grises.

Hay que mejorar mucho si queremos entrar en la Q3. Va a ser complicado”, reconoce Sainz. Los ocho primeros puestos parecen asegurados para los Mercedes, Ferrari, Williams y Red Bull, salvo problema en alguno de sus monoplazas o que aparezca la lluvia. Su lucha, en principio para dos plazas, estará entonces frente a Force India y Lotus, que parecen funcionar mejor aquí con respecto a una vuelta. En este aspecto, Phil Charles, jefe de ingenieros, ha asegurado que los monoplazas no han funcionado como habitualmente: “Un día un poco difícil para nosotros. Las tandas cortas no parecían darnos nuestro rendimiento habitual, de modo que tenemos mucho trabajo que hacer por la noche en este sentido”.

También hay punto a favor

“Será una carrera muy desafiante el domingo, eso seguro, porque es muy duro para los neumáticos”, afirmó Verstappen. “En cuanto a las tandas largas parecía que un montón de gente estaba luchando con los neumáticos después de un pequeño número de vueltas. En el lado positivo, creo que no estábamos en mala situación como algunos en ese sentido”, confirmó Phil Charles.

Muchos de los equipos de la parrilla han tenido problemas para rodar con regularidad y progresión con los mismos neumáticos, sin embargo, aquí Toro Rosso parece que tiene un punto a destacar. Su ritmo es bueno y además constante. Los 156 giros que han completado entre Sainz y Verstappen al autódromo de José Carlos Pace parecen haber servido no solo a los pilotos. También, el buen chasis de la escudería jugará a su favor (Red Bull también parece haber rendido bien en este aspecto).

Max Verstappen Carlos Sainz Fernando Alonso Toro Rosso Fórmula 1 Red Bull Ferrari Fórmula 1 - GP de Brasil