Es noticia
Menú
La paciencia de Susie Wolff se acabó y dice adiós a un 'deporte de hombres', la Fórmula 1
  1. Deportes
  2. Fórmula 1
VE QUE NUNCA TENDRÁ UN HUECO EN LA PARRILLA

La paciencia de Susie Wolff se acabó y dice adiós a un 'deporte de hombres', la Fórmula 1

La todavía piloto de Williams luchará a partir de ahora porque la mujer esté presente en la Fórmula 1 aunque de otra manera. Arroja la toalla con ella misma pero no pierde la esperanza por las canteranas

Foto: Susie Wolff en los entrenamientos del GP de Alemania de 2014.
Susie Wolff en los entrenamientos del GP de Alemania de 2014.

“Ha llegado el momento de quitarme el casco y descansar”. Ella no considera que ha logrado su gran sueño, dice haberse quedado “cerca” pese a ser la sexta mujer en participar en un gran premio de Fórmula 1 y tener el respeto que le otorga su carrera deportiva, sobre todo sus siete temporadas en DTM. Susie Wolff, a sus 32 años, desiste. Su meta era formar parte de la parrilla del Gran Circo y este martes ha hecho pública su decisión de tirar la toalla y centrar sus esfuerzos en que otra mujer lo consiga. “Mi progreso en el mundo de la F1 representa mucho más que a un piloto de carreras que intenta alcanzar la cumbre de su deporte. También representaba una posibilidad, la esperanza de volver a ver a una mujer en la parrilla de salida. Aproveché la situación, me contagié de la energía de mis seguidores y trabajé duro. Estaban quienes deseaban que tuviese éxito. También quienes no”. No sólo portaba la bandera de Escocia, también la del género femenino.

¿Hay personas en el paddock que no quieren a una mujer pilotando un F1? La todavía piloto de pruebas de Williams es clara aunque en sus palabras de adiós no dedica más líneas a ello y sí a competir desde ahora fuera de la pista para que otra mujer -sin importar la nacionalidad- alcance su meta, la misma que también tenía su amiga María de Villota. “Vamos a lanzar una iniciativa cuyo objetivo principal es celebrar los triunfos conseguidos por mujeres en los diferentes deportes de motor que nos permita transmitir a las siguientes generaciones la idea de que los deportes de motor son una opción. Me atreví a ser diferente y quiero servir de inspiración a otros para que hagan lo mismo”.

I am overwhelmed by all your nice messages. Thank you to everyone who has supported me along the way.#grateful pic.twitter.com/X1mxQGG7TL

Hacer historia de esa manera no es suficiente

Comenzó a competir en el mundo del karting con ocho años y a través de los monoplazas llegó al DTM. En 2012 compaginó la competición alemana con labores de piloto de desarrollo en Williams, escudería en la que ascendió a piloto probadora para 2014. Esa temporada y la presente ha formado parte de sesiones oficiales (entrenamientos libres) de un gran premio, siendo la primera mujer en lograrlo desde Giovanna Amati en 1992.

Este año, la escudería dirigida por Claire Williams mandó un par de avisos con la contratación en enero del joven Alex Lynn (una apuesta de futuro) como piloto de pruebas y la de Adrian Sutil como tercer piloto cuando Valtteri Bottas fue duda para el GP de Malasia (el finés no corrió en Australia). ¿Y Susie Wolff? “En el momento en que Adrian se anunció no fue muy bueno para mí. Se me hizo más complicado hacer un buen trabajo cuando posteriormente me subí al coche”, admitió este verano en una entrevista a la 'CNN'. Ahí fue cuando dejó ver su posible salida… “No parece haber muchas oportunidades para llegar el próximo año a la parrilla. Va a ser un invierno de reflexión”.

HA LLEGADO EL MOMENTO DE QUITARSE EL CASCO https://t.co/ArgbKeZkaW pic.twitter.com/76YQUuZ18b

O en la pista o en ningún sitio

Con su marcha, como ella misma explica, se disipa la posibilidad de ver a corto plazo a una piloto de F1. Porque su meta era estar en la pista, no trabajar eternamente fuera de ella. No se conforma con decir: “Soy parte de la F1”, quería la parrilla: ni pruebas, ni desarrollo, ni un agente comercial del equipo. Pensando en su 'equipo', el de las mujeres, ahora cree que puede realizar más por tal equipo fuera del Gran Circo, quizás en un despacho gestionando cada éxito de una mujer al volante.

Hay dos baches cruciales, uno es que no hay muchas niñas que se inicien en el pilotaje de karts desde pequeñas y otro es que no tendrían ningún modelo a seguir. A veces, se necesita ver para creer”. En España está el ejemplo de María de Villota, quien fue la primera en abrir este complejo camino y que ya sirve de inspiración a promesas nacionales como Marta Ariza.

En un mes cumplirá 33 años y concluirá un capítulo al que ha dedicado 19 años de su vida, “desde los 13”. El libro no lo cierra, al contrario: ahora comienza a escribir otro capítulo que espera concluir con mayor éxito todavía.

Quien está más cerca de ser la próxima Susie Wolff, al margen de Carmen Jordá que goza de un puesto de piloto de desarrollo en Lotus, es la holandesa Beitske Visser (20 años), que en la actualidad está en las World Series, antesala de la F1… aunque sus actuales resultados no son comparables a los que logró Susie en DTM. Otras mujeres destacadas son la colombiana Tatiana Calderón (22 años) que participa en la F3 Euroseries y Simona de Silvestro (27 años), de la Fórmula E. En España, además de la mencionada Marta Ariza hay otra Marta, en este caso García que viene pisando también muy fuerte tras su reciente victoria final en el FIA Academy Trophy.

“Ha llegado el momento de quitarme el casco y descansar”. Ella no considera que ha logrado su gran sueño, dice haberse quedado “cerca” pese a ser la sexta mujer en participar en un gran premio de Fórmula 1 y tener el respeto que le otorga su carrera deportiva, sobre todo sus siete temporadas en DTM. Susie Wolff, a sus 32 años, desiste. Su meta era formar parte de la parrilla del Gran Circo y este martes ha hecho pública su decisión de tirar la toalla y centrar sus esfuerzos en que otra mujer lo consiga. “Mi progreso en el mundo de la F1 representa mucho más que a un piloto de carreras que intenta alcanzar la cumbre de su deporte. También representaba una posibilidad, la esperanza de volver a ver a una mujer en la parrilla de salida. Aproveché la situación, me contagié de la energía de mis seguidores y trabajé duro. Estaban quienes deseaban que tuviese éxito. También quienes no”. No sólo portaba la bandera de Escocia, también la del género femenino.

Fórmula 1 María de Villota
El redactor recomienda