su presidente confirmó que rompen con red bull

Y Renault se hartó de ser siempre el malo de la película

Carlos Ghosn admitió este martes que están negociando la anulación del contrato con Red Bull que les une hasta 2017 porque ya no están dispuestos a seguir siendo proveedor de motores en la F1

Foto: Carlos Ghosn, presidente de Renault, molesto por el comportamiento de Red Bull (Reuters)
Carlos Ghosn, presidente de Renault, molesto por el comportamiento de Red Bull (Reuters)

"Lamentablemente, cuando estábamos ganando campeonatos el nombre de Renault nunca se mencionó. Era el equipo que estaba ganando. Así que empezamos a sentir que el rendimiento de esta inversión era muy débil". Carlos Ghosn, presidente de Renault, admitió este martes que están negociando la anulación del contrato con Red Bull que les une hasta 2017 porque ya no están dispuestos a seguir siendo el proveedor de motores. "Hemos dicho claramente que se acabó", aseguró.

Una mala fama de márketing o la pérdida de dinero pueden ser algunos de los motivos por los que el fabricante francés toma esta decisión. “No solo nos sacan dinero y tiempo, también ganas y motivación”, afirmó antes del GP de Austria Dietrich Mateschitz, dueño de Red Bull. Pero realmente, parece que el comportamiento del fabricante de bebidas y sus máximos mandatarios durante estos dos últimos años, especialmente los últimos meses, han colmado la paciencia de Carlos Ghosn, muy molesto con este asunto.

“Estás en un juego que cuando rindes muy bien nunca eres mencionado y cuando hay un problema con el equipo eres el primer chico en ser señalado”, expresa Ghosn. No han pasado ni dos años desde que Red Bull y Renault ganaran por última vez el Campeonato del Mundo de Fórmula 1. Son ocho los títulos que tienen en total, pero durante esa etapa, todos los elogios iban hacia Red Bull y sus ingenieros, en definitiva, a la aerodinámica que creaba la escudería austriaca.

No corren buenos tiempos para Red Bull (Reuters)
No corren buenos tiempos para Red Bull (Reuters)

"Es algo frustrante"

Ahora, con las nuevas tecnologías, Mercedes se ha adelantado al resto. Renault ha sido consciente de sus problemas y ha intentado arreglarlo, pero se ha encontrado con una fuerte presión de los austriacos, que han criticado en muchas ocasiones a los franceses: “Es incomprensible cuando un motor se rompe a los 50 kilómetros, queríamos una mejora, y hemos dado un paso atrás”, señaló Helmut Marko en Melbourne en la primera carrera del año. “Es algo frustrante que nosotros no podemos arreglar”, decía meses más tarde Christian Horner. Incluso en la parcela de Toro Rosso también se cansaron de la situación: “Es un poco ridículo, esta vez han caído muy hondo”, afirmó Jos Verstappen.

Precisamente palabras como estas pueden ser la principal razón por la que Carlos Ghosn y Renault se hayan cansado de Red Bull, más cuando Cyril Abiteboul, responsable de Renault en la Fórmula 1, pidió que el conflicto se quedara de puertas para dentro: “¿Son las críticas justas o injustas? No creo que sea una cuestión de ser justo o injusto. Es un deporte, no se puede decir 'he perdido pero mi compañero de equipo fue realmente…'. ¿Sabes? Creo que es una cuestión de deportividad. Cuando en un deporte estamos trabajando con otras personas, nosotros ganamos juntos y perdemos juntos”, afirmó.

Renault está en negociaciones con Lotus (Reuters)
Renault está en negociaciones con Lotus (Reuters)

O con Lotus o fuera de la F1

“Ya alertamos a las autoridades de la Fórmula 1 diciéndoles que no contaran con nosotros como proveedores de motor. Se acabó”, señala el presidente de Renault. Así que, como también estaba esperado tampoco suministrarán motores a Toro Rosso. Renault quiere seguir en la Fórmula 1, pero si lo hace lo quiere hacer como dueño de un equipo: "Estamos analizando qué hacer. Nuestro futuro es objeto de un análisis detallado y de renegociación. Saldremos (de la Fórmula 1) o dirigiremos nuestro propio equipo. No tenemos una decisión clara todavía", aseguró Ghosn.

Ghosn tiene planes para seguir en la Fórmula 1 y lo haría comprando el equipo Lotus, con quienes ya hay negociaciones avanzadas. Sin embargo, hay un obstáculo que todavía queda pendiente de negociar: Renault está persiguiendo un mayor ingreso de los derechos comerciales de Bernie Ecclestone. Más equipos se rumorearon para una posible compra, como Force India o Toro Rosso, pero la alianza en el pasado y sus cuatro títulos mundiales ya son una buena referencia histórica para ellos. Por su parte, Red Bull tiene ahora vía libre para negociar con Ferrari después de la negativa de Mercedes para suministrarles motores.

Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios