En la F1 sólo vale humillar al compañero, ganar no es suficiente para Vergne
  1. Deportes
  2. Fórmula 1
sólo vettel supera SU 'SEXTO' EN TORO ROSSO

En la F1 sólo vale humillar al compañero, ganar no es suficiente para Vergne

Desde Sebastian Vettel, en Toro Rosso, el piloto que mejores resultados puntuales ha dado es Vergne, quien no seguirá por mucho que esté ganando a Kvyat

placeholder Foto: Jean Eric Vergne en su 'camión' de Toro Rosso.
Jean Eric Vergne en su 'camión' de Toro Rosso.

Una situación compleja. Es una mezcla de trabajar sin presión, disfrutando lo que pueden ser sus últimos ‘latigazos’ por la Fórmula 1, pero sin abandonar la necesidad de hacerlo bien para ‘vender’ su figura. Jean Eric Vergne, el pasado domingo en Singapur con su sexto puesto, igualó el mejor resultado en una carrera de Toro Rosso desde 2008, cuando Sebastian Vettel fue cuarto en el GP de Brasil. El francés de 24 años sabe desde agosto que va a salir del entramado de Red Bull cuando acabe este mundial -haga lo que haga- ya que su equipo confirmó al joven Max Verstappen, a quien esta semana Helmut Marko ha comparado con “Ayrton Senna”. Hasta que “Senna” le sustituya, intentará continuar ‘mojando la oreja’ al novato que también continuará el año que viene, Daniil Kvyat. Pero con ganarle no es suficiente.

Por su singularidad, la de Marina Bay es la carrera donde el piloto influye más en el resultado. En este escenario, Vergne ha clavado un sexto puesto que iguala al que lograra el año pasado en Canadá. Sólo Vettel, de los pilotos que han pasado por Toro Rosso, ha mejorado esa posición. Actualmente, la clasificación de Constructores sitúa a Toro Rosso como la séptima fuerza y, de concluir así, repetiría la segunda mejor actuación de la escudería en su corta historia de nueve años, sólo superada por la mencionada campaña de 2008, cuando Toro Rosso gozaba de un monoplaza igual –incluso superior- al de Red Bull.

Lejos de otorgar estabilidad a un equipo que presumiblemente está funcionando, Toro Rosso está concebido como una lanzadera de pilotos, para bien y para mal. Una vez que un piloto se monta en un coche de Faenza, en un par de años sabe si caerá de pie o se estrellará (por lo visto en estos años). Su filosofía no da pie a los grises, ni a consolidar pilotos en el tiempo: o todo, o nada.

“Ganar una carrera para ir a Red Bull, como Vettel”

A la doctrina de Red Bull se le relaciona con los resultados. Marko pidió a Alguersuari “ganar una carrera para ir a Red Bull, como Vettel”, a pesar de ser diferentes circunstancias, coches… Daba igual, el resultado era lo importante. Sin embargo, atendiendo a los últimos años, Vergne ganó en su primera temporada a su compañero Daniel Ricciardo, quien se la devolvió en el segundo año que estaban juntos. Hoy en día, el australiano está peleando (en la lejanía, pero peleando) el campeonato de Pilotos, y JEV buscando equipo para seguir corriendo en F1. No hay grises: o todo, o nada.

Si continuamos mirando resultados, este año Kvyat suma 11 puntos, 8 menos que Vergne. A favor del ruso está que es su primera campaña, por tres de Vergne, y que su actuación está siendo más que aceptable (ha puntuado en cinco de las diez carreras que ha concluido). Una cosa no quita la otra y, estando por encima en la clasificación, Vergne parece que ya tenía sus días contados a principio de temporada porque a mitad de la misma ya tenían claro en Toro Rosso que el ganador en 2010 de la F3 británica no era su hombre para el futuro. O todo, o nada.

El panorama que se le presenta a Vergne no es nada halagüeño en Fórmula 1: ninguno de los jóvenes pilotos descartados por Toro Rosso –Sebastian Bourdais, Sebastien Buemi y Jaime Alguersuari- han logrado meterse en la rueda del Gran Circo. No obstante y sabiendo la compleja situación sin un buen padrino, Vergne se está moviendo con sus resultados en la mano para continuar ligado al pináculo del automovilismo (Liuzzi sí lo consiguió, en Hispania).

¿Tres coches para 2015?

Quién sabe si los rumores que se levantaron en Singapur pueden jugar a favor de quien alcanzase este fin de semana 50 carreras en F1. Ante la preocupación por la continuidad o no de Caterham y Marussia en la F1, en el paddock del Marina Bay se habló de la posibilidad de ampliar a tres coches por equipo. Con dichas cuentas, tal vez aumente el número de monoplazas en una carrera. Aunque, eso sí, en este hipotético caso tampoco parece que hubiera hueco en Toro Rosso, con Carlos Sainz Jr llamando a la puerta desde el liderato que tiene en las World Series by Renault.

A Vergne le restan cinco carreras para continuar demostrando –no que la filosofía de Red Bull y Helmut Marko esté equivocada- sino que cada vez hay un puñado de buenos pilotos sin un hueco en la considerada mejor competición automovilística del mundo. Como decía una persona cercana al equipo que dirige Franz Tost, “aquí en la Fórmula 1 sólo te vale humillar al compañero” porque sólo con ganarle, como está haciendo este año Vergne, no garantiza nada.

Jean Eric Vergne Ayrton Senna Toro Rosso Max Verstappen Daniel Ricciardo Helmut Marko Jaime Alguersuari Sebastian Vettel
El redactor recomienda