ASÍ SON LOS SEGUROS DE ACCIDENTE EN PISTAS

Accidentes de esquí: diez gastos que cubre tu seguro... y otros cuantos que no

Te vas a la nieve, reservas el hotel, sacas el forfait y la estación te ofrece el seguro de accidentes. ¿Lo contratas? Te puedes estar jugando miles de euros.

Foto: Recogida de un accidentado en pistas (EFE)
Recogida de un accidentado en pistas (EFE)
Autor
Tags
Tiempo de lectura4 min

Kike tiene 38 años y lleva más de treinta esquiando. Cada temporada de nieve sube una semana al Pirineo a practicar su deporte favorito y, hasta el año pasado, nunca había tenido ningún problema. Por desgracia, su suerte se acabó al segundo día de las vacaciones: en la última bajada, casi llegando a la base de Grandvalira, toda su experiencia se fue al traste cuando se giró para saludar a un conocido y apartó la mirada del frente durante unos segundos. ¿El resultado? Se llevó por delante a otro esquiador, se rompió el ligamento de la rodilla y comenzó un verdaderos vía crucis.

Kike estará agradecido mucho tiempo a su amigo Carlos, que había comprado el seguro de pistas que ofrece la macroestación andorrana antes de comenzar su semana de esquí. En total, 20,50 euros cada uno por cinco días de nieve. Una cifra que algunos pensarán que es excesiva cuando están minimizando al máximo los gastos de las vacaciones, pero, ¿se han parado a pensar el dinero que se ahorran si, como en el caso de Kike, tienen un accidente?

Cada estación tiene su seguro y en cada seguro están incluidas unas asistencias. Unas son comunes, otras dependen de la empresa aseguradora. Siguiendo con el caso de Kike, éstas son las diez cosas que no tuvo que pagar gracias a contratar el seguro que le ofrecieron en Grandvalira, uno de los más completos que se pueden encontrar en la península:

  1. Recogida en pistas por los camilleros.

  2. Atención médica en la base de la estación.

  3. Recogida por una ambulancia y traslado al centro sanitario.

  4. Radiografías para evaluar la lesión y primera cura.

  5. Medicamentos utilizados en el botiquín y en la primera cura.

  6. Operación de rodilla.

  7. Traslado en ambulancia a Madrid, su ciudad de origen.

  8. Rehabilitación tras la operación.

  9. Devolución del forfait no disfrutado por culpa del accidente.

  10. Seguro de responsabilidad civil por los daños causados al otro esquiador.

 

Descenso de esquí alpino
Descenso de esquí alpino

 

Éste es el caso del seguro de Grandvalira, pero no todas las asistencias son iguales. Por ejemplo, en el caso de las estaciones del grupo Aramón, el precio del seguro es de 3 euros y las coberturas son inferiores: no incluye la operación, el traslado en ambulancia al lugar de origen ni la rehabilitación. Además, tampoco devuelve el dinero por la parte proporcional del forfait que no se haya disfrutado.

Las estaciones públicas de Cataluña (como Vallter 2000 o La Molina) también tienen su propio seguro con RACC. El precio es el mismo que el de Aramón, 3 euros, pero las coberturas se amplían ya que están incluidos los gastos médicos hasta los 6000 euros, lo que bastaría para la operación. También está incluido el traslado en ambulancia de vuelta a casa y la devolución del forfait no consumido.

Sierra Nevada, por su parte, confía a la compañía DKV su seguro y, por 3 euros, también tiene varias opciones cubiertas en caso de accidente: los gastos médicos que se originen hasta 6000 euros, la repatriación del herido a su lugar de destino y la devolución del forfait no disfrutado.

Sin embargo, hay otros casos que no están incluidos en el precio del seguro que se ofrece en las estaciones:

  • Nunca incluirá el seguro un accidente fuera de pista. Todos los gastos que genere el rescate fuera de los límites marcados por la estación le serán reclamados al esquiador accidentado.

  • En ningún caso te van a pagar una cantidad por los días de trabajo que pierdas tras el accidente.

  • Si tienes una lesión anterior y se te reproduce tras el accidente, el seguro no cubre los gastos que se generen de ese problema.

  • Alquiler de muletas o elementos ortopédicos necesarios tras la operación.

Hay empresas que ofrecen productos en los que pueden tener cabida alguna de estas opciones (como el alquiler o incluso la compra de muletas), pero se trata de seguros bastante más caros que los que se ofrecen en las estaciones de esquí y se compran directamente a las compañías aseguradoras.

Desde Aramón aseguran que a los esquiadores que se aventuran fuera-pista no tienen obligación de rescatarlos, pero sí lo hacen. Eso sí, después les pasan la pertinente factura para que paguen los gastos derivados del rescate. Ahí radica la importancia de saber por dónde se va a meter uno en la montaña.

Esquí

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios