Victoria por solo 24 segundos

Roglic salva la Vuelta a España de milagro frente a un desencadenado Carapaz

Los fantasmas del Tour volvieron a aparecer en la mente de Roglic, pero salvó el maillot rojo por tan solo 24 segundos. De esta manera se proclama como campeón de la Vuelta por segunda vez

Foto: Roglic se proclamó campeón virtual de la Vuelta a España por segundo año consecutivo. (EFE)
Roglic se proclamó campeón virtual de la Vuelta a España por segundo año consecutivo. (EFE)

El ciclista esloveno Primoz Roglic se convirtió en virtual campeón de la 75ª edición de la Vuelta a España tras salvar el jersey rojo en la penúltima etapa, de 178,2 kilómetros entre Sequeros y el Alto de la Covatilla y en la que se impuso el francés David Gaudu. Los fantasmas del Tour de Francia volvieron a aparecer en la mente de Primoz Roglic. Los últimos kilómetros de La Covatilla se conviritieron en un suplicio para el esloveno. Se encontró con un Richard Carapaz que tenía mejores piernas y tenía que recuperar 45 segundos, pero su ataque tardó demasiado en llegar y Roglic, a pesar de no poder seguir al ecuatoriano, salvó el maillot de líder por tan solo 24 segundos.

De esta manera repite su triunfo de 2019 y evitó de milagro vivir el desastre del Tour, cuando perdió el liderato en la última crono. El británico Hugh John Carthy completó el podio y pudo aguantar los intentos de un Enric Mas que tenía como misión imposible ese tercer puesto. Se tuvo que conformar con un buen quinto puesto por detrás de Dan Martin.

El francés David Gaudu fue el vencedor de la decimoséptima etapa de la Vuelta y ganó el duelo a Ion Izaguirre gracias a un ataque final que dejó clavado al español. El bretón de 24 años, ya venció en La Farrapona. Este domingo la decimoctava y última etapa de la Vuelta se disputará en la Comunidad de Madrid, con un trayecto de 139,6 kilómetros con salida en el Hipódromo de La Zarzuela y meta junto a la Plaza de Cibeles, en el corazón de la capital.

Dura batalla en La Covatilla

La Covatilla. Último puerto, última oportunidad para el milagro. Por delante Izagirre rompió la escapada junto al británico Donovan y el suizo Mader, pero ninguno pudo aguantar la visita del galo David Gaudu, quien se esfumó a 4 de la cima para volver a levantar los brazos.

La lucha por el liderato se resolvió a falta de algo más de dos kilómetros de la meta situada en el mítico puerto de la Sierra de Béjar, el primero en atacar fue Carthy, con respuesta inmediata de todos sus rivales. Luego lo intentó tímidamente Enric Mas, pero el arreón no hizo ni cosquillas entre la élite de la Vuelta.

Ya no quedaba espacio, ni tiempo. Había que quemar la traca. Y lo hizo Carapaz con un ataque continuado que abrió hueco aprovechando las rampas más duras del 15 por ciento. El golpe lo acusó Roglic, que no se cebó y persiguió a su ritmo. El ganador del Giro de Italia 2019 saltó del grupo para tratar de recortar los 45 segundos que le separaban del esloveno en la general. Fue entonces cuando, en una acción polémica, Marc Soler y Enric Mas, excompañeros de Carapaz en el Movistar, tiraron de Roglic para aminorar la desventaja. Con ello, el líder retuvo el rojo. Recordar que el ecuatoriano salió de mala manera de Movistar. Después de ganar el Giro de Italia y tras el equipo perder a Nairo Quintana y Mikel Landa, Carapaz se marchaba a Ineos.

Un susto importante para Roglic, pero pasó el trago y en Madrid subirá a lo más alto del podio por segundo año consecutivo. El Tour le fue esquivo el último día, pero con la Vuelta mantiene su idilio. El esloveno se mostró "súper feliz" tras vivir un final "emocionante". "Qué puedo decir, estoy súper feliz, es una forma muy bonita de terminar la temporada", dijo Roglic en la meta de La Covatilla.

Aunque al final paso apuros por el ataque de Carapaz que llegó a poner en peligro el liderato, Roglic aseguró de la emoción del último kilómetro, donde reguló las fuerzas para evitar males mayores. "Siempre es bueno tener finales emocionantes, pero aún tenía ventaja suficiente como para saber que tenía que correr a mi propio ritmo, eso debía ser suficiente", dijo. "El final fue bueno para mi. No siempre tuve el control, es cierto, pero al final, en algún momento, debes mantener el control y hacer lo tuyo. Por supuesto, tener a Kuus a mi lado fue importante, hizo un trabajo realmente bueno para todo el equipo".

Ciclismo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios