El cántabro, todo constancia y sacrificio

El triunfo del ciclista Ángel Madrazo que es un ejemplo de lucha contra el coronavirus

Toni Moncho, policía y amigo personal, se vale de su histórica victoria en La Vuelta a España para levantarse todas las mañanas con el mejor humor posible y seguir combatiendo el Covid-19

Foto: Ángel Madrazo, un héroe inesperado en Javalambre. (EFE)
Ángel Madrazo, un héroe inesperado en Javalambre. (EFE)

"Soy policía y llevo trabajando 15 horas al día sin librar desde el 15 de marzo contra el Covid-19. En mis momentos de bajón y cansancio pienso en mi amigo Ángel Madrazo, que nunca se rinde. Me pongo el final de etapa de la Vuelta que ganó luchando y sufriendo y, entonces, me levanto y sigo adelante". Toni Moncho, de 41 años, es policía local en el pequeño municipio alicantino de Els Poblets. El pasado viernes su tuit corrió como la pólvora y causó asombro. La crisis por el coronavirus le obliga a pasar largas jornadas en la calle, vigilando y ayudando a los vecinos. Cuando flaquea, tiene un ejemplo al que agarrarse. Madrazo, ciclista del Burgos BH, es su inspiración. Ni Froome, ni Bernal ni Valverde, que le pilla más cerca de casa, sino Madrazo, un tipo humilde, alejado de los focos. Amigos desde hace unos años, el cántabro se destapó en la pasada edición de la Vuelta con su gran victoria en Javalambre, además de luchar hasta el último momento por el maillot de la montaña.

Hablando en plata: Madrazo fue la alegría de la ronda española en 2019. Nadie le esperaba porque hasta entonces tan solo tenía un par de victorias menores como profesional, la Clásica de Ordizia en 2015 y una etapa en la Estrella de Besseges en 2016, pero él, acostumbrado a trabajar para los demás sin levantar la voz, quiso ser protagonista y dar espectáculo desde el primer día. En la quinta etapa (170km), ataviado ya de lunares, se curró un triunfo impresionante ante José Herrada (Cofidis), más favorito. Lo disfrutó como merece. Llegó en solitario a la meta, rodeado de una agitada masa de aficionados, tras demarrar en los últimos instantes y se llevó las manos al rostro sorprendido quizás por su propia machada. Más de once años de carrera, picando piedra aquí y allá (corrió en Movistar), para al fin tocar la gloria en el equipo más modesto posible. "Soy de los que se despiertan con una sonrisa", dijo. A Madrazo pensar en sus hijos, que veían los últimos kilómetros de su padre por televisión, le dio el plus de energía que le faltaba para rematar.

"Nunca dejáré de luchar"

Ya en meta, vacío, se tiró al suelo y se hinchó a llorar. El ciclismo es un deporte de equipo en el que solo ganan unos pocos privilegiados. A él el reconocimiento le llegó a los 31 años y tras una experiencia no del todo placentera en Francia. "Mi familia ve que cada día lucho, que lo doy todo. Puede que no me vean logrando triunfos, pero desde luego no me verán nunca rendirme. Yo nunca dejaré de luchar", explicó. Cercano y entrañable, la gesta de Madrazo aún tiene su eco meses después. No pudo subir finalmente al podio de Madrid, pero tampoco le fue necesario para obtener el cariño y respeto del público. A Madrazo sus amigos le adoran porque saben lo que se sacrifica diariamente para conseguir las cosas. Nadie le ha regalado nada, por eso cuando Toni Moncho se vale de su figura para no decaer anímicamente y seguir en la lucha contra el maldito virus no se equivoca. A Ángel la carretera le puso las cosas díficiles, pero siempre tuvo fe en sus posibilidades.

Al ciclista le emocionó mucho la mención de Moncho en Twitter, sobre todo porque viene de un amigo que está en primera línea de batalla contra el Covid. Ambos forjaron una gran amistad después de que Antonio Molina (ex del Caja Rural) les presentara tiempo atrás, tal y como desvela 'Marca'. Madrazo suele acudir a la provincia de Alicante a entrenar aprovechando el buen tiempo y el policía siempre tiene las puertas de su casa abiertas para él. "Tú sí que eres un ejemplo para la sociedad. Estoy muy orgulloso de tener un amigo como tú. Mucho ánimo y fuerza en esta dura batalla", le respondió el cántabro. Numerosos tuiteros se unieron a la conversación para prestarle aliento al policía, que este domingo continúa al pie del cañón. "Cuando acabe todo esto me cogeré todas las vacaciones que me permita mi alcaldesa [...] Cogeré a mis dos hijos mellizos y a mi mujer y me iré a hacer deporte al aire libre", dice. Hasta que eso pase, seguirá trabajando por el bien común de todos.

Ciclismo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios