la vuelta 2018 deja un buen sabor de boca

El 'mensaje' de Enric Mas a Valverde y el cortocircuito de Movistar en la Vuelta

Alejandro Valverde ha sido uno de los protagonistas de la Vuelta a España, aunque no se haya subido al podio ha peleado por él hasta la última semana, cuando la juventud de Mas y López le superó

Foto: Alejandro Valverde, escoltado por Enric Mas y Nairo Quintana. (EFE)
Alejandro Valverde, escoltado por Enric Mas y Nairo Quintana. (EFE)

Antes de que pasaran por el arco de la salida oficial de la última etapa de la Vuelta, mientras el pelotón daba un paseo por Alcorcón, Alejandro Valverde se puso con Enric Mas y durante unos minutos las cámaras se centraron en dicha imagen. La juventud de Enric Mas parecía pedir permiso para pasar a la veteranía, experiencia y edad de Alejandro Valverde. ¿Debería bajarse de la bicicleta? Mirando la clasificación y el resultado (sin un juicio personal) muestra que Valverde se marcha con el maillot verde de los puntos, la clasificación por equipos, el quinto en la general y dos victorias de etapa, aunque desde este mismo prisma también se ve cómo el Movistar ha ganado la general por equipos... y, en realidad, la Vuelta ha confirmado que es discutible su estrategia de varios líderes en 2018.

Valverde, de 38 años, apostó por Tour y Vuelta en esta temporada, dejando también pendiente un Mundial de ciclismo con un perfil que le viene bien. "No sé si ha sido un mal día o es que estoy vacío", señalaba el sábado en meta. Cuestionado por cómo llegará a la cita de Innsbruck en la que se reparte el maillot arcoiris, Alejandro apunta a las "dos semanas" que tiene para descansar y para ver cómo se encuentra. ¿Ha hipotecado el Mundial por la Vuelta? ¿Sus piernas le piden en 2019 un calendario más corto? Este invierno, él y Movistar tienen algunas preguntas que responder con la irrupción de jóvenes como Enric Mas ("una pasada", en palabras de Valverde), Miguel Ángel López. Mas, por cierto, ha dejado también algunos detalles llamativos de cómo se expresa ante la prensa (el público) que supuestamente irá puliendo... seguro que en el mejor equipo del mundo, el Quick Step, lo tienen en cuenta.

También Movistar debe analizar si en 2018 se podía haber hecho algo más. En el Tour y la Vuelta han ganado la clasificación por equipos, pero en la individual su mejor actuación llegó en el Giro con el cuarto puesto de Carapaz. Su apuesta por la tricefalia de Mikel Landa, Alejandro Valverde y Nairo Quintana es algo inusual en el ciclismo, ¿es bueno que la carrera realice una selección natural en lugar de que, desde el principio, se centre mente y músculo en un objetivo claro y común? Pese a esas victorias por equipos en Francia y España, para poner en contexto de la importancia de la clasificación individual, el Sky se embolsó una cantidad de dinero siete veces mayor a la del equipo español.

Peter Sagan, 'segundón'

Otras cuestiones que ha dejado sobre la mesa esta Vuelta 2018 es lo que hace unos días destacaba en El Confidencial el exciclista Luis Pasamontes, que hay quien ha venido de paseo a España, como Richie Porte. Para eso es mejor que lo haga en casa. En esa línea, quizás los aficionados esperaban más de Peter Sagan, quien no ha ganado ninguna etapa aunque sí hizo las delicias de los espectadores subiendo sobre una rueda el Monte Oiz... No obstante, ha hecho cuatro segundos (no será porque no lo ha intentado). Más rédito ha sacado el francés Thibaut Pinot, el escalador que con sus dos victorias ha dado lustre a la Vuelta y ha demostrado que si se la preparara en serio podría aspirar a la victoria final, porque cada vez las cronos son más cortas y se celebra la épica de una subida.

Ha faltado alguna etapa gigante de kilómetros y puertos capaces de marcar grandes diferencias (así se mantiene emoción hasta el final) y ha sobrado gente en las llegadas a meta que un día provocaron la caída de un Sky, también algún bolardo que en la primera semana puso en problemas a algún ciclista... Mirando al Tour, ahí la ronda gala sí parece estar un pasito por delante en cuanto a organización. Detalles, en cualquier caso.

Para la afición española, la Vuelta de 2018 será la del descubrimiento (masivo) de Enric Mas, como cuando en 1991 Miguel Induráin irrumpió en las rampas de la Piel de Toro para también quedar segundo en la Vuelta... y meses después se proclamó campeón del Tour de Francia. También la del adiós de Igor Antón que, emocionado, cruzó la línea de meta de este domingo en Madrid andando.

Ciclismo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios