entrevista al líder español antes de la crono

Castroviejo le tiene respeto a Qatar: "Si vuelve a hacer 42 grados, yo no correría"

Dice el seleccionador nacional que 'Castro' es la mejor opción española de medalla en el Mundial de Qatar, pero el ciclista vizcaíno se aleja de la presión: "Quiero estar contento conmigo mismo"

Foto: Castroviejo fue cuarto en los Juegos de Río tras un año muy duro (Bryn Lennon Pool/Reuters).
Castroviejo fue cuarto en los Juegos de Río tras un año muy duro (Bryn Lennon Pool/Reuters).

Tenemos que marcharnos hasta el 2005 para encontrar a un español en el podio del Mundial de contrarreloj. Iván Gutierrez fue subcampeón por detrás de Michael Rodgers. Once años después, Jonathan Castroviejo se ha ganado por méritos propios ser considerado uno de los favoritos a medalla en el anómalo Mundial de Doha. Este mismo chico que a principios de año se encontraba tirado en la cama sin poder moverse por una caída durísima en el sur de Portugal y que se decía a sí mismo que no iba a estar en los Juegos... y en Río fue cuarto. 'Castro', como le llaman todos en el pelotón, ha vivido el año más intenso de toda su vida, que a la vez es el mejor desde que es profesional. Desde su lujosa habitación de su hotel de Doha atiende la llamada de El Confidencial y asegura que ser prácticamente la única opción de ver a un español en el podio no le supone una presión extra.

Pregunta: ¿Le tenéis respeto a la carrera del domingo (257,5 kilómetros llanos) desde el punto de vista de la salud?

Respuesta: Todo dependerá de las condiciones climatológicas que haya ese día. Este lunes, por ejemplo, mi marcador me indicaba 42 grados reales. ¡42º reales! Es muchísimo. Si hace un día como ese va a ser muy difícil hacer la carrera completa. También hay mucho polvo en el ambiente y la propia arena refleja. La humedad -del 43% en la media tarde de este martes a la hora a la que se disputará la crontrarreloj individual este miércoles- varía según se acerque uno a la costa. Es una climatología muy diferente.

P: Desde el punto de vista de un profesional, ¿merece la pena llevar el Mundial a Qatar?

R: Yo creo que sí merece la pena. Esto es un espejo: lo mismo que estamos aquí los ciclistas están también los motoristas en el circuito de MotoGP, que se hace de noche. Si hay empeño en hacer un Mundial aquí, se hace, pero siempre y cuando se adecúe a la salud del ciclista, es decir, en otra época, aunque más tarde no se puede. Por ejemplo, el recorrido en línea habría sido mejor si se hubiera hecho entero dentro de la ciudad, hay mucha diferencia. Aquí en Doha hacen unos 34º o 35º y si nos alejamos hacia el interior, ya sube hasta los 44º.

P: Al decir que te parece bien, ¿estás siendo políticamente correcto o realmente lo piensas?

R: Realmente lo pienso. Está claro que el domingo, si hace un día como hoy, yo no correría. Pero dan para ese día cinco grados menos. Así que mejor esperemos a ver qué temperatura hace y veremos.

P: ¿Cómo preparáis esta prueba?

R: Hay que tener cuidado. Está claro que las condiciones no son muy comunes y no estamos acostumbrados. Lo primero es hacer las cosas con cabeza. No se puede llegar aquí y el primer día hacer cuatro horas en bicicleta. Hay que ir poquito a poco, no sobrepasar las dos horas de un entrenamiento sin demasiada intensidad y, sobre todo, cuidar mucho el tema del agua y mantenerse lo más hidratado posible.

P: ¿Cómo esperas que sea la contrarreloj?

R: Pues muy bonita, más de lo que se esperaba por las condiciones que hay en Qatar. Se podía pensar que iba a ser muy aburrida, pero se hace bastante amena y es bastante más técnica de lo que parecía.

P: ¿Por qué lo es?

R: El circuito inicial es bastante revirado. Y luego afecta el factor del aire. Hay que estar muy atentos a cómo sopla en ese momento del día. Se hace dura, pero como digo es bastante divertida.

No tengo nada que perder. Llevo un año muy bueno y estar aquí es una recompensa. Si sale bien, pues genial, si no, pues también bien"

P: ¿El viento complica mucho la contrarreloj?

R: No demasiado, pero sí hay diferencia entre que pegue a favor o en contra. Si sopla lateralmente a mí me perjudica más porque soy de peso liviano y me mueve más que a los demás.

P: Nos dijo Mínguez -seleccionador nacional- que probablemente seas la opción más clara a medalla del equipo español. ¿Te presiona eso?

R: No, la verdad es que no tengo ninguna presión de hacer medalla. No tengo nada que perder. Llevo un año bastante bueno y estar aquí es una recompensa más. Si sale bien, pues genial, si no, pues también bien, sinceramente.

P: ¿Con qué te conformarías?

R: Con nada. Yo sé que puedo estar en las medallas y no puedo decir que me conformo con hacer top-10 o top-5, porque ya he hecho cuarto en las dos anteriores citas y me gustaría estar, si no en el podio, sí peleando por estar muy cerca. Yo siempre he dicho que quiero estar contento con mi rendimiento y ahora con los potenciómetros que tenemos es fácil saber si se ha hecho una buena crono o no. Luego está el factor metereológico, a ver a quién beneficia más el aire, si a la gente más liviana o más pesada, pero claro, eso ya no depende de mí. 

P: ¿Quién es tu máximo adversario y principal favorito?

R: Después de ver la contrarreloj por equipos, el equipo Etixx estuvo muy fuerte y Tony Martin sería probablemente el favorito.

Estuve cuatro meses con un corsé y un collarín. En ese tiempo aprendí que en la vida hay que asumir los menos riesgos posibles

P: El 2016 ha sido un año muy intenso para ti, con una lesión gravísima, pero buenos resultados posteriores. ¿Cómo lo valoras?

R: Es complicado valorarlo. Ha sido el año más duro de los que he andado en bici. Empecé muy mal el año: el día 31 de diciembre me atropelló un coche y estuve diez días prácticamente parado. Y un mes después, cuando conseguí sentirme bien, pasó el accidente en el Algarve. Estuve cuatro meses con un corsé y un collarín y en lo único que pensaba era en recuperarme lo mejor posible. Pero con objetivos pequeños cada día, no podía plantearme objetivos a largo plazo. Y a partir de ahí, los retos han surgido uno a uno.

Castroviejo busca en Doha 2016 una merecida medalla (EFE).
Ampliar
Castroviejo busca en Doha 2016 una merecida medalla (EFE).

P: ¿Te preocupó tu futuro después de lo que sucedió en el Algarve?

R: Al principio no creí que fuera demasiado, pero luego los médicos me frenaron. Se te pasan muchas cosas por la cabeza y lo principal es la salud. Algo que he aprendido para la vida y para todo es asumir los menos riesgos posibles, que a veces no tiene nada que ver con este tipo de accidentes, pero si uno asume los menos riesgos posibles, mejor. Lo digo por alguien que va en el metro, o un peatón que se salta un semáforo... cualquier cosa.

P: Ese episodio te deja fuera del Tour de Francia. ¿Pensaste entonces que te habías quedado sin Juegos Olímpicos?

R: La verdad es que sí. Una vez descartado el Tour de Francia, me centré en el Tour de Polonia y me olvidé de Río. Pero la suerte que tenemos los ciclistas es que tenemos muchos días de competición y, aunque no quieras, el físico está trabajando. Así que el último día de Polonia Javier -Mínguez- me llamó y me dijo que contaba conmigo y me puse a entrenar más específicamente para la contrarreloj.

P: Y haces cuarto. 

R: Sí, estoy muy contento. Es una pena no tener una medalla olímpica en casa, a cualquier deportista es algo que le encantaría tener. Pero también me quedo con que hace cuatro meses estaba en la cama sin poder moverme y se me pasa. No le doy más vueltas.

P: Nunca habías estado tan cerca de los grandes de la contrarreloj. ¿Cómo ha sido esa evolución hasta ser de los mejores en la prueba?

R: Ha sido un efecto de la constancia de todos los años trabajados. Desde que pasé a profesionales siempre se me han dado bien las contrarrelojes. Sí que es verdad que algún año hay que dar ese pequeño salto y quizás ha sido esta temporada. Pero siempre he estado cerca, aunque no con tan buenos resultados como este año, sobre todo en contrarrelojes duras y largas, como la de los Juegos, que 'a priori' no me venía del todo bien, pero la acabé haciendo bien, algo parecido a lo que me pasó en Richmond en 2015, que era totalmente llana y con viento a favor e hice cuarto. Es el resultado de las ganas de hacerlo bien.

Jonathan busca por fin la medalla que ha rozado en dos ocasiones (Paul Hanna/Reuters).
Jonathan busca por fin la medalla que ha rozado en dos ocasiones (Paul Hanna/Reuters).

P: Después, Nairo Quintana te debe un par de cervezas por aquella etapa en Formigal, ¿no crees?

R: [Risas] Sí, salió muy bien. Empecé la Vuelta sin demasiado ritmo, sin estar al 100%, con muchos objetivos en la cabeza. Debía de haber empezado un poquito más descansado, pero luego acabé muy bien. Salió todo magnífico con el equipo y con la victoria de Nairo.

P: ¿Te has planteado alguna vez cambiar tu calendario y buscar más victorias personales, más allá de ser el gregario de lujo del Movistar?

R: Por mis características podría. El año que viene hay muchísimo calendario y seguro que hay alguna oportunidad de ganar.

P: ¿Cómo ves el año de tu equipo, el Movistar?

R: Creo que ha sido muy bueno, el mejor desde que yo estoy aquí. Es el cuarto año como mejor equipo del mundo. Desde enero hasta la Vuelta a España ha sido sensacional. Pero a la vez ha sido un año muy difícil con caídas duras como la mía, la de Adriano Malori, que eso a un equipo le cuesta asimilar.

P: ¿Nairo Quintana puede arrebatarle un Tour a Froome próximamente?

R: Sí, yo creo que sí. Es todavía joven, tiene 26 años todavía y Froome ya tiene 31. La madurez de un ciclista llega a una determinada edad y está claro que el nivel que tiene Froome ahora es imposible mantenerlo muchos años más. Nairo tiene margen de mejora. Pero, lo que siempre digo: si no se puede ganar, hay que dar buen espectáculo y que las carreras sean bonitas. Esperemos que otros años esté disputado hasta el final y que gane el mejor. 

Alejandro Valverde es un tío de los que ya no hay. El año que ha hecho y con la regularidad con la que lo ha hecho se merece un '10'"

P: Hace poco surgió la noticia de un mal uso de las exenciones por uso terapéutico de Bradley Wiggins y el Sky en el Tour 2012 y siempre ha habido rumorología sobre el comportamiento del Sky. ¿Tú crees que son realmente limpios?

R: Sí. Se le está dando un bombo que en la realidad no tiene tanta importancia. El Sky lo explicará. Para mí no es algo que sea demasiado relevante.

P: ¿Qué te ha parecido el año de Alejandro Valverde?

R: 'Puf'. Pues lo que habéis visto vosotros. Es un tío de los que ya no hay y de los que prácticamente nunca ha habido. Da gusto correr a su lado. El año que ha hecho y con la regularidad con la que la ha hecho se merece un '10'. Ojalá pueda seguir muchos años dando espectáculo a los espectadores como el que da.

Ciclismo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios