UFC Vegas 32: T.J. Dillashaw regresa con una victoria justísima sobre Cory Sandhagen
  1. Deportes
  2. Boxeo y Artes Marciales
Se postula de nuevo al título gallo

UFC Vegas 32: T.J. Dillashaw regresa con una victoria justísima sobre Cory Sandhagen

En una pelea con un altísimo nivel técnico Dillashaw marcó la diferencia estrecha a su favor por su empuje. Y es que siempre fue el que ejerció la presión.

placeholder Foto: Sandhagen vs Dillashaw en UFC Vegas 32 (UFC Español)
Sandhagen vs Dillashaw en UFC Vegas 32 (UFC Español)

T.J. Dillashaw hizo la machada. Tras más de dos años sin subirse al octágono fue capaz de hacer frente a Cory Sandhagen, uno de los puntales de la división gallo, y vencerle en una decisión cerradísima (47–48, 48–47, 48–47) para postularse al título en un futuro cercano. Dillashaw es uno de los luchadores más históricos de la división, pero sembraba la duda de si sufrirá el llamado 'óxido en el ring' tras más de dos años sin pelear. El norteamericano había hecho mucho ruido en las últimas semanas. En parte porque su trabajo es ayudar a promover la pelea, pero sobre todo porque realmente cree que es el rey sin corona de la división de peso gallo.

Y es que por primera vez en más de dos años, el excampeón de peso gallo de la UFC, T.J. Dillashaw, subía al octágono con 35 años ya, para enfrentarse al prometedor aspirante al título, Cory Sandhagen, en el combate principal de UFC Vegas 32.Tras un exitoso paso por la promotora 'LFA', Sandhagen no tardó en destacar en la UFC y ascender en la división de peso gallo con victorias sobre Iuri Alcantara, Mario Bautista, John Lineker y Raphael Assuncao. Sandhagen fue sometido rápidamente por el actual campeón, Aljamain Sterling, en UFC 250, pero se recuperó con sendas victorias sobre Marlon Moraes y Frankie Edgar.

Dillashaw regresaba a la UFC después de cumplir una suspensión de dos años por dar positivo en un control antidopaje por EPO. El primer reinado de Dillashaw como campeón de peso gallo comenzó cuando noqueó a Renan Barao en UFC 173 en lo que es posiblemente la mayor sorpresa en la historia de la UFC. Dillashaw defendió el título contra Joe Soto y Barao antes de perderlo ante Dominick Cruz.

El norteamericano consiguió recuperarse con victorias sobre Assuncao y Lineker antes de volver a capturar el título finalizando a su compañero de equipo convertido en rival Cody Garbrandt, al que luego volvió a derrotarlo en la revancha. Dillashaw desafió sin éxito a Henry Cejudo por el título de peso mosca de la UFC justo antes de dar positivo.

La pelea celebrada hoy contó con un altísimo nivel técnico. Dillashaw marcó la diferencia estrecha a su favor por su empuje. Y es que siempre fue el que ejerció la presión a pesar de que Sandhagen aprovechando su ventaja de altura y alcance estuvo muy preciso con su golpeo. A pesar de su maestría en ejecutar disparos, Dillashaw surgió como un prospecto por su base de lucha, y la disposición de Sandhagen de tratar de salir del peligro proporcionó algunas aberturas para desarrollar este juego. Era una faceta poco conocida, ya que la única pelea en la que Dillashaw confió en su lucha fue contra Lineker.

Sandhagen había forjado su reputación esencialmente sepultando las esperanzas de optar al título a muchos luchadores de la generación de Dillashaw. Sandhagen posee un gran golpeo, una excelente velocidad y un más que decente juego en el suelo. Ha demostrado que puede enfrentarse a los mejores de la división. Por eso era el favorito. Pero las buenas combinaciones de Dillashaw que las apoyaba con su lucha equivocaron las apuestas iniciales en el conflicto. La sorpresa comenzó desde el inicio. El primer asalto fue claro para T.J. Desde su hegemonía del centro del octágono fue el que más conectó y después de proyectar a su rival ejerció un dominio claro en el suelo. El segundo asalto fue para Sandhagen que conectó con poder sus golpes largos en línea y se aprovechó de una micro lesión que le hizo a su rival al final de la primera ronda en la rodilla tras una llave, que le supuso perder cierta movilidad, que es la base de su juego de golpeo. En el tercero, Dillashaw supo recuperarse y a pesar de que su rival conectó muy bien yéndose hacia atrás el asalto fue suyo. En el cuarto, Sandhagen golpeó mucho más ante un Dillashaw menos móvil y más cansado que además no pudo proyectar a pesar de sus frecuentes intentonas. Pero en el quinto, el definitivo, Dillashaw salió a ganar el pleito. Se recuperó y volvió a ejecutar combinaciones de golpes mientras hacía cambios de ángulos y aunque no logró derribar a su rival el asalto cayó a su favor.

En el resto de la velada caben destacar las siguientes finalizaciones:

En la cartelera principal, Darren Elkins castigó sin pausa a Darrick Minner hasta que el árbitro detuvo el combate en el segundo asalto.

Adrián Yánez en la segunda ronda consiguió finalizar a Randy Costa ejerciendo un castigo tremendo.

En los preliminares, Nassourdine Imavov destruyó a Ian Heinisch con una ráfaga de golpes hasta que el árbitro intervino para detener el combate en el segundo asalto.

Y Mickey Gall sometió con una mataleón a Jordan Williams en el primer asalto.

Las Vegas
El redactor recomienda