Pau Gasol y los Chicago Bulls, ¿una historia que vive su último capítulo?
  1. Deportes
  2. Baloncesto
el plazo de traspasos acaba el 18 de febrero

Pau Gasol y los Chicago Bulls, ¿una historia que vive su último capítulo?

El pívot español, que ya ha dicho que es muy probable ejerza su opción para ser agente libre en verano, uno de los activos más valiosos de unos Bulls que están haciendo una temporada irregular

Foto: Gasol llegó a los Bulls en el verano de 2014 (Kamil Krzaczynski/Efe)
Gasol llegó a los Bulls en el verano de 2014 (Kamil Krzaczynski/Efe)

Ocho años después del único traspaso de su carrera, uno que además le cambió la vida, Pau Gasol vuelve a estar en el escaparate de la NBA. Tras temporada y media en los Chicago Bulls, el nombre del pívot español protagoniza de nuevo las quinielas de traspasos. La irregular temporada de los Bulls, que invita a la franquicia a pensar más a medio plazo, y la probable renuncia del jugador catalán a su último año de contrato favorecen esos rumores.

"Hay que entender que es parte de esta liga y de este negocio", explicaba hace unos días Gasol. Para ningún jugador es una situación cómoda, pero lo es menos para el español, quizá por la experiencia que vivió en los Lakers, donde los rumores fueron constantes en su última etapa. En Los Ángeles llegó incluso a ser traspasado a los Rockets en 2011, aunque el anterior comisionado, David Stern, acabó vetando la operación. "Cuando hay rumores continuamente -y ya me ha pasado- es duro (...) No es agradable, pero tienes que entender que es lo que hay y hacer lo que puedas para ser tú mismo y ser mejor jugador de lo que eres", continuaba el jugador español.

Gasol realizó esta semana uno de sus mejores partidos del curso.

Quedan 26 días para el cierre de mercado

Si los Bulls quieren traspasarlo, tienen de plazo hasta el 18 de febrero, cuatro días después del 'All Star' que se celebrará en Toronto (Canadá), cita en la que es muy probable que esté Gasol. El pívot se quedó a sólo 360 votos de la titularidad, pero su buena temporada invita a pensar que será elegido suplente en la votación de los entrenadores y estará por sexta vez en el partido de las estrellas.

Hay algunas voces que piden su traspaso inmediato. "No importa lo que consigan a cambio de Gasol, será mejor que verlo marchar después de una eliminación en 'playoffs' y con las manos vacías una vez más", concluía Nick Friedell, que cubre a los Bulls para la edición de la 'ESPN' en Chicago. En un texto publicado el 19 de enero, el periodista exploraba las opciones que tiene la franquicia de Illinois y llegaba a la conclusión de que lo mejor es traspasar al de Sant Boi, incluso si lo que recibe a cambio son un par de elecciones bajas del 'draft'.

¿Sería ese un precio bajo por un jugador que promedia 16,3 puntos, 10,8 rebotes y 3,1 asistencias? Quizá. Pero la alternativa es arriesgarse a perderlo a cambio de nada, algo que también puede suceder con Joakim Noah, que había perdido protagonismo con el nuevo entrenador y hace una semana sufrió una lesión que le mantendrá de baja el resto de la temporada. El pívot francés termina contrato a final de curso y su sueldo (13,4 millones de dólares) es atractivo para equipos que busquen liberar espacio salarial, pero su lesión complica cualquier operación.

Los Bulls tienen dos opciones. Por un lado, no traspasar a Gasol e intentar llegar lo más lejos posible. El año pasado, casi con el mismo equipo, acabaron terceros en el Este y cayeron en la segunda ronda de los 'playoffs'. En la actual, pasado el ecuador de la temporada regular, son cuartos con una marca de 24-18. La otra opción es comenzar a planificar el medio plazo sin Gasol y Noah y darle más minutos a los jóvenes, sobre todo al pívot novato Bobby Portis.

Muy probable que sea agente libre en verano

Gasol, que cumplirá 36 años en julio, firmó un contrato de tres temporadas y poco más de 22 millones de dólares en el verano de 2014, pero el tercero es opcional. Y a principios de diciembre reconoció que es "muy probable" que ejerza esa opción para volver a ser agente libre en verano. "Mientras siga jugando así, sé que tendré algunas opciones", comentó el pívot de los Bulls. Hace dos veranos rechazó mejores ofertas en lo económico para aceptar la de los Bulls, un proyecto deportivo con el que creía que podía luchar por su tercer anillo. Teniendo eso en cuenta, no sería erróneo pensar que no le haría mucha gracia ser traspasado ahora a un equipo sin aspiraciones. El problema es que tiene poco o nada que decir. Si acaba en un equipo sin opciones de meterse en 'playoffs', al menos terminará pronto la temporada y podrá descansar antes de los Juegos Olímpicos.

Con la ayuda de CAA Basketball, la agencia de representación con la que acaba de firmar, Gasol tendrá que elegir otra vez dentro de unos meses. Hace dos veranos optó por una solución intermedia: no renunció a tanto dinero como han hecho otros jugadores en una situación similar y firmó por los Bulls, un equipo que aspiraba a luchar por el anillo, aunque no era uno de los grandes favoritos. En verano tendrá ante sí un panorama similar, por lo que es de esperar que su elección sea igual o parecida. Tampoco es descartable que decida firmar de nuevo por los Bulls.

El mercado tendrá una gran novedad: la previsión es que el límite salarial aumente más de veinte millones por el nuevo contrato de televisión. Eso colocaría a Gasol en condiciones conseguir un contrato de más de 10 millones por temporada. La cuestión es saber si habrá algún equipo con opciones de título capaz de pagar eso por él.

Pau Gasol Chicago Bulls
El redactor recomienda