VICTORIA DE CONNECTICUT ANTE KENTUCKY (60-54)

Napier lleva a los Huckies a lograr el título de la NCAA antes de dar el salto a la NBA

El escolta se despidió del baloncesto universitario con el título de campeón y lo hizo al liderar a Connecticut Huckies al triunfo por 60-54 ante Kentucky Wildcats

Foto: Shabazz Napier celebra el título de campeón del baloncesto universitario norteamericano.
Shabazz Napier celebra el título de campeón del baloncesto universitario norteamericano.

El escolta Shabazz Napier quiso despedirse del baloncesto universitario con el título de campeón nacional y lo hizo al liderar a Connecticut Huskies al triunfo por 60-54 ante los Kentucky Wildcats en la gran final del torneo de la NCAA. Napier fue la gran figura del partido al conseguir 22 puntos (8-16, 4-9, 2-2), seis rebotes, tres asistencias y tres recuperaciones de balón en los 39 minutos que estuvo en la pista del AT&T Stadium, de Arlington (Texas), el campo de los Dallas Cowboys, de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL), que registró una asistencia de 79.238 espectadores.

Napier ahora se une a jugadores de la NBA como el base Kemba Walker y el ala-pivot Emeka Okafor que también ganaron el título nacional en las ediciones de 1999, 2004 y 2011. El triunfo de los Huskies tiene doble mérito porque hace apenas un año tuvo que comenzar a jugar en la recién creada American Athletic Conference después que sacar al equipo de la Big East. Además el veterano entrenador Jim Calhoun tuvo que dejar el cargo por motivos de salud, y lo más negativo que el año pasado no les dejaron participar en el torneo de la NCAA por la falta de buenos grados, lo que provocó que se fuesen los cinco mejores jugadores. Napier no lo hizo ni tampoco Boatright y el sustituto de Calhoun, Ollie, encontró el camino para hacer posible que los jugadores diesen lo mejor en el campo en una labor de equipo.

Junto a Napier, otro base, Ryan Boatright, también hizo una gran labor al establecer el ritmo del juego y aportar 14 puntos, cuatro rebotes, tres asistencias y recuperar tres balones. Los Huskies, que concluyeron el torneo con marca de 32-8, nunca estuvieron por detrás en el marcador, y se colocaron con ventaja de 15 en la primera parte. Pero los Wildcats (29-11) reaccionaron como ya ha sido habitual en el torneo y a falta de 8:13 minutos para el final del tiempo reglamentario la diferencia era de sólo un tanto (48-47). 

Sin embargo, esta vez, los Wildcats no iban a tener las canastas 'milagrosas' del escolta-alero 'freshman' Aaron Harrison como sucedió en los tres partidos anteriores que hicieron posible que el equipo lograse el triunfo en el último segundo. Harrison falló un triple que pudo significar la primera ventaja de los Wildcats y a partir de ese momento los Huskies ya no permitieron que tuviesen más oportunidades de hacerlo. Napier y el base Niels Giffey respondieron con dos triples consecutivos en las siguientes dos posesiones y los Huskies consiguieron que la ventaja volviese a ser de cinco (54-49), suficiente para asegurar la victoria a falta de 6:19 minutos por jugarse.

Además los Wildcats tampoco tuvieron acertados en sus lanzamientos desde la línea de personal al fallar 11 de 24 tiros, mientras que los Huskies concluyeron perfectos con 10 de 10 y también dominaron en las acciones bajo los aros con 26 rebotes por 23 del equipo de Kentucky. Precisamente, los Huskies aseguraron la victoria cuando a falta de 25,1 segundos para el final, el base Lasan Kromah anotó dos tiros de personal que fueron los de la tranquilidad. El escolta-alero James Young se convirtió en el máximo encestador de los Wildcats al aportar 20 puntos y siete rebotes, mientras que el alero Julius Randle llegó a los 10 tantos y fueron los dos únicos jugadores del equipo de Kentucky que tuvieron números de dos dígitos.

Los Huskies fueron un equipo mucho más sólido que los Wildcats, que dirige el veterano John Calipari, que dio todo tipo de sorpresas y eliminó a los grandes favoritos del torneo a los Louisville​ Cardinals, pero no pudo con otro equipo sorpresivo como los Huskies, que llegó al torneo nacional como séptimo cabeza de serie. El equipo de Connecticut, bajo la dirección el entrenador Kevin Ollie, que también fue jugador universitario con ellos, logró para su 'alma mater' el cuarto título nacional desde 1999. Los Huskies fueron el cabeza de serie más alto (séptimo) que ganaron el título desde que el equipo de Villanova, dirigido por el legendario exentrenador Rollie Massimino consiguió el título en 1985 como octavo cabeza de serie.

NBA
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios