han cambiado la ley para poder naturalizarle

Anthony Randolph, un 'fichaje' de Eslovenia que beneficia al Madrid y perjudica a España

El jugador se ha nacionalizado para poder jugar el EuroBasket con el país centroeuropeo. Jugará con Doncic y los hermanos Dragic y dejará de ocupar plaza de extranjero con el club blanco

Foto: Anthony Randolph llegó al Real Madrid el pasado verano procedente del Lokomotiv Kuban. (ACB Photo)
Anthony Randolph llegó al Real Madrid el pasado verano procedente del Lokomotiv Kuban. (ACB Photo)

"Haré lo posible para justificar la confianza mostrada por la federación eslovena de baloncesto y por el técnico Igor Kokoskov". Suena a un fichaje, como tantos otros que se ven durante el verano. Pero no lo es, al menos técnicamente no lo es. Anthony Randolph, de la noche a la mañana, se ha convertido en esloveno. Él, uno de los mejores americanos que juega en Europa, se ha nacionalizado del pequeño país de la exyugoslavia.

Y ahora Eslovenia se ha convertido en una de las selecciones de referencia del baloncesto europeo, candidata a todo, rival, por descontado, de España por el EuroBasket de este verano. Es el país de Luka Doncic y de los hermanos Dragic, pero necesitaban un poco más de fuerza en la pintura. Un ala-pívot de clase y tiro, dominador en el baloncesto de clubes. Cualquier director deportivo hubiese hecho ese movimiento.

Rasho Nesterovic, exjugador, él mismo pívot, y ahora secretario general de la Federación Eslovena no iba a fallar en este envite. Antes el deporte de selecciones no era así, pero todo cambia. Todo es susceptible de ser modificado, además, y de hecho la demostración misma de esa verdad universal es este fichaje, pues para llegar a obtenerlo han tenido que ir al parlamento de Liubliana a cambiar las normas del país. Todo vale para conseguir un mejor equipo.

El año anterior habían intentado nacionalizar a Bryan Dunston pero, según comentaba Nesterovic en mayo, "aquello fue un calvario". Para llegar a tener un americano era imprescindible cambiar la ley. No faltaban candidatos a intentarlo, pues en Eslovenia todo parece estar relacionado con el baloncesto. Así que llamaron a Peter Vilfan, exjugador y parlamentario, y se puso a ello hasta encontrar un texto legal que suprimiese la necesidad de haber pasado un año residiendo en el país. El político, además, es cuñado del exjugador del Barcelona Vlado Ilievski.

Bueno para el Madrid

Así que en mayo se pusieron a ello, cambiaron la legislación y ahora, ya con julio cerca, tienen su primer fichaje a golpe de carta de naturaleza, de una manera similar a la que se hizo en España con Mirotic o Ibaka. El único posible, de hecho, pues la FIBA proíibe inscribir en competición a dos jugadores naturalizados. Gana Eslovenia, sin duda, que ha cubierto uno de los agujeros que le faltaban para ser un equipo realmente competitivo en la alta competición. "Agradecemos que el Gobierno de la República de Eslovenia permitiese que Randolph juegue con nosotros", explica el presidente de la federación, Matej Erjkavec.

Y también gana el Real Madrid, casi tanto como la selección. Randolph, con sus altos y sus bajos, es un jugador buenísimo y que aporta mucho al equipo. Más aún si no ocupa plaza de extracomunitario, como empezará a ocurrir a partir de la próxima temporada. Esto supondrá una gran ventaja para Trey Thompkins, que hasta el momento no tenía permitido jugar en ACB, pues el equipo se pasaba del máximo legal. Ahora podrá entrar en el ritmo y, además, el Madrid se encuentra con una plaza más en la que podrá contratar otro extranjero para jugar en Europa. Todo perfecto para los de Laso.

Baloncesto

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios