Es noticia
Menú
La descomunal evolución física de Alcaraz a sus 19 años: "El objetivo es Roland Garros"
  1. Deportes
Flamante campeón en Madrid

La descomunal evolución física de Alcaraz a sus 19 años: "El objetivo es Roland Garros"

El tenista español ha experimentado un crecimiento físico y mental extraordinario que le hace amenazar a los mejores deportistas del circuito. Ya nunca se desconecta de los partidos

Foto: El murciano celebra la victoria en la final del Mutua Madrid Open. (Reuters/J. M.)
El murciano celebra la victoria en la final del Mutua Madrid Open. (Reuters/J. M.)

"Cuando Carlos Alcaraz vino con nosotros, era un adolescente muy delgadito en fase prepuberal. Estaba poco trabajado a nivel de fuerza, pero sí en lo cardiovascular, porque había hecho algo de atletismo de joven y hacía tenis. Ahora es un hombre con cuerpo de atleta que se ha completado físicamente y que de los 79 kilos que pesa, entre 65 y 69 son de masa muscular". Estas son las palabras de Alberto Lledó, el preparador físico del mayor talento tenístico que ha dado España desde Rafa Nadal, Carlos Alcaraz. Con tan solo 19 años, el fenómeno murciano tiene al mundo del tenis en vilo a causa de una progresión meteórica que le hace triturar todos los récords de precocidad. Prueba de ello es su desempeño en el Mutua Madrid Open, donde venció a Novak Djokovic, Rafa Nadal y Alexander Zverev para coronarse en su segundo Masters 1.000.

En febrero de 2018 consiguió su primer punto con 14 años. Con 16 ganó (en Río de Janeiro) su primer partido en un torneo profesional. En 2020 conquistó a los 17 su primer torneo Challenger en Trieste (Italia). En julio de 2021 conquistó su primer título ATP en Umag (Croacia), a finales de año se proclamó campeón de las Next Generation ATP Finals el torneo que reúne a los ocho mejores tenistas del mundo con menos de 21 años— y el pasado febrero venció en el ATP500 de Río de Janeiro para convertirse en el tenista más joven de la historia en hacerlo... para hacer lo mismo en Madrid a sus 19 años y tres días en una exhibición mental y física. No hay un tenista con más potencial en el mundo ahora mismo. Sexto en el 'ranking' ATP y sucesor natural de Rafa Nadal, este año Alcaraz podría dejar a todos boquiabiertos en un Grand Slam. El Confidencial habla con su preparador físico y una de las personas que mejor conocen al tenista de El Palmar sobre su evolución física.

Foto: El murciano dominó el partido a su antojo. (EFE/Emilio Naranjo)

"Una de las cosas que más sorprenden de Carlos es que es superhumilde gracias a la educación que le han dado sus padres y, segundo, que nunca pregunta el porqué de los entrenamientos. Él cree en el proceso y en el trabajo. Sabía que venía con Juan Carlos Ferrero a su academia Equelite y que de aquí han salido grandes jugadores", cuenta Alberto Lledó. El preparador físico subraya que Alcaraz suma entre tres y cuatro años "trabajando a conciencia con el objetivo de soportar cargas de tenis importantes y acostumbrarse a desafíos tan agotadores como Roland Garros". Ha sido en este último año, precisamente, cuando el cambio físico del español ha impresionado a público, rivales y medios de comunicación.

Algo que confirmaba el propio jugador en la sala de prensa en pleno Indian Wells en marzo: "Mi equipo y yo sabemos lo valioso que es estar fuerte físicamente. Era una cosa que sabíamos que tenía que mejorar mucho. Fue un gran enfoque durante la pretemporada. Estoy realmente feliz. Me da más confianza. Tengo más posibilidades de mantener mi nivel alto durante un partido de tres o cuatro horas contra los mejores jugadores", señaló el tenista de 19 años. "Disfruto del gimnasio. Me he estado concentrando en cada parte de mi cuerpo. Me concentro al 100% en el trabajo, mi mayor enfoque está en las piernas. Esto es muy importante".

placeholder El español está listo para dar la sorpresa en los Grand Slams de 2022. (Reuters/Sergio Moraes)
El español está listo para dar la sorpresa en los Grand Slams de 2022. (Reuters/Sergio Moraes)

"Nos hemos centrado en trabajar la fuerza y la velocidad para prevenir lesiones y desarrollar al máximo su nivel cardiovascular. Ahora es un hombre con un físico maduro al que aún le queda por crecer entre uno y dos centímetros. Habrá fases del año en que estará más delgado porque competirá más y otras que variará su composición corporal y aumentaremos carga de trabajo cuando no lo haga, pero su cuerpo será este", asegura Lledó. Puede que su aspecto juvenil y su acné en la cara engañen, pero su metodología de trabajo explica su éxito.

"Tiene una intensidad mental de primer nivel"

"Cuando Juan Carlos empezó a entrenarlo, él me comentaba que no era capaz de mantener la intensidad mucho tiempo. 'Ya se ha ido, ya se ha ido del partido', decía Juan Carlos, porque los resultados de Alcaraz eran irregulares. Vimos que era por falta de intensidad y concentración. Eso ha ido mejorando hasta mantener una intensidad mental de primer nivel", narra Lledó. "Ahora tiene mucha confianza en su juego y esta es una parte vital, porque el tenis es una autoevaluación constante. La bola o va dentro o va fuera. Blanco o negro. Tener una actitud positiva y de confianza es fundamental para afrontar los retos", subraya.

¿Es pura genética? ¿Un trabajo milimétrico? ¿O una mezcla de ambos? Su preparador físico apunta a su impresionante profesionalidad. "Hay parte de genética, pero casi todo es trabajo. El cambio mental que realizó y que se refleja en sus partidos también suma. Hizo una gran transformación no solamente en el tenis sino en muchas facetas de su vida. Ahora trabaja cada día como una bestia; con ilusión y ganas, y ahí está la mejora". Alcaraz, que no para de crecer año tras año, ve reflejado en sus resultados el desarrollo realizado hasta ahora: "Consigue los objetivos y se va automotivando porque los transfiere del trabajo a la pista", opina Lledó.

placeholder Está imparable. (Reuters/Juan Medina)
Está imparable. (Reuters/Juan Medina)

Al ver sus brazos venosos y turgentes, uno podría llegar a pensar que Alcaraz se ha machacado a pesas a lo largo de estos meses, en que su equipo técnico decidió que volviese a la carga en el Open de Australia y se perdiese algunos torneos antes del Grand Slam que levantó Nadal. "El tema de la fuerza está mitificado a nivel social. La fuerza es la cualidad más importante a nivel físico porque posibilita las demás, pero la fuerza va unida a la velocidad y se gana con distintos ejercicios como la polea cónica excéntrica, no solo con hierros y pesas", apunta el preparador físico del español.

No todo es resistencia o fuerza, Lledó insiste en el rango de movilidad. "Si logramos aumentar el rango de movimientos en las piernas de Alcaraz, mejorará. Está claro que hay unos rangos de movilidad adecuados para el saque, el golpeo y el apoyo, pero también debemos valorar la individualización de cada deportista y buscar su mejor versión", desliza el profesional. Desde su equipo, cuentan que la profesionalidad en el entrenamiento también se traduce a los hábitos alimenticios. "El Carlos que teníamos hace cuatro años no comía bien, pero ahora es profesional el 95% de los días que tiene el año", afirma el preparador.

El miembro de su cuerpo técnico cierra con dos curiosidades. La primera es que Alcaraz tiene pasión por el sushi en su dieta —"Es una comida rica en hidratos de buena calidad y el pescado le ayuda a mantener los estados de grasa óptimos justo antes de la competición"— y la segunda que Carlos acostumbra a dormir acompañado —"es una manera de ayudarlo; mientras sea beneficioso para él y tolere la compañía, fantástico para todos", zanja Lledó—. Descansar es vital para estar al máximo físicamente y evitar que trasnoche y eso afecte a su rendimiento.

"Cuando Carlos Alcaraz vino con nosotros, era un adolescente muy delgadito en fase prepuberal. Estaba poco trabajado a nivel de fuerza, pero sí en lo cardiovascular, porque había hecho algo de atletismo de joven y hacía tenis. Ahora es un hombre con cuerpo de atleta que se ha completado físicamente y que de los 79 kilos que pesa, entre 65 y 69 son de masa muscular". Estas son las palabras de Alberto Lledó, el preparador físico del mayor talento tenístico que ha dado España desde Rafa Nadal, Carlos Alcaraz. Con tan solo 19 años, el fenómeno murciano tiene al mundo del tenis en vilo a causa de una progresión meteórica que le hace triturar todos los récords de precocidad. Prueba de ello es su desempeño en el Mutua Madrid Open, donde venció a Novak Djokovic, Rafa Nadal y Alexander Zverev para coronarse en su segundo Masters 1.000.

Juan Carlos Ferrero Rafa Nadal Carlos Alcaraz
El redactor recomienda