cedido al bayern de múnich

El timo de Coutinho y cómo en Alemania se aprovechan del Barça (tras el Real Madrid)

En el Bayern de Múnich sacan tajada de los descartes millonarios de los dos grandes clubes de España. Pirmero fue el caso de James con el Real Madrid y ahora es Coutinho

Foto: Philippe Coutinho posa con la camiseta del Bayern de Múnich. (Efe)
Philippe Coutinho posa con la camiseta del Bayern de Múnich. (Efe)

En Alemania se aprovecharon primero del Real Madrid con James y ahora del Barcelona con Coutinho. El fichaje más caro de la historia del Barcelona se marcha cedido al Bayern de Múnich por 8,5 millones de euros (el club azulgrana reveló las cifras de la operación, mientras el alemán comunicó que habían acordado no hacerlo). Alguien tiene que asumir el fracaso de que Philippe Coutinho no haya triunfado de azulgrana en la temporada y media que lleva de culé. Josep María Bartomeu queda en evidencia cuando, en una entrevista a TVE el 15 de abril de este año, fue rotundo con el futuro del brasileño. “Es un crack mundial y esperamos mucho de él. Es diferente, excelente, un gran jugador y el Barça necesita jugadores diferentes. Tiene contrato y seguirá”, comentó el presidente en una clara estrategia por colocar al mayor precio posible a un futbolista que no se adaptaba al juego y estaba señalado por la afición del Camp Nou.

La grada pitó a Coutinho. La tomó con el brasileño en la ida contra el Liverpool y tampoco valió de nada que Messi saliera públicamente a decir que era feo señalar a un jugador. Había que estar todos unidos. Messi se lo reprochó al público. Pero ni con esas ha sido suficiente. El Barcelona se quita de encima a un jugador carísimo en una pésima negociación que sólo se podrá dar por buena si el Bayern de Múnich ejecuta, en julio de 2020, la opción de compra de 120 millones de euros. ¿Alguien cree que pagarán esta cantidad los alemanes cuando rechazaron hacer un desembolso de 42 millones de euros por James? Mucho y muy bien tiene que hacerlo el brasileño durante esta temporada para que los alemanes aflojen tanta pasta.

Coutinho lucirá el dorsal '10' en el Bayern de Múnich. (Efe)
Coutinho lucirá el dorsal '10' en el Bayern de Múnich. (Efe)

El 'engaño' de Bale

La salida de Coutinho produce un ahorro a las cuentas de Bartomeu de 8,5 millones de euros, por la cesión, más los 13 millones netos del salario. Un total de 21,5. Poca cantidad si finalmente tiene billete de retorno y el Barcelona se encuentra, dentro de un año, con el mismo problema que sufre el Real Madrid con James Rodríguez. Estas fórmulas de ceder a jugadores con opción son muy peligrosas, se te pueden volver en contra en la siguiente planificación y, en el caso de James y ahora Coutinho, son una bomba para los entrenadores. Si realmente Ernesto Valverde considerara, como su presidente, que Coutinho es un jugador especial, un crack, se lo habría quedado. Pero no es así. El Txingurri decidió empezar la temporada con Aleñá en Bilbao, por ejemplo, y ceder a la venta de Coutinho. Valverde es culpable en la medida de que no ha sabido encontrar un sitio a Coutinho en el equipo de Messi.

El fracaso de Coutinho es marcharse por la puerta de atrás del Barcelona siendo el fichaje más caro de la del club catalán y el segundo de la historia del fútbol tras los 222 millones de euros que pagó el Paris Saint Germain por Neymar. Lo grave es que Bartomeu dé la marcha atrás y busque cómo hacerle hueco a Neymar en el Barcelona si finalmente consigue su fichaje. Habrá que preguntarse si esta maniobra de dar salida a Coutinho responde al fuerte interés que tiene Messi en que vuelva su amigo Neymar. Para unos es una mala noticia porque Coutinho podría haber entrado en el truque con dinero de jugadores que propone el PSG. Bartomeu, con el tiempo en contra, decide que antes de entrar hay que dejar salir jugadores. Pase lo que pase con Neymar, los 8,5 millones de euros de Coutinho son calderilla. Hay razones para pensar que alguien ha timado al Barcelona con este jugador.

Precisamente lo que ha querido evitar durante todo el verano Florentino Pérez cuando se ha negado a malvender a Gareth Bale. Zidane quería al galés, pese a que se lo tenga que tragar y le ponga en el primer once de la Liga, pero el presidente ha evitado que le puedan sacar los colores con el fichaje más caro de la historia del Real Madrid (101 millones de euros). Para Florentino evitar que Bale se fuera a China con la carta de libertad o le dieran calderilla (como el Bayern al Barça para Coutinho) era fundamental. No podía quedar como un mal negociante y si de algo presume el jefe del Madrid es que a él no le estafa o engaña nadie con los precios del mercado en el fútbol.

Deportes

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
8 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios