la africa eco race recogió el testigo del dakar

'El que se fue a Sevilla…': el 'otro' Dakar en manos de dos zorros del desierto

La Africa Eco Race tomó discretamente el testigo del Dakar en Africa, y en 2019 afronta su undécima edición, una prueba que busca mantener viva la llama del los primeros dakares

Foto: Imagen de la Africa Eco Race.
Imagen de la Africa Eco Race.

La caravana de la Africa Eco Race arranca desde Mentón (junto a Mónaco) y no desde París, como los primeros ‘dakares’. Sin embargo en sus instalaciones para las verificaciones de la prueba aparece un año más la fotografía de Thierry Sabine (el creador del París-Dakar) para recordar que la llama de su espíritu sigue encendida en esta carrera africana.

Cuando el Dakar abandonó Africa en 2008 víctima de los peligros del terrorismo, parecía que el continente estaba perdido para la competición en terrenos abiertos, pistas y caminos. No todos compartieron la decisión, especialmente algunas de las grandes leyendas de la prueba. En 2019, la Africa Eco Race inicia ya su undécima edición también terminará en el famoso Lago Rosa bajo la batuta de dos zorros del desierto dakariano que también en su día ganaron la mítica prueba.

Dos veteranos a los mandos

En 2009, el Dakar buscó refugio en Sudamérica. Muchos dakarianos sintieron que se dejaba al continente africano huérfano de una prueba que ofrecía exposición y ayuda económica a muchas de las zonas que durante años había recorrido el París-Dakar original. Uno de ellos fue Hubert Auriol, doble ganador en moto y coche primero, director de la prueba después y siempre fiel a Africa (nació en Etiopía). Conocido en sus buenos tiempos como 'El Africano', solapó un recorrido similar al de las últimas ediciones y lo bautizó con toda la intención: 'Africa Race et Heroes Legend'. Los organizadores del Dakar contraatacaron legalmente y 'El Africano' hubo de dejar la dirección de la prueba. Hoy, Auriol se dedica a organizar raids por todo el mundo con su consultoría, como el China Grand Rally. Pero la prueba tuvo continuidad porque el testigo fue recogido por otros dos veteranos dakarianos de toda la vida, Jean-Louis Schlesser y René Metge. Ninguno de los dos son unos cualquiera en Africa.

El primero fue campeón del mundo de resistencia en dos ocasiones, y protagonista del famoso incidente con Ayrton Senna en el Gran Premio de Italia de 1988 que impidió a McLaren ganar todas las carreras de aquella temporada. Schlesser creció en Marruecos, y piloto muy polivalente, empezó a competir en el Dakar en 1989. Terminó construyendo sus propio buggies, con los que ganó la prueba en 1999 y 2000. Siguió a Auriol a la Africa Race, y ganó las seis primeras ediciones en coches. René Metge es uno de los grandes pioneros del Dakar original, que después de otra carrera en los circuitos ganó en tres ocasiones la prueba africana (1981, 84 y 86, dos veces con Porsche). Gran amante y extraordinario conocedor del desierto, es el actual director deportivo de la Africa Eco Race. Ambos saben lo que quieren para su carrera.

8.800 euros, piloto y moto

"La Africa Eco Race es la respuesta a las necesidades estratégicas tanto para el turismo, la economía o el desarrollo sostenible del continente africano", reza la declaración de principios de sus organizadores. En la presente edición, ya en marcha, el recorrido transcurre a través de Marruecos, Mauritania (con gran cantidad de kilómetros en el desierto) y Senegal. Como en el Dakar de sus últimas ediciones, el recorrido evita países más conflictivos que sí formaron parte de los primeros dakares. De momento, la prueba no ha sufrido los problemas de seguridad que obligaron al Dakar a emigrar el continente americano.

El recuerdo constante a Thierry Sabine pretende alimentar los valores que inspiran la Africa Eco Race, y lejos de la evolución sufrida por el gran negocio del Dakar original: el amateur es el gran protagonista, y el sentido de aventura, la navegación y la arena son sus grandes desafíos. Schlesser presume que el ochenta por ciento del kilometraje total es cronometrado, con enlaces más cortos y asumibles para el amateur que el Dakar sudamericano, ya sea en coches, motos o camiones. Con los descuentos que ofrece la organización (y participando también en el raid Turkmenistan, organizado también por Schlesser), la inscripción de un piloto y su moto, por ejemplo, asciende a 8.800 euros.

Beneficiar la economía local

Uno de los objetivos fundamentales de la Africa Eco Race es su imbricación sobre el terreno con los países y comunidades que atraviesa. Por ejemplo, todos los servicios de mantenimiento del campamento son llevados a cabo por organizaciones locales, buscando siempre ayudar a las economías locales. Otro de sus rasgos distintivos en su colaboración solidaria a través de diferentes acuerdos de colaboración con agencias no gubernamentales que contribuyen a prestar apoyo sobre el terreno en diferentes proyectos, especialmente relacionados con la infancia. Por ejemplo, el año pasado se repartieron casi mil lámparas solares en diferentes aldeas del recorrido para ser utilizadas por los estudiantes en los hogares sin luz eléctrica. Equipamiento médico y escolar, juguetes, ayudas a la reforestación y otros materiales son transportados por la caravana y los propios participantes hasta su destino.

En su edición 2019, la Africa Eco Race ha logrado la mayor inscripción de su historia. Ha atraído incluso a ganadores del Dakar en el pasado, como el ya sesentón y carismático japonés Hiroshi Shinozuka. Son 45 pilotos de motos (José Juan Campdera es el único español participante), 25 coches, 11 'side by side' y diez camiones lo que intentarán llegar al Lago Rosa. Por su parte, el Dakar se encuentra en una encrucijada sobre sus escenarios futuros tras la caída de varios paises en Sudamérica, valorando sus organizadores incluso la posibilidad de abandonar el continente. Pero si quisieran volver a Africa, y como reza el popular dicho, 'el que se fue a Sevilla, perdió su silla'.

Deportes

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios