Los Lakers se adelantan "gracias a Dios... y gracias a Artest"
  1. Deportes
UNA CANASTA SOBRE LA BOCINA PONE UN 3-2 EN LA FINAL DEL OESTE

Los Lakers se adelantan "gracias a Dios... y gracias a Artest"

Los Angeles Lakers se adelantaron (3-2) en la final de su Conferencia gracias a Ron Artest, el héroe del encuentro, tras anotar una canasta sobre la

Foto: Los Lakers se adelantan "gracias a Dios... y gracias a Artest"
Los Lakers se adelantan "gracias a Dios... y gracias a Artest"

Los Angeles Lakers se adelantaron (3-2) en la final de su Conferencia gracias a Ron Artest, el héroe del encuentro, tras anotar una canasta sobre la bocina que daba el triunfo (103-101) a los angelinos sobre Phoenix Suns en el Staples Center.  

Tras la victoria de este jueves (viernes ya en España) Artest fue objeto de reconocimiento por parte de su compañero Pau Gasol.

"Metimos esa canasta gracias a Dios... y gracias a Ron", dijo el español en los vestuarios. "Hubiera sido muy dura una prórroga, porque ellos estaban en un gran momento y con mucha confianza", añadió el ala-pívot español.

Artest no había cuajado un buen encuentro hasta ese momento, y Gasol espera que esa acción le ayude a recuperar la confianza. "Tuvo un partido duro, pero estamos contentos por él. Ahora debe jugar con más determinación", manifestó.

Los de Phil Jackson volvieron a cometer los errores de siempre y se vieron abocados a un final de infarto tras dilapidar una renta de hasta 18 puntos en el tercer cuarto, ante unos Suns donde Steve Nash dirigió a la perfección a los suyos para remontar el resultado y estar a punto de sorprender a los angelinos.

Lakers dominó con facilidad la primera parte del encuentro (41-25), gracias al acierto de Kobe Bryant (30 puntos, 11 rebotes y nueve asistencias), bien secundado por Fisher (22) y Pau Gasol, que firmó 21 puntos 9 rebotes, 5 asistencias y 1 tapón, que permitía a los angelinos dominar en el marcador.

Sin embargo, Steve Nash (29 puntos y 11 asistencias) cambió el rumbo del encuentro en la segunda parte para acercarse y ajustar el marcador. Así se llegó a un último cuarto loco donde todo podía pasar.

Jason Richardson anotó a 3.5 segundos del final el triple que daba el empate a los Suns. Fue el momento de los Lakers, pero Bryant falló un lanzamiento complicado desde la esquina, aunque Artest capturó el rebote para anotar la canasta sobre la bocina que daba el triunfo a los suyos tras un gris encuentro en el que firmó un paupérrimo porcentaje en el tiro, sumando sólo anotó cuatro puntos, pero logró los definitivos para dejar a Lakers a una sola victoria del pase a la final.

Pau Gasol