Brújulas para mejorar la orientación al practicar tu deporte favorito
  1. DeCompras
NO PIERDAS EL NORTE

Brújulas para mejorar la orientación al practicar tu deporte favorito

Las brújulas son el método de orientación más antiguo que existe. Muy fiables, prácticas y altamente recomendables si sales de ruta de senderismo o navegas y no quieres perderte

placeholder Foto: Oriéntate en todo momento con ayuda de una brújula (Foto: Pixabay)
Oriéntate en todo momento con ayuda de una brújula (Foto: Pixabay)

Antes de la llegada de los giroscopios y de la tecnología de navegación GPS, las brújulas eran el principal instrumento de orientación del ser humano. Herramientas que permitían determinar el norte magnético de la Tierra y, en base a él, el norte geográfico verdadero y el resto de puntos cardinales para seguir el rumbo correcto. Hoy en día, a pesar de los avances técnicos, siguen siendo imprescindibles a la hora de viajar en barco o de realizar multitud de deportes como, por ejemplo, el buceo, el montañismo o el senderismo.

La Suunto MB-6 G 6400, gracias a su diseño compacto y ligero y a su magnífica precisión, es un buen exponente de la utilidad de estos instrumentos. De hecho, la hemos elegido como la mejor brújula dentro de esta comparativa realizada en base a opiniones de usuarios de Amazon. Mención especial también merece esta brújula de pulsera Topincn por su correa ajustable y su elevada resistencia al agua y a la presión submarina. Dos opciones muy distintas, pero hay muchas otras que queremos que conozcas antes de decidirte.

El mejor, nuestra elección: Brújula unisex Suunto

La mejor brújula moderna de la marca Suunto según las opiniones de los usuarios de Amazon. Así lo refleja su 4,1 sobre 5, su 61 % de máximas puntuaciones y el hecho de que encabece esta reseña. “Dentro de la caja no ocupa más que una caja de cerillas. Una brújula plana para senderismo muy precisa y eficaz” dice Bob sobre ella. Esto se debe a su sistema de calibrado y a su diseño compacto y ligero que incluye una práctica cuerda para sujetarla de la muñeca.

placeholder Brújula unisex Suunto
Brújula unisex Suunto
Hoy en Amazon

Segunda opción: Brújula Ranger Silva

Ahora vamos con la mejor brújula de la marca Silva para los consumidores en Amazon. Cuenta con un 4,5 sobre 5 y con un 69 % de valoraciones de 5 estrellas. Incluye un práctico cordón de seguridad con escalas y un espejo para determinar fácilmente la dirección en largas distancias. Trabaja con escalas 1:25k y 1:50k y cuenta con un limbo móvil y una escala de declinación en su interior. Para José, se trata de una “brújula manejable, precisa y resistente. Plegable y muy cómoda de usar. La recomiendo”.

placeholder Brújula Ranger Silva
Brújula Ranger Silva
Hoy en Amazon

Alternativa: Brújulas de alta precisión Suunto

La segunda mejor brújula ajustable de la marca Suunto en base a los comentarios de los clientes de Amazon. Permite corregir fácilmente la declinación y, gracias a sus marcas brillantes y luminiscentes, “se puede usar con poca luz sin problemas. Me la he llevado de acampada y he caminado por el campo con ella de noche y la verdad que es una característica muy útil” (Juan Pedro). La aguja es de acero fino equilibrado con rubí, mientras que sus biselados son de plástico para hacerla más ligera. Además, su base transparente facilita la lectura de mapas con ella. Luce un 4,7 sobre 5 y un 78 % de notas máximas.

placeholder Brújulas de alta precisión Suunto
Brújulas de alta precisión Suunto
Hoy en Amazon

Brújula de buceo impermeable TOPINCN

La mejor brújula de pulsera de la marca Topincn. Sus compradores en Amazon le conceden un 4,1 sobre 5 y un 56 % de análisis de 5 estrellas. Es impermeable y resistente a la presión (sumergible hasta 50 metros), por lo que resulta ideal para practicar buceo y cualquier otro deporte al aire libre. De hecho, Andrés afirma utilizarla para “perderme por el monte practicando trail running y ejercicios de supervivencia simulados. Al poder llevarla en la muñeca a modo de reloj es extremadamente cómoda”.

placeholder Brújula de buceo impermeable TOPINCN
Brújula de buceo impermeable TOPINCN
Hoy en Amazon

Brújula de muñeca Aeloa

Llega el turno del mejor reloj brújula de la marca Aeloa. Quienes lo han adquirido en Amazon le otorgan un 4,6 sobre 5 y un 55 % de notas máximas. Es perfecta para la práctica de buceo, snorkel o espeleología submarina gracias a la resistencia que le confiere su estructura de plástico ABS y plexiglás. Sin embargo, como asegura Lolo, también es “una brújula perfecta para camping e, incluso, para el trabajo si necesitas orientarte”. También cuenta con luz nocturna para una mejor visibilidad de noche.

placeholder Brújula de muñeca Aeloa
Brújula de muñeca Aeloa
Hoy en Amazon

Brújula multifuncional Zeerkeer

Esta es, según las reseñas de los consumidores en Amazon, la mejor brújula multifunción de la marca Zeerkeer. Así lo atestigua su 3,9 sobre 5 y su 25 % de puntuaciones máximas. Viene con bolsa de transporte y cuenta con espejo de visión para una mejor lectura de largas distancias. Además, no solo es capaz de mostrar dónde se encuentra el norte magnético, sino que también puede medir el acimut, calibrarlo en un mapa o medir la distancia. Incluso permite calcular la velocidad, la pendiente y otros muchos factores. Sin duda, como dice Ferrán, “una brújula profesional militar muy recomendable”.

placeholder Brújula multifuncional Zeerkeer
Brújula multifuncional Zeerkeer
Hoy en Amazon

¿Cómo elegir una brújula y que tener en cuenta antes de comprar una?

La mejor manera de encontrar la brújula recomendada para ti es considerar estos factores de compra antes de decantarte por un modelo concreto:

  • Tipo. Principalmente, existen brújulas magnéticas, que son las que funcionan a partir de una aguja imantada gracias al campo magnético terrestre, y brújulas giroscópicas, que emplean un giroscopio que se alinea en dirección norte-sur por la acción de la gravedad. Estas últimas son mucho más precisas y muestran el norte verdadero (geográfico), no el norte magnético.
  • Peso. Cuanto más ligera, mejor. Lo normal es que tengas que llevarla en un bolsillo o dentro de una mochila a la hora de salir de excursión, así que lo ideal es que influya lo menos posible en tu rendimiento.
  • Tamaño. Apuesta siempre por una brújula compacta pero que ofrezca datos precisos de forma rápida y cómoda.
  • Diseño. Es una cuestión de gustos. Existen brújulas de bolsillo, de pulgar o de muñeca que puedes llevar encima cómodamente en todo momento. También hay modelos más sofisticados e, incluso, algunos que son meramente decorativos.
  • Resistencia y calidad. Como mínimo, las mejores brújulas son resistentes al agua y a los golpes. Esto se debe a que se usan al aire libre y en condiciones climáticas que no siempre son las ideales.
  • Precio de la brújula. Por entre 20 € y 30 € puedes adquirir un modelo económico con todo lo imprescindible. Las brújulas más sofisticadas oscilan entre los 70 € y los 100 €.
  • Mejores marcas de brújulas. Suunto ha sido elegida por los usuarios como la mejor del momento. La siguen de cerca Silva y Topincn.

¿Que es una brújula?

Una brújula es un instrumento de navegación que señala permanentemente el norte magnético terrestre, que es distinto al norte geográfico, a través de una aguja imantada. Esta cualidad, mediante el dibujo de una rosa de los vientos, brinda la posibilidad de saber constantemente también dónde se encuentra el resto de puntos cardinales, es decir, el sur, el este y el oeste.

¿Para qué sirven?

Como decíamos, las brújulas siempre marcan el norte magnético del planeta. Por tanto, son herramientas de orientación muy útiles. Al conocer este dato, el usuario puede saber siempre dónde se encuentran todos los puntos cardinales y tomar la dirección adecuada en función del sitio al que quiere llegar. Algo muy útil, por ejemplo:

  • Para realizar senderismo en parajes desconocidos.
  • Para llevar a cabo ejercicios de orientación en la naturaleza.
  • Para practicar submarinismo.
  • Para efectuar cualquier actividad en mitad de un bosque o cualquier otro sitio sin cobertura móvil.
  • Para navegar en barco.
  • Etc.

Tipos de brújulas

Podemos distinguir dos grandes tipos de brújulas y, en base a ellos, multitud de subtipos. Vamos a verlos:

Las tradicionales. Poseen una aguja magnetizada que se alinea con el campo magnético del planeta y que, por tanto, indican el norte magnético, no el geográfico. Dentro de esta categoría podemos distinguir:

  • Brújulas de orientación. O de placa base. Son las más comunes y baratas. Están formadas por una bola llena de líquido instalada sobre una base rectangular con un mapa grabado.
  • Brújulas cartográficas o de navegación. También llamadas brújulas náuticas o de cartas ya que incluyen tarjetas que permiten realizar lecturas direccionales mediante una aguja fija. Esas tarjetas también absorben el movimiento de la embarcación, por lo que su lectura es bastante sencilla.
  • Brújulas lensáticas. Son las brújulas recomendadas para la actividad militar. ¿El motivo? Resultan extremadamente resistentes. Cuentan con cuerpos metálicos que sostienen la aguja, la escala giratoria y el dial, así como con lentes traseras de lectura y cubiertas de protección.
  • Brújulas prismáticas. Muy similares a las lensáticas, pero ofrecen mayor precisión. De hecho, brinda la posibilidad de leer los rumbos a la vez que se observan objetos muy distantes.
  • Brújulas de competición o de pulgar. Reciben este nombre ya que poseen un sistema de sujeción específico para ese dedo de la mano. Así, el usuario puede usarlas mientras lee un mapa. Son las mejores para orientarse al realizar deportes como, por ejemplo, ciclismo, running o kayak.
  • Brújulas deportivas de muñeca. Muchos deportistas las usan en lugar de la anterior. La razón es que ofrecen una lectura más sencilla y que dejan libres ambas manos, no solo una.
  • Brújulas Qibla. Imprescindibles para muchos musulmanes a la hora de rezar ya que siempre indican la dirección en la que se encuentra La Meca. Suelen incluirse en las tapas de las copias del Corán.
  • Brújulas líquidas. Otra de las mejores brújulas para barcos, pero también para cazadores. Es muy precisa a la hora de mostrar direcciones ya que cuenta con una bolsa de líquido (alcohol y agua) que amortigua los golpes.
  • Brújulas de estado sólido. Las más sofisticadas. Emplean sensores magnéticos y de gravedad 3D con el propósito de ofrecer lecturas totalmente precisas. Carecen de cardán y de piezas móviles, lo que las hace todavía más fiables. Suelen estar incluidas en smartphones, tablets y muchos otros dispositivos electrónicos.
  • Brújulas polivalentes. Muy parecidas a las cartográficas, pero con la peculiaridad de disponer de una tapa que protege la caja cuando no se están utilizando. Además, poseen un espejo que permite ver mejor la alineación de la aguja dentro de la esfera.
  • Brújulas de supervivencia. Suelen incluirse dentro de las pulseras paracord. Estas también cuentan con silbatos, luces SOS, encendedores, navajas y muchos otros elementos útiles en una situación de emergencia.
  • Brújulas decorativas. No tienen una función excesivamente práctica ya que no se suelen sacar de casa. Aquí podemos englobar las brújulas de escritorio o para colgar en la pared.
  • Brújulas electrónicas. Muestran el rumbo en formato numérico. Además, cuentan con memoria para almacenar puntos de referencia y notifican si el usuario se desvía de la dirección establecida.
Foto: Disfruta de las rutas con la mochila adecuada (Foto: Pixabay)

Se diferencian de las brújulas magnéticas en que indican el norte geográfico en lugar del norte magnético de la Tierra. Para ello, utilizan un giroscopio (de ahí su nombre) con eje de rotación horizontal. En este caso, podemos diferenciar los siguientes subtipos de brújulas:

  • Brújulas giratorias. También denominadas giro-compases o, simplemente, giroscopios. Utilizan la fuerza que la gravedad ejerce sobre una rueda dentada con el propósito de que su eje busque la línea norte-sur. Su principal virtud es que siempre encuentra el norte geográfico, por lo que no da lugar a errores.
  • Astrobrújulas. O brújulas estelares, astronómicas o astrocompass. Sirven para determinar la posición y dirección seguida por los cuerpos celestes del firmamento. Son extraordinariamente efectivas si se le proporcionan los datos adecuados, pero no funcionan si no pueden encontrar estrellas por culpa de las nubes o el exceso de contaminación lumínica.
  • Brújulas GPS (Global Position System). Este sistema emplea una tecnología de localización por satélite. Sin embargo, puede requerir de una brújula magnética estándar para determinar la dirección actual (rumbo) y la dirección deseada (orientación).

¿Cómo funciona una brújula?

El funcionamiento de una brújula es muy sencillo. Se basa en la colocación de un imán ligero con forma de aguja magnetizada sobre un eje de rotación libre. De hecho, el motivo por el que suelen tener líquido en su interior es reducir al máximo la fricción y ofrecer así mayor precisión.

El magnetismo terrestre hace que esa aguja imantada señale el sur y el norte magnético (los polos opuestos se atraen). Sin embargo, el norte magnético no es el norte geográfico o verdadero, que es aquel que señala con total exactitud al Polo Norte y que es el realmente útil para orientarnos. La diferencia suele oscilar entre los 11 y los 20 grados, según el lugar del planeta en el que estemos.

Según la creencia popular el norte de la brújula marca el norte magnético

Pero ¿cómo puedes orientarte usando una brújula magnética? Es bastante sencillo:

  1. Pon la brújula sobre una superficie plana, estable y equilibrada.
  2. Espera a que la punta roja de la flecha imantada señale el norte magnético.
  3. Ahora, gira sobre ti mismo hasta que alinees el rumbo que quieres seguir dentro del limbo de la brújula.

¿Cómo son las brújulas modernas?

Desde mediados del siglo XX, las brújulas magnéticas han caído prácticamente en desuso. Al menos, a la hora de realizar trayectos largos (viajes en avión o en barco, por ejemplo). Solo se utilizan en actividades que necesitan gran libertad de movimientos y durante las cuales es imposible acceder a una fuente de energía eléctrica. Ese es el motivo por el que parecen reservadas para la realización de ejercicios de supervivencia y orientación, senderismo o navegación a nivel amateur, por ejemplo.

Sin duda, la brújula giroscópica ofrece una precisión mucho mayor que la brújula magnética y, además, señala directamente el norte verdadero. Además, se trata de una tecnología muy económica y accesible que, hoy en día, equipan la mayoría de dispositivos electrónicos. Algo similar sucede con los sistemas de posicionamiento global (GPS) que, mediante satélite, son capaces de ofrecer directrices de orientación muy precisas.

¿Son funcionales aún las brújulas?

Por supuesto que sí. De hecho, son imprescindibles para orientarnos en lugares sin conexión eléctrica o sin acceso a sistemas de navegación GPS. Esto se debe, fundamentalmente, a que las mejores brújulas no dependen de ningún sistema externo. Les basta con utilizar el campo electromagnético que rodea a la Tierra, y este está presente en todos los rincones del planeta. Los únicos lugares en los que no son efectivas son en los polos.

Las brújulas han sido y serán siempre un instrumento de orientación altamente fiable

Dicho esto, las brújulas siguen teniendo un papel clave en la navegación marítima y terrestre. De hecho, son parte indispensable de cualquier embarcación o equipo de supervivencia al aire libre. También resultan muy útiles para leer mapas o para encontrar constelaciones en el firmamento, por ejemplo.

El motivo es sencillo. Como dijimos, una brújula no depende de la energía eléctrica para funcionar. Ni de pilas ni de baterías o tomas de corriente. Pero los navegadores GPS sí. Por eso, tanto los aviones como los barcos siguen incorporándolas ya que son instrumentos de orientación muy útiles cuando todos los demás fallan.

¿Cómo hacer una brújula?

Fabricar una brújula precisa y funcional es muy sencillo. De hecho, la puedes hacer tanto en casa como si te encuentras fuera si dispones de los siguientes elementos:

  • Un imán.
  • Una aguja o alfiler.
  • Un trozo de corcho.
  • Un recipiente para agua (un vaso, un bol, etc.).

Cuando lo tengas todo, sigue estas instrucciones para fabricar una brújula:

  1. Frota la aguja o alfiler con el imán. Debes hacerlo siempre en la misma dirección (preferiblemente, hacia la punta). Como si tratases de afilarla. En 10 o 12 pasadas se habrá imantado.
  2. Fija la aguja en el trozo de corcho. Para ello, puedes usar adhesivo o, simplemente, clavarla en él.
  3. Llena el recipiente de agua. Después, busca una superficie plana y nivelada.
  4. Pon el corcho sobre la superficie del agua y espera unos segundos. Instantáneamente verás cómo la punta de la aguja señala el norte magnético de la Tierra.

¿Cuales son las partes que componen una brújula?

Todas las brújulas magnéticas se componen de los siguientes elementos:

  • Base. Es el elemento que sostiene la estructura interna de la brújula. Suele ser transparente con el propósito de permitir interactuar más fácilmente con los mapas al situarla sobre uno. Se fabrica en plástico para que no interfiera con el mecanismo magnético.
  • Limbo. También llamado anillo giratorio. Se ubica sobre la base y, fundamentalmente, es un transportador de ángulos con forma de circunferencia que indica los 4 puntos cardinales. Los 0º indican el sur y los 360º el norte.
  • Aguja o flecha imantada. Se sitúa dentro del limbo y puede oscilar libremente dentro de él. Una de sus puntas es roja y apunta siempre al norte, mientras que la otra carece de color e indica el sur.
  • Flecha norte-sur o rosa de los vientos. Es un dibujo ubicado en la base del limbo que permite alinear la brújula con el norte y el sur de un mapa. Así es más sencillo realizar una lectura precisa.
  • Flecha de dirección. Es una parte inmóvil que siempre indica el sentido de la marcha. Su propósito es evitar que, por un error, el usuario siga una dirección 180º contraria a la que desea.

¿Por qué eran tan importantes las brújulas en la antigüedad?

Fundamentalmente, porque facilitaron la navegación marítima e hicieron posible llegar a destinos más lejanos. El ejemplo más claro es el de los viajes a América de finales del siglo XV, aunque el continente fuese encontrado de forma casual en un primer momento. Hasta que empezaron a usarse de forma generalizada en el siglo XII (su invención se cree que se produjo en China en torno al siglo II), la única forma de orientarse en mar abierto era mediante la posición de las estrellas. Un sistema mucho menos fiable.

Foto: Ciclocomputadores con GPS para ciclistas

Por su parte, el sistema de funcionamiento de las brújulas actuales es el mismo que el de las originales. Al menos, si hablamos de las magnéticas. La principal diferencia se encuentra en que, actualmente, se emplean líquidos para reducir al máximo la fricción y facilitar una mayor precisión.

Otra cuestión diferente son las brújulas giroscópicas, que encuentra la línea norte sur en base a la fuerza de la gravedad, y los sistemas de navegación GPS. Estos últimos triangulan la posición por satélite usando un sistema de coordenadas que permite determinar el rumbo con total precisión. Una tecnología sofisticada y que requiere del uso de dispositivos electrónicos.

¿Es buena idea regalar una brújula?

Claro que sí. Al comprar una brújula como regalo para un ser querido le proporcionarás:

  • Un instrumento con el que orientarse a la hora de hacer senderismo, navegar o realizar cualquier otra actividad al aire libre que requiera de orientación.
  • Un objeto personalizable que podrás dotar de mensajes y otros elementos hermosos.
  • Un elemento decorativo con tanta utilidad como personalidad.
  • Un recuerdo que durará toda la vida ya que las brújulas no tienen fecha de caducidad.

¿Cuales son las opciones más atractivas del mercado?

Tras lo visto en esta comparativa de brújulas, nos ha quedado claro que los modelos más interesantes pertenecen a las siguientes marcas.

  • Suunto. Según las opiniones en brújulas analizadas, esta es la mejor marca del momento. Sus principales creaciones son compactas, sofisticadas y precisas y se pueden llevar cómodamente a la hora de realizar cualquier actividad al aire libre.
  • Silva. Una alternativa interesante para encontrar una buena oferta en brújulas. Sus prestaciones son excelentes y su relación calidad-precio, también.
  • Topincn. ¿Buscas una brújula barata que regalar o que utilizar cuando salgas de excursión? Pues echa un vistazo al catálogo de esta marca. Ahorrarás dinero sin que dejar de disfrutar de funciones básicas y avanzadas en tu orientación.

En definitiva, elegir la mejor brújula según tus necesidades es fundamental para orientarte cuando salgas de excursión a lugares sin cobertura. Una herramienta que sigue siendo tan útil como en el momento de ser inventada hace casi 2000 años.

Compras
El redactor recomienda