Termómetros digitales para medir la temperatura de niños y adultos
  1. DeCompras
CUIDA LA TEMPERATURA DE FRENTE, OÍDO Y BOCA

Termómetros digitales para medir la temperatura de niños y adultos

Los termómetros digitales nos permiten controlar la temperatura corporal y detectar la fiebre en su primera etapa para atajarla a tiempo. Descubre por qué necesitas uno

Foto: Los termómetros digitales para medir la temperatura de frente, oido, boca en niños y adultos
Los termómetros digitales para medir la temperatura de frente, oido, boca en niños y adultos

Un termómetro digital sin cristal y sin mercurio es mucho más preciso, rápido y eficaz que uno tradicional. De hecho, te permitirá saber si estás enfermo y tienes fiebre en unos pocos segundos. Utiliza un complejo y sofisticado sistema para realizar la medición de la temperatura corporal desde la axila o por vía oral, rectal o timpánica, es decir, por el oído. En resumen, un dispositivo indispensable en nuestro botiquín doméstico.

Un magnífico ejemplo lo ofrece este medidor digital corporal Beurer. Lo hemos elegido el mejor termómetro digital dentro de esta comparativa realizada en base al análisis de opiniones de usuarios gracias a su pantalla LCD de gran tamaño, a su bajo margen de error (+/- 0,1-0,2º C) y a sus alarmas acústicas de fin de medición y fiebre. Eso sí, si lo que buscas es un termómetro digital infrarrojo sin contacto, este termómetro para bebés y adultos es una buena alternativa. Tiene sistema de apagado automático, funciona sobre la frente y a una distancia de 3-5 cm y ofrece lecturas en grados Celsius y Fahrenheit. Dos muy buenas opciones, pero hay más.

El mejor, nuestra elección: Termometro digital corporal Beurer

El mejor termómetro digital de la marca Beurer según las valoraciones de los usuarios de Amazon, que le dan un 4,2 sobre 5 y un 62 % de puntuaciones de 5 estrellas. Por ejemplo, Manuel dice de él que “es rápido, preciso y barato. Un termómetro clínico digital con alarma de fiebre indispensable en cualquier casa”. En cambio, Rebeca se centra en que “no está hecho de cristal. A mí, que tengo niños pequeños en casa, me parece más seguro que otros”.

Termometro digital corporal Beurer
Termometro digital corporal Beurer

Este termómetro digital resistente al agua gracias a su diseño estanco de plástico mide la temperatura corporal en solo 30 segundos, aproximadamente. El margen de error de su rango de medición es de +/- 0,1-0,2º C y cuenta con una pantalla LCD extra grande para mostrar las lecturas. Además, emite una señal acústica al finalizar la medición y otra de fiebre en caso de que la temperatura sea superior a 37,8º C. No funciona con mercurio.

Ver precio

Segunda opción: Termómetro infrarrojo digital para bebés y adultos

Con un 4,2 sobre 5 y un 68 % de reseñas de 5 estrellas, este es el mejor termómetro digital de la marca iHealth para los clientes de Amazon. Según Jennifer, “mide la temperatura en menos de 3 segundos”. Por su parte, Lim indica que “había leído que los termómetros infrarrojos no eran muy fiables” pero “este detecta la temperatura ambiental para calibrarse solo antes de la medición. Lo he comparado con otro termómetro digital y es igual de preciso”.

Termómetro infrarrojo digital para bebés y adultos
Termómetro infrarrojo digital para bebés y adultos

Este termómetro digital infrarrojo de alta precisión posee un diseño muy bonito y una pantalla LED integrada que muestra los resultados de las lecturas en grados Fahrenheit y Celsius. Estas se realizan en solo 2,5 segundos y su sensor de temperatura ambiental garantiza resultados muy exactos. Necesita dos pilas AAA y apenas pesa 132 gramos.

Ver precio

Alternativa: Termómetro digital Braun con Age Precision

Para ayudar a interpretar la fiebre a simple vista, Braun ha desarrollado la tecnología Age Precision, una guía de fiebre ajustable por la edad (0-3 meses, 3-36 meses y 36 meses a adulto) que ayuda a interpretar la lectura rápidamente con una pantalla codificada por color. El termómetro es muy cómodo de usar gracias a una punta flexible, diseñada para el uso en la axila. Mide la temperatura en 8 segundos y memoriza la última lectura para que pueda consultar la última temperatura tomada.

Termómetro digital Braun con Age Precision
Termómetro digital Braun con Age Precision

La valoración de este termómetro es de 4,3 sobre 5 y el 67% de las personas que lo han comprado a través de Amazon, lo han puntuado con 5 estrellas. Ese es el caso de Chema, que está encantado con su compra: "Es bastante preciso (todo lo que lo pueden ser este tipo de termómetros digitales). Es cómodo de usar puesto que la parte que va a la axila es flexible, y con niños facilita mucho el ponérselo. Pero lo mejor, sin duda, la resistencia. Una noche pusimos el termómetro en la cama a mi hijo, al poco vomitó, quitamos las sábanas rápido, sin darnos cuenta de que el termómetro aún estaba allí. Se fue a la lavadora y estuvo una hora y tres cuartos dando vueltas con agua y jabón. Al tender apareció, lo secamos y lo probamos. Sin problemas. Desde entonces, he comprado otro más".

Ver precio

Termómetro digital OMRON Healthcare

Termómetro digital para la fiebre para uso oral, axilar y rectal, que da la información deseada en aproximadamente 60 segundos en grados Celsius y Fahrenheit. Tiene una punta redondeada que facilita la toma de la temperatura, incluye una funda para protegerlo cuando no se use y es resistente al agua.

Termómetro digital OMRON Healthcare
Termómetro digital OMRON Healthcare

Jorge lo ha comprado a través de Amazon y, además de resaltar la excelente relación calidad y precio de este producto, comenta que "antes utilizaba el termómetro de toda la vida, pero había ocasiones que no había luz, no veía bien el valor, no sabía si lo llevaba puesto 2 minutos o 3 o 5 o 10. Con este todos esos problemas están solucionados ya que no solo te avisa con un pitido cuando ha terminado de tomar la temperatura, sino que también te muestra el resultado en una pantalla que se ve perfectamente. La toma de temperatura no es instantánea tarda alrededor de 2-5 minutos, pero como te avisa no hay problema". La valoración de este termómetro digital entre los usuarios de Amazon es de un 4,1 sobre 5.

Ver precio

¿Cómo elegir un termómetro digital?

Si quieres comprar un termómetro digital, ten presente estos aspectos para asegurarte de acertar:

  1. Tiempo de medición: cuanto menor sea, mejor. En esta comparativa de termómetros digitales hemos visto modelos que la realizan en menos de 30 segundos.
  2. Precisión: un termómetro digital profesional deberá tener un margen de error inferior a 0,01º C. Solo así reportará mediciones fiables.
  3. Señal sonora: para indicar cuándo ha finalizado la medición. Es especialmente indispensable en los modelos diseñados para axilas. También es recomendable usar un termómetro digital con aviso de fiebre, sobre todo, en el caso de personas con problemas de visión.
  4. Memoria de datos: una característica básica para comprobar cómo evoluciona tu proceso febril durante la enfermedad.
  5. Batería: generalmente, los termómetros digitales baratos funcionan con pilas de botón. Los modelos más sofisticados emplean baterías recargables.
  6. Apagado automático: para así ahorrar pilas y tenerlo siempre listo cuando más lo necesitamos.
  7. Precio del termómetro digital: una buena oferta en termómetros digitales puede permitirte adquirir un modelo clásico por menos de 10 €. En cambio, el precio de los termómetros digitales de infrarrojos oscila entre los 30 y los 100 euros, según sus funciones adicionales.
  8. Mejores marcas de termómetros digitales: Beurer, iHealth, Sararoom y Femometer son los fabricantes mejor valorados tras analizar cientos de opiniones de usuarios de termómetros digitales.
  9. ¿Quién lo usará?:
  • Bebés y niños de hasta 6 años: los mejores termómetros digitales para ellos son los rectales.
  • Niños mayores de 6 años y adolescentes: es más adecuado optar por termómetros digitales para la axila.
  • Jóvenes, adultos y personas mayores: los termómetros digitales orales y timpánicos (para el oído) son los más fiables.
  • Enfermos con afecciones contagiosas: termómetro digital láser infrarrojo ya que evita el contacto directo.
Foto: El botiquín esencial para luchar contra el coronavirus en casa

También es importante tener en cuenta el tipo de funcionamiento, que puede ser:

  • Láser infrarrojo: es un tipo de termómetro digital que no requiere de contacto físico.
  • Clásico: mediante termistores que detectan la temperatura según las variaciones de tensión de la piel.

¿Qué es un termómetro digital y para qué sirve?

Un termómetro digital es un dispositivo electrónico que sirve para medir la temperatura corporal y detectar si una persona tiene fiebre. Para ello, cuenta con un sistema de circuitos integrados que registran las variaciones de tensión producidas en la piel, la boca o el oído y las transforman en un valor numérico. Este se convierte en grados Celsius o Fahrenheit y se muestra a través de una pantalla de forma prácticamente instantánea.

La subida de temperatura suelen preceder a fiebre o malestar general por lo que tener un termómetro a mano es muy útil

¡Ojo! Un termómetro digital para cocina no es válido para medir la fiebre en personas. Su grado de sensibilidad es más bajo al tener que operar con temperaturas más extremas.

¿Termómetros digitales o de mercurio?

Sin duda, los termómetros digitales para detectar fiebre en adultos, bebés y niños son mejores que los de mercurio. Vamos a ver por qué:

  • Mayor precisión: no hay sistema más eficaz que de un termómetro digital corporal para detectar la fiebre. El mercurio es un metal pesado que puede verse alterado por las condiciones ambientales y el propio contacto con los dedos del usuario.
  • Más fácil de usar: no hace falta agitar los termómetros digitales antes de usarlos. Esto solo es necesario en el termómetro clásico de mercurio para unificar el mineral y que se expanda según la temperatura detectada.
  • Más rápido: los mejores termómetros digitales muestran la temperatura en grados centígrados en unos pocos segundos. Los de mercurio pueden tardar hasta 5 minutos en mostrar una medición fiable.
  • Más seguro: el mercurio es un elemento muy tóxico. Si el termómetro se rompe, se libera y se toca, inhala o come, puede provocar graves problemas de salud e, incluso, la muerte. Esto es algo especialmente preocupante en el caso de los niños. Sin embargo, es un riesgo que no existe en los termómetros digitales para medición de temperatura.

En España y en otros muchos países la venta de termómetros de mercurio está prohibida debido a la toxicidad de este metal pesado. Sin embargo, hay personas que aún los tienen en sus casas. Las autoridades sanitarias recomiendan su sustitución lo antes posible. Eso sí, no debes confundir termómetros clásicos de mercurio con termómetros de galio. Ambos poseen un sistema de funcionamiento similar pero estos últimos no son tóxicos.

¿Cómo funcionan los termómetros digitales?

En primer lugar, debes conocer qué elementos conforman cualquier termómetro digital:

  1. Termistor: está situado en la punta del termómetro. Es un dispositivo que, según la temperatura de la zona, varía su resistencia al paso de la electricidad.
  2. Circuito integrado: integra el termistor y se encarga de transmitir la información al transductor.
  3. Transductor: recoge la información del termistor y, mediante un convertidor análogo-digital, transforma el voltaje en un número binario.
  4. Display o pantalla digital: responsable de facilitar la lectura de la temperatura corporal.
Foto: Los mejores termómetros de bebé para medir su temperatura a cualquier hora

Dicho esto, el funcionamiento de un termómetro digital para bebés o adultos es relativamente sencillo. El termistor del circuito integrado detecta pequeñas variaciones de tensión producidas en la piel que modifican la temperatura. Según el valor de esta, la corriente eléctrica tiene mayor o menor dificultad para pasar a través de él.

Esa información recogida por el termistor es transmitida al transductor a modo de voltaje. Este cuenta con un convertidor análogo-digital que convierte el voltaje en un número binario. Después, usando la información almacenada en su memoria, solo tiene que convertir esos dígitos en grados Celsius o Fahrenheit. Finalmente, la pantalla del dispositivo muestra el dato de lectura.

¿Cuál es la temperatura normal del cuerpo?

La temperatura corporal varía según la edad, la actividad que se está realizando o el momento del día. Incluso puede variar entre dos sujetos expuestos a las mismas condiciones. Por ello, se considera normal todos los valores comprendidos entre los 36,1º C (97º F) y los 37º C (98,6º F).

¿Quiere decir esto que si tu temperatura corporal baja de 36º C tienes hipotermia y que si sube de 37º C tienes fiebre? No necesariamente. Dependerá de tus características individuales y de muchos otros factores externos. Por ello, es importante que te realices mediciones cuando no estés enfermo para saber cuál es la temperatura normal en ti y cuál no.

¿Qué tan seguros son los termómetros digitales?

Los termómetros digitales son 100 % seguros. Esto se debe a que funcionan sin cristal que pueda romperse y sin mercurio u otro metal que pueda resultar tóxico. Su uso no entraña ningún riesgo ni en niños ni en adultos.

Tipos de termómetros digitales

Podemos distinguir distintos tipos de termómetros digitales según el lugar en el que se deben utilizar:

  1. Termómetro digital timpánico: o termómetro digital de oído. Mide la temperatura introduciendo la punta del termistor dentro de la oreja y llegando hasta la cavidad del tímpano. Es muy fiable.
  2. Termómetro digital oral y axilar: recibe este nombre ya que, generalmente, puede usarse para medir la temperatura corporal tanto en la boca como en la axila. Es el más utilizado por los adultos, pero también el menos preciso.
  3. Termómetro digital rectal: es un medidor de temperatura que cuyo termistor debe introducirse por el ano. Es el termómetro digital recomendado para bebés y para enfermos graves. Ofrece una precisión extraordinaria.

Los termómetros pueden utilizarse en oídos, boca, axilas o recto. Los más completos sirven para medir la temperatura en todos ellos

Ahora bien, también es posible diferenciar dos tipos de termómetros en función de su modo de funcionamiento:

  1. Termómetro digital de contacto: debe colocarse en la axila, el recto, la boca o el oído para detectar la temperatura. Es decir, debe permanecer en contacto con la piel o adentrarse en una cavidad corporal.
  2. Termómetro digital infrarrojo: al contrario que el anterior, funciona sin contacto corporal. También es llamado termómetro frontal ya que puede detectar la fiebre en bebés, niños y adultos desde la frente. Es un sistema muy rápido e ideal cuando hay riesgo de contagio de alguna enfermedad infecciosa. De hecho, es el usado por las autoridades sanitarias durante la pandemia de COVID-19.

¿Cómo se usa un termómetro digital?

Muy fácil:

  1. Pulsa el botón de encendido del termómetro digital con pantalla LCD.
  2. Espera a que la numeración se ponga a cero.
  3. Coloca el termómetro en la zona recomendada por el fabricante (axila, oído, etc.).
  4. Espera a que suene la señal acústica que indicará el final de la medición.
  5. La pantalla ya indicará la temperatura.

Si se trata de un termómetro digital de frente sin contacto, solo tienes que ponerlo a unos 2-3 cm de la piel y esperar a que la pantalla refleje la medición.

¿Cómo saber si un termómetro digital funciona bien?

Estos son algunos problemas frecuentes en termómetros digitales y sus correspondientes soluciones:

  • La pantalla no se enciende: probablemente, se ha agotado la batería. Coloca una nueva pila para termómetro digital (generalmente, de tipo botón) y vuelve a intentarlo. Si no se enciende consulta la garantía del vendedor y/o el fabricante.
  • En la pantalla aparece 'LO': esto se produce porque la temperatura ambiental era demasiado baja previamente a realizar la medición. Repítela y saldrá bien.
  • Las mediciones dan resultados diferentes: no es necesario hacer dos mediciones consecutivas. Si lo haces, lo más probable es que la segunda sea más alta que la primera. Sin embargo, la correcta será la primera.

¿En qué zonas del cuerpo se puede usar un termómetro digital?

Dependerá del tipo de termómetro digital. Son estas:

  • Axilas: se considera fiebre a partir de 37,2º C. Es la zona recomendada para adultos pero no la más fiable. Pero, ¿en qué axila se pone el termómetro digital? Da igual. Los resultados son los mismos en ambas.
  • Boca: aquí se determina que hay fiebre a partir de los 37,3º C. Tampoco es demasiado precisa.
  • Oído: una buena opción para niños y enfermos contagiosos. Hay fiebre si la medición asciende de 37,5º C.
  • Recto: la zona más precisa, pero la más incómoda. Si la medición supera los 37,6º C, el sujeto tiene fiebre.
  • Frente: 37º C es el valor de referencia. En ella solo sirve un termómetro láser o infrarrojo inalámbrico. Los demás no son válidos.

¿Cómo se calibra un termómetro digital?

Hasta los mejores termómetros digitales deben ser calibrados periódicamente para detectar correctamente la alta temperatura corporal. En concreto, debes hacerlo antes del primer uso, después de una caída o si crees que la lectura es incorrecta.

Hay dos métodos eficaces para ver si hace falta calibrar un termómetro digital sin mercurio:

  • Llena un vaso de hielo picado y agrega agua hasta el borde. Remueve y espera 3 minutos antes de introducir el termómetro. Debe marcar 0º C (32º F).
  • Pon en un cazo un vaso de agua. Llévalo al punto de ebullición e introduce el termómetro. Si indica 100º C (212º F), está bien.

Pero, ¿qué sucede si no indica el valor correcto? Lo normal es que el termómetro digital cuente con un botón o una rueda de calibración. Púlsalo o gírala hasta que la pantalla muestre 0 o 100, según el sistema que eligieses. Ya estará listo para usar de nuevo.

¿Cómo se lee un termómetro digital?

Solo tienes que revisar la pantalla y leer la temperatura. Podrás saber si tienes fiebre comparando la lectura con lo comentado en el apartado “¿En qué zonas del cuerpo se puede usar un termómetro digital?”.

¿Cómo leer un termómetro digital en Fahrenheit?

Generalmente, los termómetros digitales de farmacia permiten realizar lecturas en grados Celsius y Fahrenheit. En España solemos usar los primeros para realizar mediciones, pero en otros países no. Por ello, si tu modelo viene del extranjero, puedes encontrarte con el problema de que solo mida la temperatura usando grados Fahrenheit.

Sin embargo, pasar de grados Fahrenheit a Celsius es muy sencillo. 0º C equivalen a 32º F y 100º C a 212º F. Tendrás fiebre si la medición arroja un resultado de entre 98,6º F (37º C) y 104º F (40º C) o superior.

¿Cómo saber si tienes fiebre sin un termómetro digital?

Es imposible saberlo con certeza. Lo habitual es poner la mano en la frente, pero no es un método eficaz ya que influye la sensación térmica de la piel de la mano. En cualquier caso, hay síntomas e indicadores de que podemos tener fiebre:

  • Dolor de cabeza.
  • Cansancio.
  • Malestar general.
  • Dolor concentrado en piernas y zona lumbar.
  • Mejillas sonrosadas.
Foto: ¿Dónde comprar mascarillas de forma segura para protegerse del coronavirus?

Estos son síntomas asociados a la fiebre, pero ni por separado ni en su conjunto implican necesariamente que tu temperatura corporal haya aumentado debido a la actividad de tu sistema inmunológico. Tenlo en cuenta.

¿Qué hacer si la temperatura es superior a los 37 grados?

Muchos factores pueden desencadenar que tengamos fiebre y no todos son necesariamente graves. Esta guía puede ser útil:

- Entre 37º C y 38º C: se considera fiebre leve. Un simple antitérmico (paracetamol o aspirina, por ejemplo) sin receta puede ayudarte a bajarla. Eso sí, conviene que pidas cita a tu médico de cabecera para que te vea lo antes posible. Revisa cada hora la evolución de la fiebre.

- Entre 38º C y 39º C: este rango de temperatura ya se considera elevado. Acude lo antes posible a un ambulatorio para que te atienda tu médico de familia o el servicio no demorable.

- Entre 39º C y 40º C o más: son cifras peligrosas y que indican una infección grave. Debes acudir a un servicio de urgencias ambulatorias u hospitalarias inmediatamente. Muchas personas, al superar los 39º C, experimentan delirios y pérdida de conciencia. En esos casos, lo más recomendable es llamar al Teléfono de Emergencias 112.

Mantenimiento y limpieza de termómetros digitales

Los termómetros digitales se usan sobre personas que, habitualmente, suelen estar enfermas. Por ello, es de vital importancia limpiarlos y desinfectarlos de este modo tras cada uso:

  1. Con un trapo humedecido en agua caliente y detergente, limpia la punta y la estructura del termómetro.
  2. Sécalo con un paño de tela.
  3. Aplica alcohol de 70º y deja que se evapore por sí solo.
  4. Vuelve a meterlo en su estuche y guárdalo en un lugar alejado del sol y de la humedad.

Solo realizando estos pasos tras cada uso evitarás la acumulación y transmisión de microorganismos patógenos y virus de una persona a otra dentro de casa. Sabiendo esto y todo lo demás que acabamos de contarte, acertarás seguro a la hora de comprar el mejor termómetro digital para ti y tu familia.

Compras
El redactor recomienda