'The Owners (Los propietarios)': un 'thriller' de invasión doméstica sobre la lucha de clases
  1. Cultura
  2. Cine
ESTRENOS DE CINE

'The Owners (Los propietarios)': un 'thriller' de invasión doméstica sobre la lucha de clases

La película protagonizada por Maisie Williams da un vuelco a las dinámicas del cine sobre asaltos a mansiones solitarias

placeholder Foto: Maisie Williams, en 'The Owners (Los propietarios)'.
Maisie Williams, en 'The Owners (Los propietarios)'.

El primer largometraje de Julius Berg combina el espíritu fatalista del cine de atracos mal resueltos con la tensión de los 'thrillers' de invasión doméstica. Los protagonistas, Nathan (Ian Kenny), Gaz (Jake Curran) y Terry (Andrew Ellis), tres colegas que parecen escapados de una versión contemporánea de 'Trainspotting' (1996), deciden robar en la mansión en las afueras propiedad del médico de la zona, aprovechando que el doctor y su esposa han salido. La novia de Nathan, Mary (Maisie Williams), se une al grupo a su pesar.

Berg presenta a cuatro personajes convincentes aunque un tanto estereotipados según las reglas del género: Nathan siente que solo podrá mejorar su vida si lleva a cabo un golpe de este tipo; Gaz le azuza para llevar a cabo el atraco apelando a su orgullo masculino, al tiempo que manifiesta una clara actitud psicópata; mientras que Terry encarna al amigo entre bonachón y cobardica, carne de abusones, que es hijo además de la señora de la limpieza del casoplón y, por tanto, viejo conocido de sus propietarios. Como sucede a menudo con los personajes femeninos, Mary se convierte en la depositaria del sentido común frente a la impulsividad irracional de los muchachos.

Tráiler de 'The Owners'

Desde el arranque de 'The Owners', queda claro que la falta de cohesión del grupo va a convertirse en su principal enemigo interior. Lo que se anticipaba como un robo rápido, limpio y sin víctimas no tarda en complicarse. Sobre todo, cuando los asaltantes deciden esperar al regreso de los propietarios de la casa para sonsacarles la combinación de la caja fuerte, que no han conseguido abrir por sus propios medios. Pero el doctor Richard Huggins (Sylvester McCoy) y su esposa Ellen (Rita Tushingham), un matrimonio ya entrado en años, no resultan la pareja de ancianos indefensos que el grupo de jóvenes ladrones se esperaba encontrar. El médico ejerce con gran talento sus dotes para la persuasión y la manipulación, y percibe en seguida los puntos débiles de sus atacantes. La mujer demuestra cierto control desde su evidente fragilidad. El miedo pronto cambiará de bando...

Los responsables de 'The Owners' subvierten las dinámicas de dominación y pánico propias del cine de invasión doméstica a partir de una perspectiva, la de clase, ya presente en el cómic original, 'Une nuit de pleine lune', de los belgas Hermann e Yves H., pero que aquí se inscribe en una tradición genuinamente británica. Los atracadores de extracción obrera, jóvenes sin perspectiva de futuro que esperan mejorar su estatus con un, 'a priori', robo fácil y asumible, acaban viendo frustradas sus expectativas ante un par de propietarios mucho más habituados que ellos a ejercer el poder y a someter a cualquiera a sus designios. Los ancianos están más que acostumbrados a enfrentarse a la 'plagas' que invaden su hogar. Berg y sus coguionistas, Mathieu Gompel y Geoff Cox, no caen en la condescendencia en el perfil de los protagonistas menos privilegiados. Su fracaso como criminales eventuales se debe en parte a una planificación apresurada y mal gestionada; sus actitudes tampoco son precisamente ejemplares. Pero al mismo tiempo el personaje de Terry pone de manifiesto hasta qué punto alguien llega a interiorizar un complejo de inferioridad y una actitud servicial ligada a la diferencia de clase.

placeholder Los protagonistas de 'The Owners (Los propietarios)'.
Los protagonistas de 'The Owners (Los propietarios)'.

Berg despliega la tensión del filme desde un encomiable control de los recursos del género. Aunque la catástrofe se intuye desde el principio y la violencia no tarda en estallar, el director dosifica los acontecimientos para trazar la progresiva transformación del interior de una casa acomodada y acogedora en un escenario más propio del cine de terror. 'The Owners' mantiene su contundencia sin concesiones hasta el final, en lo que se desvela como un retrato oscuro y perverso de esa Gran Bretaña de mansiones idílicas con propietarios encantadores cuidando del jardín.

Como protagonista principal, Maisie Williams deja claro que puede encarnar con total convicción papeles muy alejados del que le otorgó popularidad en medio planeta, el de Arya Stark en 'Juego de tronos'. Pero son sobre todo los dos intérpretes más veteranos quienes nos brindan las escenas más retorcidamente suculentas. Más conocido por dar vida a la séptima encarnación de 'Doctor Who' a finales de los ochenta, Sylvester McCoy borda aquí la figura del hombre acaudalado que tras una apariencia cordial y un trato un tanto paternalista esconde una personalidad de lo más tenebrosa. Y resulta un gran acierto encargarle a Rita Tushingham, icono del Free Cinema que renovó el concepto de estrellato femenino con personajes como la Jo de 'Un sabor a miel' (1961), de Tony Richardson, el papel de la propietaria en cuestión, una mujer a la vez vulnerable y terrible, que la actriz británica encarna desde un registro lleno de matices que incluye cierta retranca humorística, y una apariencia que la emparenta de cerca con esa Geraldine Chaplin convertida en secundaria de lujo del cine de terror actual.

Foto: Eddie Murphy regresa a uno de sus papeles míticos como Akeem de Zamunda. (Amazon Prime)
Foto: 'El monstruo de St. Pauli'.
Críticas de cine Cartelera y estrenos de cine Cine
El redactor recomienda